La marihuana no es solamente THC. De hecho, la marihuana es mucho más que cannabinoides. Los efectos que sentimos al consumir hierba, ya sea fumada, vaporizada o ingerida por otras vías, son el resultado de una compleja coreografía entre una serie de compuestos que se relacionan de forma sinérgica. Sin embargo, muchos de estos compuestos son poco conocidos.

Aun así, si compras marihuana legalmente (o, quién sabe, del mejor camello de todos los tiempos), el total de cannabinoides activos (TAC) debería aparecer en la etiqueta de la bolsa de marihuana. Si sabes qué tipo de efecto te gusta, combinar las cepas o productos con tus compuestos favoritos es una excelente manera de maximizar la experiencia. Esto es incluso más importante para los consumidores medicinales, ya que ciertos compuestos y proporciones pueden ser más adecuados que otros para aliviar determinados síntomas.

De todos modos, independientemente del fin con el que consumas la marihuana, conocer el TAC de tu producto puede mejorar enormemente tu experiencia.

¿Qué es el TAC?

TAC, en la terminología de la marihuana, se refiere al total de cannabinoides activos: la cantidad de cannabinoides detectables en un producto a base de marihuana que, de alguna manera, afectará al efecto general. Esta relación sinérgica se conoce como efecto séquito. A veces, cuando se expresa como TAC frente a THC, no significa que estén en oposición, sino más bien que se potencian entre sí.

Actualmente, el efecto séquito es poco conocido, incluso se duda que exista realmente. Pero la investigación indica que probablemente se trata de un fenómeno real.

En cualquier caso, se especula que la gran cantidad de cannabinoides (y otros compuestos) de ciertas cepas trabajan en equipo para determinar los efectos finales. No es tan simple como decir que X cantidad de THC es igual a un efecto tipo Y. En el ejemplo más conocido del efecto séquito, se ha demostrado que el CBD contrarresta algunos de los efectos psicotrópicos del THC. Por lo tanto, cuanto más cerca esté la proporción de CBD:THC a 1:1, los efectos negativos del THC, como la paranoia y la taquicardia, deberían ser más leves.

Este sencillo ejemplo solo incluye dos cannabinoides, pero podría haber una gran cantidad de moléculas diferentes interactuando directa e indirectamente dentro del cuerpo para influir en el efecto general.

¿Qué es el TAC?

TAC (total de cannabinoides activos) frente a TAC (conteo total de aeróbicos)

En lo que respecta a la marihuana, el TAC también puede referirse al "conteo total de aeróbicos". Este es el término que utiliza el sector, en toda la agricultura, para describir el contenido microbiano total de un producto.

En los cultivos comerciales de marihuana, es habitual que los criadores tengan que enviar la marihuana para hacer la prueba del TAC antes de que salga al mercado. Sin embargo, no es una práctica especialmente esclarecedora y se usa poco.

A pesar de indicar el recuento microbiano, el conteo total de aeróbicos no puede indicar si dichos microbios son patógenos o beneficiosos. Por ejemplo, muchos cultivadores de marihuana utilizan Bacillus subtilis, un fungicida bacteriano orgánico, para proteger sus plantas. En consecuencia, el producto final podría tener un TAC elevado a pesar de no representar ningún riesgo para la salud de los consumidores finales. Del mismo modo, un TAC reducido no indica una baja presencia de microbios patógenos.

Para los compradores esto no tiene demasiada importancia, ya que es poco probable que el conteo total de aeróbicos se indique en el producto final. Sin embargo, el total de cannabinoides activos sí que podría venir reflejado.

¿Qué cannabinoides contiene la marihuana?

Se conocen 113 cannabinoides producidos por la planta de marihuana. Técnicamente, se denominan fitocannabinoides, donde "fito" se refiere a las plantas.

De estos 113 fitocannabinoides, los dos más abundantes (y famosos) son el delta-9-tetrahidrocannabinol (THC) y el cannabidiol (CBD), pero hay muchísimos más. El primer cannabinoide que se forma en la planta de marihuana es el ácido cannabigerólico (CBGA), y a partir del CBGA se producen todos los demás cannabinoides.

Aunque el cuerpo de investigación es muy limitado en este contexto, existen ciertos cannabinoides secundarios que han llamado la atención de investigadores y consumidores de marihuana:

Ácido tetrahidrocannabinólico (THCA)
Es el precursor del THC, y debe pasar por el proceso de descarboxilación(calentamiento) para activarse. Esto sucede en gran medida cuando la marihuana se fuma, se vaporiza o se calienta lo suficiente.

• Cannabinol (CBN): cuando el THC se degrada, se convierte en CBN. Se están llevando a cabo investigaciones sobre los posibles efectos del CBN sobre el sueño.

Cannabinol (CBN)
Cuando el THC se degrada, se convierte en CBN. Se están llevando a cabo investigaciones sobre los posibles efectos del CBN sobre el sueño.
Cannabicromeno (CBC)
No se tiene tanta información sobre él como de otros cannabinoides. Sin embargo, parece tener una fuerte afinidad por los receptores CB2, mientras que el THC tiene una mayor afinidad por los receptores CB1. La investigación sugiere que la combinación de ambos podría dar resultados más completos a través del efecto séquito.
Cannabidivarina (CBDV)
Este compuesto no es tan abundante en la mayoría de las cepas de marihuana del mercado, pero es más común en las variedades índica autóctonas silvestres de Asia Central. Tiene una estructura química similar al CBD y se cree que ofrece efectos similares.

Otros compuestos destacados de la marihuana

Los cannabinoides no son los únicos compuestos que intervienen en el efecto séquito. Los terpenos, flavonoides y ácidos grasos también desempeñan funciones activas.

Esto podría dar como resultado algo sorprendente, pero, de hecho, los efectos de la mayoría de los medicamentos pueden alterarse bastante inhibiendo una enzima o produciendo más de un determinado neurotransmisor, por ejemplo.

Si tomamos como ejemplo la ayahuasca, el ingrediente activo que causa la euforia es la DMT. Pero la DMT generalmente no puede llegar al cerebro debido a la presencia de una enzima monoaminooxidasa (MAO). Sin embargo, parte de la mezcla de ayahuasca contiene un inhibidor de la MAO. Al suprimir esta enzima, el cuerpo es capaz de digerir el DMT de tal manera que atraviesa la barrera hematoencefálica.

Esto es solo un ejemplo de cómo algo sin efectos psicotrópicos puede ser una pieza esencial del rompecabezas psicotrópico general.

  • Terpenos

Los terpenos son los compuestos que aportan los aromas y sabores distintivos de la marihuana. Sin embargo, estas moléculas aromáticas no solo están en la planta de cannabis. Es más, se encuentran en la mayoría de las plantas y, en última instancia, se convierten en aceites esenciales y otro tipo de productos con aromas muy agradables. Aparte del olor intenso de la marihuana, los terpenos son responsables de los aromas de los bosques de pinos, los limones, el romero, etc.

Antes se pensaba que los terpenos afectaban a las personas solo por su olor, y que los diferentes olores tenían ligeros efectos sobre el estado de ánimo. Ahora se sabe que ciertos terpenos interactúan con el cuerpo directamente, incluso a través del sistema endocannabinoide. El betacariofileno, por ejemplo, activa los receptores CB2 en el sistema inmunológico.

Hay cientos de terpenos, pero algunos de los más frecuentes de la marihuana incluyen:

Pineno Como su nombre indica, el pineno desprende ese aroma a madera, savia y pino. Se cree que es uno de los terpenos más energizantes.
Linalool Desprende un aroma floral y produce un efecto calmante; también se encuentra en la lavanda.
Limoneno Si has olido mucha hierba, conocerás el aroma estimulante del limoneno. Este terpeno, como su nombre sugiere, es el que da a la marihuana ese potente sabor cítrico.
Eucaliptol Desprende el mismo aroma fresco que el eucalipto y actúa como antioxidante.
  • Flavonoides

Los flavonoides se encuentran en la mayoría de las plantas, donde tienden a desempeñar el papel de pigmentos. Cuando se consumen en los alimentos, tienen efectos antioxidantes y otros beneficios. Sin embargo, son poco conocidos en el ámbito de la marihuana y específicamente al fumarla. ¡Comer algo es muy diferente a quemarlo!

Dicho esto, parece que los flavonoides interactúan con el sistema endocannabinoide hasta cierto punto. En ese caso, aunque puede que sea demasiado pronto para decir exactamente qué tipo de influencia ejercen los flavonoides en el efecto séquito, es muy probable que afecten al proceso.

  • Ácidos grasos

Hay una gran cantidad de ácidos grasos en la marihuana. De nuevo, se han estudiado poco, pero la investigación preliminar sugiere que también pueden interactuar con el sistema endocannabinoide. Al facilitar la unión de los receptores 2-AG con los CB1 y CB2, se cree que juegan un papel potencial en el efecto séquito.

TAC en la marihuana: la vía de entrada

Por lo tanto, está claro que los efectos generales de la marihuana no solo los dictan dos poderosos cannabinoides. Tanto si fumas por el subidón de la marihuana como si simplemente disfrutas de sus efectos no psicotrópicos, puede que haya cientos de moléculas diferentes trabajando para dar lugar a la experiencia que sientes.

¿Para qué te sirve esto? Bueno, si puedes determinar el TAC de las variedades/productos de marihuana antes de comprarlos, tendrás más herramientas para lograr el efecto deseado y limitar los efectos que no te interesan.

Por supuesto, incluso si vives en un lugar donde la marihuana es legal y los fabricantes indican el TAC, no sabrás todos los compuestos que contiene. Pero al menos debería proporcionarte un desglose de los principales cannabinoides y tal vez incluso algunos terpenos.

En el futuro, es probable que descubramos más sobre las funciones que desempeñan los diferentes compuestos. De hecho, eso es exactamente lo que estamos haciendo en RQS. RQS Pro es una nueva iniciativa que se ha propuesto realizar investigaciones de vanguardia sobre la marihuana y sus compuestos. Con el tiempo, llegaremos a tener un mayor conocimiento de todas sus diferentes funciones y la mejor manera de aprovecharlas. Al comprender los diferentes compuestos de la marihuana, llegará un momento en que seremos capaces de producir una increíble variedad de cepas con concentraciones personalizadas. Busques lo que busques, es muy probable que lo tengamos.

¿TIENES MÁS DE 18 AÑOS?

El contenido de RoyalQueenSeeds.com es únicamente apto para adultos y está reservado para personas mayores de edad.

Asegúrate de conocer las leyes de tu país.

Al hacer clic en ENTRAR, confirmas
que tienes
18 años o más.