Durante mucho tiempo, el cultivo de hierba se consideraba un proceso costoso. Cuando la gente piensa en cultivar marihuana, muchos se imaginan un equipo de iluminación caro, fertilizantes, reguladores de temperatura y humedad, y 50€ por semilla de cannabis. Pero no te preocupes, lo que ofrece el mercado actual no tiene nada que ver.

Hoy en día, encontrarás máquinas que cultivan marihuana de principio a fin sin que te des cuenta. La llegada de este tipo de avances tecnológicos ha hecho que bajen los precios y que aumente la disponibilidad de métodos más convencionales.

Hay varios factores a tener en cuenta en el cultivo de marihuana. Veamos cómo se puede ahorrar la mayor cantidad de dinero posible en una operación de cultivo sin que afecte a la calidad del producto. Porque si quieres obtener una hierba de mala calidad, es muy fácil hacerlo con poco dinero. Lo bueno de cultivar cannabis es que te puedas sentir orgulloso cuando lo fumes con los amigos. Analicemos cada una de las variables implicadas y veamos en qué aspectos se puede ahorrar algo de dinero.

Cultivo De Interior Buena Genética

GENÉTICA

Podríamos pensar que el primer paso para ahorrar dinero es adquirir semillas baratas, pero nos estaríamos equivocando. Este aspecto es precisamente en el que más se debe invertir. Unos genes de calidad contribuirán en buena medida al mantenimiento de la salud de tus plantas, incluso si utilizas productos de calidad inferior durante las últimas etapas del cultivo.

Los genes autoflorecientes también pueden ayudarte a ahorrar dinero. En muchos casos, las variedades auto comienzan a florecer tras solo 2-3 semanas a partir de la germinación. Además, su floración no depende de las horas de luz que reciben, como las variedades fotodependientes. Y por último, las autoflorecientes pasan de siembra a cosecha en muy poco tiempo, lo que ayuda a ahorrar dinero al cultivador de interior. En estos momentos, tenemos más de 20 variedades autoflorecientes  distintas en nuestra tienda. Estas variedades garantizan la obtención de los rendimientos deseados en un plazo de tiempo muy adecuado.

En nuestro catálogo de semillas autoflorecientes, ofrecemos la estupenda Royal Dwarf, una cepa premiada en concursos. No solo es una variedad económica que apenas cuesta 5€ por semilla, también es muy fácil de cultivar. Fácil en el sentido de que no vas a necesitar un espacio muy grande. Por algo se llama "Dwarf" (enana). Se trata de una planta pequeña y compacta, pero que aun así produce hasta 200g/m² en interior.

ASPECTOS ESENCIALES DEL CUARTO DE CULTIVO

Ahora que ya tenemos las semillas, tendremos que organizar el espacio de cultivo para que puedan crecer y alimentarse. El cultivo interior siempre resulta más caro que el exterior, por lo que principalmente veremos lo que se necesita en un cuarto de cultivo.

LUCES

Las luces son una de las variables más importantes a la hora de cultivar cannabis. Sin luz, la planta no crece; punto final. La iluminación interior deberá imitar a la energía producida por el sol, por lo que puede ser bastante cara, especialmente si se cultivan varias plantas. Pero hay formas de ahorrar en este aspecto. Una de las mejores opciones es comprar lámparas de segunda mano. Solo necesitarás bombillas nuevas. Puedes encontrar lámparas y reflectores en eBay y sitios parecidos, y lo más probable es que funcionen tan bien como los modelos nuevos.

Las luces LED son una excelente opción para ahorrar en electricidad, aunque probablemente sean la opción más cara. Las lámparas fluorescentes son más baratas pero consumen mucha más energía y tendrás que cambiar las bombillas cuando pases de la etapa vegetativa a la de floración. Puedes adquirir la EnviroGro 4, que cuesta entre 90 y 120€ y es una estupenda opción para el ciclo vegetativo.

Las luces HPS son la tercera opción. Son luces de espectro completo, pero no duran mucho tiempo y, además, generan mucho calor, lo que significa que necesitarás más ventiladores para enfriar el cuarto. El Sistema Digital Regulable iPower es una excelente elección, ya que viene con una campana de enfriamiento que ayuda a reducir el calor que emite, pero conlleva el coste adicional del extractor. Estos sistemas cuestan entre 130 y 250€.

CIRCULACIÓN DEL AIRE Y CALOR

La circulación del aire es fundamental para mantener un entorno saludable. Las luces generan calor de forma constante. Además, las plantas transpiran a diario. Por lo tanto, es importante que entre aire fresco en el cuarto de cultivo y que salga el aire viciado. Esto significa que vas a necesitar ventiladores y extractores, que vas a encontrar en eBay desde tan solo 10€, y también puedes hacer tu propio filtro de carbono para reducir el olor.

Cuando intentes recrear el ambiente nocturno, el cuarto o armario de cultivo comenzará a enfriarse, por eso, vas a necesitar calor extra. Durante el día, las luces producen suficiente calor, pero por la noche, el cuarto de cultivo se enfría de forma considerable. Tanto es así que podría ser perjudicial para la salud de tus plantas. Puede que la compra de un equipo calefactor adicional te parezca demasiado, pero te darás cuenta de lo útil que es cuando lo necesites.

Ventiladores Y Extractores Cannabis Cultivo

REFLECTORES Y PAREDES REFLECTANTES

Debes asegurarte de obtener el máximo provecho de tus luces. Las paredes reflectantes ayudan a que la luz rebote por todo el cuarto y llegue a todas las partes de la planta. Esto probablemente te proporcionará mayores rendimientos con el mismo número de lámparas.

La solución más sencilla es adquirir un armario de cultivo. Puedes encontrarlos por apenas 100€, como el Apollo Horticulture. Por lo general, son herméticos y resistentes al agua. Son sumamente prácticos y caben de forma discreta en casi cualquier casa.

ARTÍCULOS ESENCIALES PARA LAS PLANTAS

Ya hemos cubierto los aspectos fundamentales del entorno de la planta. Ahora vamos a ver qué necesita la propia planta. Lo primero es el espacio. Puedes usar un ropero, una habitación entera, o comprar un armario de cultivo. Esto dependerá de tu presupuesto y de lo que tengas a tu disposición.

MEDIO DE CULTIVO

Si quieres ahorrar dinero a la hora de elegir un medio de cultivo, la tierra es la mejor opción. La más sencilla y más barata. Dependiendo del tipo y calidad del suelo, puede que no necesites demasiados fertilizantes adicionales. También puedes hacer tu propio abono o humus de lombriz sin apenas coste adicional.

FERTILIZANTES

Pero si ves que necesitas más suplementos nutritivos, utiliza productos diseñados especialmente para el cannabis. Es muy importante, ya que vas a consumir el producto de tu planta. Si los cogollos han sido cultivados con productos químicos dañinos, el cannabis podría resultar perjudicial para tu organismo. Si vas a usar un fertilizante genérico, asegúrate de que esté diseñado para productos comestibles como frutas o verduras. De esta forma, sabrás que es seguro fumarte el cogollo después de haberlo alimentado con ese producto.

Vertafort te ofrece varias opciones muy baratas. Solo tienes que disolver una pastilla en 3-5 litros de agua para crear la mezcla. Tienen pastillas tanto para la etapa vegetativa como para la floración. No te dejes engañar por la publicidad de otras marcas más caras que aseguran que solo sus productos son capaces de hacer un buen trabajo. Siempre que sepas lo que buscas, encontrarás opciones baratas. No empieces antes de realizar todas las investigaciones necesarias.

CÓMO CULTIVAR EN EL EXTERIOR CON POCO DINERO

Cuando se cultiva al aire libre, hay muy pocos aspectos que se puedan controlar. Por lo tanto, deberás asegurarte de no adquirir un suelo barato y de mala calidad. Incluso si tienes las genéticas perfectas y el fertilizante ideal, si la tierra es demasiado barata, la semilla no crecerá. No tendrás que gastarte más de 100 euros, y teniendo en cuenta lo que está en juego, no es demasiado.

En lo que respecta al agua, el coste dependerá de dónde vivas, pero no debería ser mucho. Utilizar un suelo de calidad también garantiza la absorción y drenaje de la cantidad adecuada de agua.

Si decides usar un fertilizante externo, el coste dependerá de lo informado que estés. Si puedes hacer tu propio humus de lombriz, probablemente no necesites macronutrientes extras, pero dependerá de tu tiempo, recursos y calidad del suelo.

Suelo Cannábico Macronutrientes

Pero en lo que respecta al cultivo interior, habrá gastos adicionales. Como ya hemos mencionado, hay ciertos materiales de los que no se pueden prescindir cuando se cultiva en interior. El armario que utilices, junto con las luces, el calor y el sistema de circulación de aire, son partes integrales del éxito de tu cosecha.

Una vez que lleves a cabo esta inversión inicial, el cultivo de otras plantas resultará más económico. Si puedes cultivar al aire libre, hazlo. Ahorrarás dinero. Sin embargo, muchos sostienen que la marihuana de interior tiene mejor calidad. Aunque los partidarios de cada método ofrecen diferentes argumentos para defender su postura, el cultivo interior te proporciona un control mucho mayor del entorno de tus plantas.

Pero oye, ya sea por poco o por mucho dinero, estás cultivando marihuana. Así que disfruta y acuérdate de aprender de tus errores. Esto significa que tu próxima cosecha será más barata; y la próxima, más barata aún. ¡Buena suerte con tu próximo cultivo!

Carrito

Artículos GRATUITOS incluidos

Sin producto

Transporte € 0.00
Total € 0.00

Confirmar