By Luke Sholl


¿Se pueden mezclar marihuana y setas mágicas? ¿Forma esta pareja de sustancias que alteran la mente un efecto sinérgico, o simplemente producen un mal viaje? Aunque entendemos la bioquímica responsable tanto de un colocón de marihuana como de un viaje con hongos, la interacción de estos dos procesos sigue siendo un misterio. Continúa leyendo para descubrir la diferencia entre ambos, y si la hierba y las setas funcionan bien juntas.

¿Son el cannabis y los psicodélicos compatibles?

Tanto la marihuana como los hongos alucinógenos son fuentes naturales de compuestos químicos (cannabinoides y alcaloides, respectivamente) que producen un estado de conciencia alterada tras su consumo. Varias culturas han tomado estas sustancias psicoactivas naturales a lo largo de toda la historia por diferentes motivos, que van desde los holísticos a los ceremoniales. En la actualidad, se siguen utilizando con esos mismos fines en distintas partes del mundo, y mucha gente también las consume por motivos recreativos o para expandir sus conciencias.

Dado que la marihuana y los psicodélicos producen efectos distintos sobre el cuerpo y el cerebro, los consumidores a menudo los mezclan con la esperanza de experimentar un efecto sinérgico. Pero ¿son compatibles?

Aunque no existe ningún ensayo clínico sobre la seguridad y eficacia de consumir marihuana y setas mágicas juntas, los testimonios anecdóticos describen unos efectos variados. Algunos consumidores afirman que los productos ricos en CBD ayudan a reducir los efectos secundarios de los hongos, mientras que los niveles altos de THC potencian sus efectos alucinógenos. A continuación encontrarás todo lo que hay que saber sobre la combinación de marihuana y setas mágicas.

Cultivar marihuana y setas

Pero antes de profundizar en los efectos, ¿cuál es la opinión general sobre cultivar hierba y hongos al mismo tiempo? ¿Deberías cultivarlos juntos? Probablemente no.

Las setas necesitan unos cuidados y atención extra para permanecer hidratadas y libres de contaminación. Mientras que los cultivadores de cannabis solo tienen que sembrar las semillas en el sustrato, los de hongos deben esterilizar el medio de cultivo con el fin de destruir los microbios. Para conseguir el primer lote, utilizan frascos o recipientes especiales con los que crean un ambiente con mucha humedad y CO₂, para mantener los microbios fuera. En cambio, la marihuana necesita una humedad más baja y unos niveles más altos de oxígeno para crecer bien.

Sin embargo, después de la primera cosecha, los cultivadores pueden trasladar el sustrato completamente colonizado de las setas (que ahora será más resistente a la contaminación) a su jardín o cuarto de cultivo de cannabis, con la esperanza de conseguir un segundo lote. A menudo optarán por colocar el bloque de micelio alrededor de la base de sus plantas, añadir una capa de paja y estiércol, y regarlo. Si las condiciones son las adecuadas, conseguirán el segundo lote en muy poco tiempo. Si no es así, no se desperdicia nada; el medio de cultivo usado y los hilos de hifas del bloque son fuentes de nitrógeno y otros elementos que nutrirán el suelo.

Cannabis y setas alucinógenas

Para entender la compatibilidad entre estas dos sustancias, es conveniente conocer en qué difieren. Por un lado, la marihuana y los hongos pertenecen a dos reinos de vida completamente distintos. Como miembros del reino vegetal, las plantas de cannabis son organismos autotróficos que crean energía por medio de la fotosíntesis.

En cambio, las setas de psilocibina pertenecen al reino de los hongos, y son unos organismos heterótrofos que liberan enzimas para digerir los alimentos de forma externa, antes de utilizar las moléculas más pequeñas.

Aparte de estas diferencias evolutivas, el cannabis y los hongos producen unos efectos radicalmente distintos en el cerebro humano.

Consumo

El método con que se consume una sustancia altera la forma en que dicha sustancia actúa sobre el organismo. La vía de administración influye en el inicio, la duración, e incluso las sustancias químicas secundarias que se crean como resultado de las diferentes vías metabólicas. Dado que es una de las plantas más versátiles que existen, hay muchísimas formas de consumir cannabis. Sin embargo, las opciones son más limitadas en el caso de los hongos alucinógenos.

  • Marihuana

Muchas personas eligen fumar marihuana por ser un método sencillo y de efecto rápido. Sin embargo, la preocupación por los subproductos tóxicos de fumar ha hecho que mucha gente se pase a la vaporización.

Los comestibles de cannabis son famosos por su potencia. Tomar alimentos o bebidas con marihuana expone los cannabinoides al metabolismo de primer paso. Esto convierte la principal molécula psicoactiva, THC, en el metabolito más potente 11-hidroxi-THC. Por eso, la ingesta oral de marihuana produce un efecto con un inicio y una duración más lentos.

La administración sublingual (que consiste en depositar un extracto de cannabis debajo de la lengua) envía los cannabinoides directamente al torrente sanguíneo. Esta ruta proporciona un inicio rápido de los efectos sin necesidad de inhalar humo o vapor.

La marihuana también se puede aplicar sobre la piel en forma de crema o loción, aunque es probable que al torrente sanguíneo solo llegue una cantidad insignificante de THC.

Cannabis y setas alucinógenas
  • Hongos

Los hongos se pueden consumir frescos o secos por sí solos, con alimentos o en té. El método “lemon tek” es especialmente popular entre los psiconautas, y consiste en poner las setas en remojo con zumo de limón o lima para conseguir un efecto más rápido y un mejor sabor. Existen muchas más formas de consumir hongos, como elaborar con ellos barritas de chocolate o preparar miel azul.

Dicho esto, la vía oral sigue siendo la forma más viable de consumir estos hongos. Si te estás preguntando si las setas mágicas se pueden fumar, técnicamente es posible, pero lo más probable es que reduzca su potencia.

Cannabis y setas alucinógenas

Efectos

La marihuana produce cientos de compuestos diferentes que pertenecen a varias familias químicas, como cannabinoides, terpenos y flavonoides. Sin embargo, el cannabinoide THC es el responsable de los efectos psicoactivos de la hierba.

Del mismo modo, los hongos psilocibios contienen varios alcaloides conocidos por su capacidad de alterar la conciencia: psilocibina, psilocina y baeocistina.

  • Marihuana

Las variedades ricas en THC producen un “subidón” que a menudo se caracteriza por unas sensaciones de euforia, creatividad y apertura mental. Los efectos secundarios más habituales son enrojecimiento de ojos, sequedad bucal, aumento del apetito y ansiedad. Gracias a la conversión de THC en 11-hidroxi-THC, los comestibles de marihuana producen un efecto más potente que raya lo psicodélico. Por eso, los efectos secundarios negativos como paranoia, ansiedad y miedo son potencialmente más probables.

Cannabis y setas alucinógenas
  • Hongos

Los hongos psilocibios producen una experiencia cognitiva mucho más intensa, dependiendo de la dosis. Mientras que las dosis pequeñas dan lugar a una sensación de euforia y sentidos exacerbados, las dosis altas están asociadas a alucinaciones, la muerte del ego, y una desconexión de la realidad completa pero temporal, en algunos casos.

Cannabis y setas alucinógenas

Mecanismo de acción

Al ser un “psicodélico clásico”, las setas mágicas influyen en diferentes rutas cerebrales que el THC. Con esto en mente, los mecanismos de acción de cada sustancia nos dan una idea más precisa de su potencial sinérgico o ausencia del mismo.

  • Marihuana

¿Cómo coloca el THC? Tras la inhalación, esta molécula entra en la circulación sanguínea y atraviesa la barrera hematoencefálica. Y una vez en el cerebro, el THC se une a los receptores CB1, lo que da lugar a un gran aumento en la liberación de dopamina (un neurotransmisor implicado en el sistema de recompensas y la sensación de bienestar). Pero el THC no funciona solo. Los terpenos aromáticos y otros cannabinoides, como el CBD, trabajan juntos para hacer que estos efectos sean, por ejemplo, relajantes o vigorizantes. Como ya hemos dicho, el THC comestible sigue una ruta distinta en el cuerpo, pero en última instancia, también estimula los receptores CB1.

  • Hongos

Junto al LSD, la mescalina y la DMT, la psilocibina está considerada un psicodélico clásico, es decir, un compuesto que interactúa con el sistema serotoninérgico. Cuando la psilocibina entra en el cuerpo, los procesos metabólicos rápidamente desfosforilan (convierten) la molécula en el metabolito psilocina, que se une a los receptores de serotonina. En condiciones químicas normales, la serotonina (el principal ligando de este sistema) se une a estos receptores para ayudar a mantener una función cognitiva normal. Sin embargo, cuando el sistema se retoca ligeramente, la psilocina puede provocar un cambio temporal profundo en el procesamiento cognitivo.

¿Qué ocurre cuando mezclas marihuana con setas mágicas?

¿Qué pasa si se mezcla cannabis con hongos psilocibios? ¿Se produce un mal viaje, o da lugar a unos efectos sinérgicos? Lo cierto es que no sabemos cómo funcionan juntos exactamente, ya que no se han llevado a cabo investigaciones científicas en este aspecto. Sin embargo, los testimonios nos dan una idea de la posible compatibilidad entre la psilocibina y el cannabis. El resultado de combinar ambas sustancias parece depender principalmente de los cannabinoides de la hierba y la dosis de setas consumida.

THC y CBD

Aunque la mayoría de las personas que mezclan marihuana y hongos optan por fumar hierba rica en THC para intensificar el carácter psicoactivo de la experiencia, otras afirman que tomar CBD con las setas ayuda a reducir los efectos secundarios y proporciona una experiencia más tranquila. Si eres una persona que siente ansiedad ante un viaje, o cuando consume THC solo, lo mejor es que elijas el cannabidiol o que no consumas hierba con tus setas.

Cómo consumir marihuana y setas alucinógenas juntas

Pero si quieres combinarlas, cómo puedes mezclar la hierba y los hongos? Algunas personas prefieren fumar antes de un viaje, y otras al final. Aquí tienes unas recomendaciones para tomar THC y setas en diferentes momentos del viaje. Ten en cuenta que no recomendamos necesariamente consumir comestibles con THC, ya que es más probable que cause efectos secundarios y malestar.

Antes de un viaje

Fumar antes de un viaje con setas puede ayudar a conseguir el estado mental adecuado antes de trasladarte a un escenario psicodélico. Las personas que se sienten nerviosas antes de alucinar, pueden probar variedades ricas en CBD para relajar mente y cuerpo, mientras que la hierba con un contenido alto de THC ayuda a algunos consumidores (especialmente a los fumetas de diario) a sentirse más cómodos con su entorno.

Cómo consumir marihuana y setas alucinógenas juntas

Durante un viaje

Para fumar marihuana durante un viaje se necesita cierta experiencia con los psicodélicos. Es posible que los cogollos y extractos con un contenido alto de THC potencien el carácter psicoactivo del viaje, especialmente a partir de las dos horas, cuando las setas han llegado a su punto máximo. Encender otro porro cuando el efecto comienza a desvanecerse, más o menos a las cuatro horas, ayuda a prolongar la experiencia.

Cómo consumir marihuana y setas alucinógenas juntas

Después de un viaje

Según muchos consumidores, cuando los efectos posteriores al viaje comienzan a aparecer, fumar cannabis les ayuda a regresar tranquilamente a la Tierra, a reflexionar sobre lo que han experimentado, y a pensar en formas de integrar lo que han aprendido en sus vidas.

Cómo consumir marihuana y setas alucinógenas juntas

¿Deberías mezclar marihuana con setas alucinógenas?

Depende de ti. Tanto el cannabis como los hongos tienen unos perfiles de seguridad relativamente buenos. Sin embargo, los principales riesgos están relacionados con problemas de salud mental; por lo que es mejor evitar ambas sustancias si padeces o tienes predisposición a sufrir este tipo de trastornos.

Tampoco sabemos cómo interactúan exactamente los compuestos químicos de la hierba y de los hongos. Por ejemplo, el CBD altera el metabolismo de una gran variedad de fármacos, y ralentiza la velocidad a la que el cuerpo los procesa. Si decides consumir marihuana con hongos psilocibios, te recomendamos que los pruebes antes por separado. Y después, consume “poco y despacio”, hasta que tu mente y cuerpo se familiaricen con esta combinación de lo botánico y lo fúngico.

¿TIENES MÁS DE 18 AÑOS?

El contenido de RoyalQueenSeeds.com es únicamente apto para adultos y está reservado para personas mayores de edad.

Asegúrate de conocer las leyes de tu país.

Al hacer clic en ENTRAR, confirmas
que tienes
18 años o más.