Lista de deficiencias
 
Lista de deficiencias
 
Lista de deficiencias
 
 
 

¿CÓMO IDENTIFICARLA?

El calcio es un compuesto esencial utilizado para ayudar al crecimiento de la planta a lo largo de su ciclo de vida. Es necesario para una germinación adecuada y para el desarrollo inicial de las raíces, durante toda la floración y para una maduración sana. El calcio ayuda a garantizar la vitalidad celular y un desarrollo fuerte en la planta. También ayuda a mantener un crecimiento saludable de la raíz, a la síntesis de proteínas y vitaminas, y a la absorción adecuada de potasio.

El calcio es necesario para la transpiración y la absorción de nutrientes. Es necesario para la fotosíntesis y ayuda a las plantas a resistir el estrés térmico. Garantiza el buen funcionamiento de los pelos radiculares y los estomas de las hojas. El calcio se fija parcialmente. Queda en las paredes celulares hasta que se presenta una deficiencia extrema, en cuyo caso se vuelve soluble nuevamente. Esto se puede observar cuando las hojas de la zona media de la planta y el crecimiento más antiguo empiezan a verse afectados.

Las carencias de calcio en las plantas de marihuana son menos frecuentes en cultivos en suelo al aire libre que en cultivos de interior hidropónicos o de pH neutro-medio. Las consecuencias de la deficiencia de calcio son las siguientes:

  • Inhibe la absorción de nutrientes en las raíces. El calcio participa en la descomposición de la materia orgánica en la zona de la raíz, por lo que facilita la absorción de nutrientes.
  • Impide el crecimiento de las flores durante el momento de máxima floración. La planta de cannabis utiliza más calcio en la mitad de la fase de floración. Según la especie, esto puede ser entre tres y seis semanas después del inicio de la floración. 
  • Causa bloqueos nutricionales. Si las raíces funcionan mal, habrá mala absorción de nutrientes. La planta puede presentar varios tipos de problemas nutricionales cuando esto pasa. 
  • Provoca que las plantas pierdan vitalidad y se marchiten. El calcio es esencial para la salud general de la planta y para la resistencia al estrés.

Calcium deficiency

SÍNTOMAS DE LA DEFICIENCIA DE CALCIO

El calcio funciona en combinación con otros compuestos importantes para garantizar la salud general y la vitalidad de la planta. La carencia de calcio puede parecerse a otras deficiencias, ya que compromete la capacidad de la planta para cumplir funciones biológicas esenciales.

Los siguientes son síntomas de la carencia de calcio:

  • El nuevo crecimiento en la parte superior de la planta es el más afectado. 
  • El crecimiento joven se desacelera, las nuevas hojas se enrollan. Se retuercen y mueren rápidamente. Los brotes nuevos son de color violeta o amarillo. 
  • El sistema radicular se ve comprometido, por lo que se absorben menos nutrientes. El crecimiento general se desacelera y las plantas pierden su brillo.
  • Crecimiento de las flores gravemente afectado, en especial durante el punto máximo de floración. Los cálices jóvenes se arrugan, se deforman y no crecen.
  • Grandes manchas necróticas de color marrón claro en las hojas. En los bordes de las hojas aparecen motas y se vuelven marrones. Las hojas se ponen amarillas a medida que el problema avanza.
  • Las ramas son débiles y se rompen fácilmente. Los tallos se pueden ahuecar y pudrirse por dentro.
  • Las plantas no responden bien al calor.
  • Las raíces se tornan marrones y son susceptibles a la putrefacción y a otros patógenos.

CALCIO Y CULTIVO EN EXTERIOR

El cultivo de exterior en tierra por lo general permite un mayor margen de error con muchos problemas nutricionales. Las tierras ácidas no modificadas como las de los bosques de pino pueden filtrar el calcio, pero, con la atención adecuada, se pueden prevenir problemas. Modifica la tierra con caliza agrícola, dolomita, cáscaras de huevo molidas y harina de hueso o pescado. Es fundamental tener compost de buena calidad.

Hay una pequeña probabilidad de que se produzca una deficiencia de calcio cuando se cultiva en exterior en macetas o bolsas de cultivo. Las mezclas de tierra actuales suelen tener un espectro completo de nutrientes vitales para la vida de la planta. Los cultivadores orgánicos tendrán cultivos asociados de siembra directa de invierno que rehabiliten el sustrato para la nueva temporada.

Los tomates son otro cultivo que se destaca por su demanda de calcio. Un viejo truco de jardinero es cavar un pozo más profundo de lo necesario para el trasplante. Coloca dos cabezas de pescado y un puñado de caliza agrícola en el fondo y riega. Rellénalo con tierra, luego siembra la semilla normalmente. Tus plantas se desarrollarán y florecerán estupendamente.

Calcium leaves deficiency

CALCIO Y CULTIVO DE INTERIOR

Tierra: evita la deficiencia de calcio desde el principio con una buena selección de sustrato. Haz tu propia mezcla o compra una mezcla comercial con mucho calcio para toda la vida de la planta. En el extraño caso de detectar una falta de calcio, existen algunas maneras de solucionar el problema:

  1. Añade caliza agrícola o dolomítica y agua. Esto también ayudará a estabilizar el pH a largo plazo. 
  2. Añade una solución comercial de calcio-magnesio, acetato de calcio o acetato de calcio-magnesio para obtener un refuerzo de calcio rápido. 
  3. Añade calcio líquido, caliza líquida o una cucharadita de caliza hidratada disuelta en cuatro litros de agua. 
  4. Revisa el pH después del tratamiento para asegurarte de que se mantenga entre 6,2 y 7.

Medios neutros e hidro: los problemas de calcio son más probables cuando las variables de los nutrientes y el entorno de cultivo no son amortiguadas por el sustrato activo. La mayor parte del agua contiene calcio, por lo que se agrega poco a las soluciones de fertilizantes comerciales. Si se desarrolla una deficiencia, sigue los siguientes pasos:

  1. Prepara una mezcla de una cucharadita de caliza hidratada en cuatro litros de agua y riega. 
  2. Utiliza un suplemento de calcio o caliza líquida.

Si el agua es de 150ppm (EC 0,3), existe un riesgo bajo de que se produzca una deficiencia de calcio. Utilizar agua destilada o de ósmosis inversa no modificada puede barrer el calcio de las plantas. Antes de preparar una solución fertilizante, añade dos partes de calcio y una parte de magnesio al agua hasta que los valores de ppm sean de al menos 150-200 (EC 0,3-0,4).

El agua es uno de los factores más importantes a la hora de cultivar marihuana. Siempre debes revisar las condiciones del agua antes de tomar decisiones. Las fluctuaciones en el pH pueden parecerse a muchas deficiencias nutricionales y son el principal problema para la salud de la planta. Un mal pH requiere un lavado de raíces con agua limpia.

Carrito

Artículos GRATUITOS incluidos

Sin producto

Transporte € 0.00
Total € 0.00

Confirmar