Los destilados de marihuana son una gran forma de consumir cannabis sin humos, que evita sus inconvenientes mientras te sigue dando un estupendo colocón. Aquí te explicamos en qué consisten y cómo hacerte uno!

Puede que muchos amantes de la marihuana no hayan escuchado hablar de esto, pero puedes convertirla en un destilado con alcohol fácilmente. Eso es, ¡con alcohol! Podrían parecer completamente opuestos, pero te aseguramos que funcionan estupendamente cuando se combinan aquí.

Éste es un gran método de consumo libre de humo, lo cual tiene muchas ventajas con respecto a otras formas de consumir cannabis. El destilado de marihuana también se conoce como “dragón verde”, y su uso no es para nada nuevo, ya que antes de la prohibición era la forma más popular de medicina cannábica. Aunque todavía está infravalorado, hoy en día con el creciente proceso de legalización en todo el mundo, está volviendo al mercado y a las casas de los aficionados a la marihuana.

CÓMO HACER UN DESTILADO DE MARIHUANA

Como comentamos anteriormente, destilar hierba no es tan complicado: sólo necesitarás unas cuantas herramientas para hacerlo.

1. Descarboxila tu cannabis. Pueden ser extractos o cogollos. Nosotros descubrimos que Amnesia Haze va bien para esto.

2. Coloca tus cogollos o extractos en un frasco de cristal y mézclalo con aguardiente (con una graduación mínima del 90%). El ratio mínimo que necesitas es 1g de marihuana por cada 35ml de alcohol. Hay quien usa aproximadamente 6g cada 35ml para conseguir un destilado realmente potente, pero es mejor empezar poco a poco y calibrar los efectos.

El alcohol es necesario para separar los cannabinoides del material de la planta, ya que arrastra a los cannabinoides con él.

3. Deja reposar la mezcla durante al menos unas semanas, hasta 2 meses. Guárdala en un lugar seco y agítala suavemente una vez al día. El período adecuado todavía se sigue debatiendo, así que probablemente necesites unos cuantos intentos para encontrar el destilado ideal para ti.

4. Después del período de destilación, deberías obtener un alcohol verde con infusión de marihuana. Cuela el preparado y ponlo en un bote marrón oscuro de medicamento, con una tapa dosificadora. Haciendo esto conseguirás almacenar tus cannabinoides de forma segura y el cuentagotas te ayudará con las dosis.

Ahora puedes guardar tu destilado en un lugar fresco y oscuro. Debería conservarse durante mucho tiempo sin perder potencia.

Alternativamente, si no quieres utilizar alcohol, podrías utilizar glicerina vegetal. Sin embargo, los cannabinoides tardan más en unirse a él, por lo que necesitará al menos 2 meses de reposo.

DOSIFICACIÓN Y EFECTOS

El destilado de cannabis es uno de los mejores métodos de consumo de marihuana. Puedes tomarlo poniendo unas gotas bajo la lengua o disuelto en comida o bebida. Si necesitas inspiración para pensar recetas que puedas infusionar, tenemos unos cuantos recetas con marihuana que te podrían interesar.

> Top 5 De Recetas Fáciles Con Marihuana Para Salir Volando

Cuando tomes tu destilado bajo la lengua empieza con una gota o dos. Es necesario mantenerlas bajo la lengua durante unos minutos antes de tragarlas. La membrana que hay debajo de la lengua es fina y permite que una parte de los cannabinoides pasen a través de ella al flujo sanguíneo. Por tanto, los efectos deberán empezar a notarse entre 15-45 minutos después. Sin embargo, cuando comes o bebes algún alimento con marihuana puede llegar a tardar 90 minutos en hacer efecto, porque tiene que atravesar el sistema digestivo. Un vez que has visto cuáles son los efectos para ti, puedes ajustar la dosis consecuentemente para conseguir lo que buscas.

LOS BENEFICIOS CON RESPECTO A OTRAS FORMAS DE CONSUMO

Si todavía no estás convencido con los destilados cannábicos, aquí te explicamos algunas de sus ventajas:

DESTILADO DE MARIHUANA1. ¡Tiene pocas calorías! Comparado con los típicos brownies de marihuana, un destilado tiene un bajo contenido de calorías. Esto es bueno cuando tienes que vigilar tu peso pero quieres seguir disfrutando de alimentos cannábicos.

2. Es discreto: sólo tienes que echar una gota cuando te apetezca! No tienes que esconderte o buscar un sitio donde fumar.

3. Es rápido: 15-45 minutos hasta que los efectos se empiezan a notar! Con alimentos o bebidas tendrás que esperar el doble. Además, la dosis es más controlable.

4. Es potente: el colocón te pegará más rápido y durará más! Fumar o vaporizar la misma cantidad de marihuana nunca podrá conseguir esto. Sólo algunos comestibles pueden llegar a tener efectos tan duraderos.

5. A diferencia de los extractos cuando se toman solos, el destilado de cannabis tiene efectos vigorizantes! El “dragón verde” contiene además mucha clorofila (de ahí el nombre), que también tiene muchas propiedades beneficiosas. Es un potente antioxidante, elimina el apetito y purifica tus células.

Así que disfruta con este método alternativo para el consumo de marihuana! A pesar de que no es un ritual como el de liarte un canuto o hacer una sesión de vaporización, no debemos infravalorarlo. ¡Prúebalo y lo verás!

 

Carrito

Artículos GRATUITOS incluidos

Sin producto

Transporte € 0.00
Total € 0.00

Confirmar