Aprovecha los tallos del cannabis y saca el máximo partido a tu cosecha.

Índice:

Si eres de esas personas que no trituran los tallos con sus cogollos, lo más seguro es que tengas una bolsa de basura llena de ellos, o una colección impresionante. Si perteneces al primer grupo, te traemos información que podría hacer que cambies esa costumbre. Pero si eres de los últimos, hoy puede ser tu día de suerte.

¿QUÉ PUEDES HACER CON LOS TALLOS DE MARIHUANA?

En realidad, estos tallos son mucho más que los restos que desechas cuando trituras hierba. De hecho, si guardas los suficientes, te puedes colocar con ellos. Y si no te apetece colocarte, también puedes darles otros usos en manualidades o incluso como mantillo. ¿Cómo? Lo explicamos en más detalle a continuación.

FUMAR

La solución más sencilla, aunque menos recomendable, es triturar los tallos y fumarlos. Esto siempre es una experiencia un poco desagradable, y el humo contiene numerosos compuestos nocivos de la celulosa de los tallos. Esta celulosa también hace que los tallos se calienten demasiado al arder - tanto como para quemarte la garganta y los pulmones. Una vez más, no es muy recomendable, así que ten cuidado. Muy poca gente lo hace, pero por algún motivo, algunas personas deciden fumarlos.

FUMAR

CHARAS

Es un tipo de hachís que se elabora a mano. Para hacer charas, frota los tallos del cannabis entre las palmas de tus manos. Y a continuación, frótate las manos sobre un recipiente hasta que salga un hilillo de hachís. No será mucho, pero si haces lo mismo con 100 gramos de tallos con un contenido medio de THC, te asombrará la cantidad que puedes acumular. El resultado final será un montículo de hachís de varios sabores que no podría ser más de la vieja escuela.

KIEF

Para empezar, trocea los tallos y ponlos en una bolsa de plástico con cierre. Mete la bolsa en el congelador y vete añadiendo más tallos cuando puedas. Cada vez que añadas más, agita bien la bolsa. De esta forma, los cristales de resina congelados se desprenderán de los tallos y, poco a poco, se irán acumulando en el fondo de la bolsa. Y cuando apartes los tallos, tendrás un montón de kief para fumar.

BUBBLE HASH

Al igual que con el kief, si quieres conseguir bubble hash de calidad, el primer paso es congelar los tallos. Pero en lugar de agitarlos, ponlos en una licuadora. Lee la receta del método de la batidora en nuestra guía para hacer hachís, pero sustituye "flores" por "tallos". Si sigues las instrucciones repitiendo el mismo proceso unas 4-5 veces, tendrás un bubble hash de calidad.

NO TE OLVIDES DE DESCARBOXILARLOS

Antes de nada, si quieres aprovechar el THC de tus tallos, primero deberás descarboxilarlos. Por el nombre, podría parecerte un proceso complicado, pero solo significa calentarlos hasta cierto punto. Esta acción genera THC psicoactivo y de absorción fácil a partir de su precursor químico, THCA. Lo que hace que los tallos sean perfectos para elaborar tinturas, hachís, extractos y comestibles.

Para ello, extiende los tallos bien repartidos en una bandeja para el horno, y hornéalos a 110°C (o 100°C en un horno con ventilador) durante 60 minutos. Cuando estén descarboxilados, ya los puedes usar.

TÉ O CHAI

Para empezar, vas a necesitar un buen puñado de tallos que no hayan sido usados para hacer hachís. Pon 450ml de agua y una cucharada de aceite de coco en una cacerola pequeña. Corta y añade los tallos y hiérvelos a fuego lento, revolviendo continuamente. Deja que cuezan durante 7-8 minutos para que el líquido se reduzca un poco. Cuela los tallos, espera a que la mezcla se enfríe, y ¡salud!

El té de cannabis tiene un sabor un poco fuerte, pero puedes añadir otras hierbas y edulcorantes para mejorarlo. Disimúlalo con menta, limón, miel, azúcar o una bolsita de té de sabores. Si vas a preparar té chai, añade semillas de cardamomo, pimienta y jengibre.

TÉ O CHAI

LICOR DE MARIHUANA

Los whiskys, vodkas y tequilas con una graduación alcohólica igual o superior a 40 grados, son capaces de disolver la resina del cannabis. Aquí tienes una receta estupenda para hacer vodka con marihuana.

Pon el licor que prefieras en un frasco de vidrio, para facilitar el acceso. Deja unos cuantos tallos a remojo durante una semana o así. Para cuando vayas a añadir otra tanda de tallos, los primeros habrán dejado toda su esencia en el líquido.

Si quieres aumentar la potencia, deberás hacer lo mismo durante varios meses y con varios puñados de tallos. Pero, al final del proceso, tendrás una potente mezcla de sustancias en un único producto.

MANTEQUILLA DE THC Y OTROS COMESTIBLES

Si tienes suficientes tallos como para llenar la mitad de un cazo, haz mantequilla con THC. Sustituye cogollos por tallos en esta receta de cannabutter para obtener un producto similar pero con un efecto mucho más suave. Donde dice "28g de flores", pon "la mayor cantidad de tallos picados que puedas". Añadir esta mantequilla a tus creaciones culinarias les dará un toque agradable.

CREMAS TÓPICAS

Uno de los métodos menos convencionales de disfrutar del cannabis son las cremas con marihuana, que se han hecho muy populares en los últimos años. Además de hidratar la piel, las lociones con cannabis también ayudan a cuidar de los músculos. Y son una maravilla para la elasticidad de las articulaciones, así como para las pieles enrojecidas y delicadas. Afortunadamente, también tenemos una receta para preparar una loción de marihuana. Pero ten en cuenta que tendrás que sustituir los "15-30g de flores" por el doble o triple de tallos, o una cantidad aproximada.

MANUALIDADES

Puede que no pienses mucho en ello, pero el cannabis también sirve para otras cosas aparte de para colcocarte. Es un material vegetal natural como cualquier otro, lo que significa que tiene un montón de usos artesanales.

MANUALIDADES

PAPEL

Podría sonar extraño, pero recuerda que el cáñamo es una de las principales alternativas al papel con base de madera. Y el papel hecho con tallos no es nada extraño, aunque sí un poco tosco.

La parte más difícil de la elaboración de papel es hacer primero el marco. Puedes usar una media estirada sobre un armazón de alambre, o un mosquitero viejo grapado a un marco de madera. El objetivo es tener una superficie plana y permeable con la que drenar el agua de la pulpa.

A continuación, mezcla en una licuadora la misma cantidad de tallos y de papel normal. Añade suficiente agua para que la mezcla se pueda remover y combinar con facilidad. Cuando quede una papilla con muy pocos trozos intactos, échala con cuidado sobre el marco. Sacúdelo suavemente para que la pulpa se reparta de manera uniforme. Si vas a hacer una lámina grande, necesitarás una racleta para alisar el papel. Deja drenar. Después de 24 horas, levanta el papel con cuidado y cuélgalo para que se seque. ¡Recorta según necesites y listo!

TEJEDURÍA A PEQUEÑA ESCALA

Los tallos se pueden despojar de su fibra exterior incluso a pequeña escala. Para este proceso, llamado descortezamiento, se utiliza una de las herramientas más sofisticadas: tus manos. Al estar unidas por una matriz de celulosa, estas fibras deben frotarse con los dedos para que se separen en filamentos individuales. Estos filamentos se retuercen para formar cordeles resistentes. Si tienes los suficientes, hay un montón de posibilidades. ¿Podemos sugerirte una bonita pulsera artesanal?/blog-hemp-and-cotton-which-is-the-better-textile-n1087

TEJEDURÍA A GRAN ESCALA

Si eres un cultivador casero con muchos tallos de sobra, las posibilidades son aún mayores. Cuando despojes los tallos y ramas de sus fibras más largas, podrás crear ornamentos, canastas e incluso hilo si le dedicas el tiempo suficiente.

MANTILLO

Y para terminar, también puedes usar los tallos para cultivar más cannabis. Utiliza una astilladora de madera (u otro método de procesamiento) para convertir tus tallos en mantillo. De esta forma, protegerás el suelo de tu cultivo y garantizarás que tus plantas retengan la mayor cantidad posible de agua. Hay mucha más información sobre cómo usar el mantillo de forma adecuada, pero esperamos haber despertado tu interés.

APROVECHA LOS HUMILDES TALLOS DE TU HIERBA

¿Ves? No hay razones para quejarse por tener demasiados tallos. Hay un montón de cosas que puedes hacer con ellos si tienes las herramientas necesarias, y si juegas bien tus cartas, también podrás colocarte. Esperamos que esto te haya ayudado a apreciar aún más la versatilidad de la planta de marihuana.

¿TIENES MÁS DE 18 AÑOS?

El contenido de RoyalQueenSeeds.com es únicamente apto para adultos y está reservado para personas mayores de edad.

Asegúrate de conocer las leyes de tu país.

Al hacer clic en ENTRAR, confirmas
que tienes
18 años o más.