En Royal Queen Seeds estamos constantemente en busca de la mejor información y conocimiento sobre cannabis. En nuestras entrevistas hablamos con figuras de toda la industria del mundo cannábico. Hoy tenemos la oportunidad de hablar con Eric Vlosky.

Únete a nosotros en nuestra entrevista al experto en extracciones sin solventes, Eric Vlosky. Eric es una excelente fuente de conocimientos en lo que respecta a preparaciones de cannabis de alta potencia, como el hachís y el rosin prensado. ¿Conoces la diferencia entre extractos y concentrados? ¿Y entre extractos con y sin solventes? Aquí encontrarás las respuestas a estas preguntas, y mucho más.

(Escuchalo también en Spotify y Apple Podcast)

¿Puedes explicarnos la diferencia entre un concentrado y un extracto?

Buena pregunta. Nos la hacen muy a menudo. Y la respuesta breve es que no existe una definición exacta de lo que es un concentrado o un extracto. Generalmente, un extracto es un producto de marihuana refinada. Que es cuando se saca la resina de los tricomas y se refina de alguna forma. Es decir, se extrae la resina, los cannabinoides y los terpenos del cannabis. Pero un concentrado es prácticamente lo mismo. Aquí, en Estados Unidos, no existe un órgano del gobierno federal que decida cómo se tienen que llamar las cosas. Así que, en muchos aspectos, un concentrado y un extracto son exactamente lo mismo, dependiendo de a quién preguntes.

Concentrado y extracto son términos intercambiables en estos momentos. Creo que en el futuro podría haber definiciones legales de lo que son ambas cosas, pero ahora mismo no existen. Tanto los concentrados como los extractos se pueden utilizar para hacer, por ejemplo, comestibles, y los concentrados se pueden vaporizar. Al igual que los extractos. No hay duda de que son dos términos que están muy relacionados. Me gustaría ver si esto se afianza en el futuro. Pero, de momento, parecen ser lo mismo.

¿Nos puedes explicar qué son exactamente los extractos sin solventes o libres de solventes? Porque se escuchan ambos términos.

Estos sí que son dos términos muy diferentes. Y en comparación con la primera pregunta, hay mucho más que explicar. Un extracto o concentrado sin solvente es algo que se ha elaborado sin usar ningún tipo de solvente. El hachís de agua y hielo, o bubble hash, es un buen ejemplo. Porque solo se utilizan agua y hielo para separar los tricomas de la planta de marihuana, que después se filtran y, a continuación, se secan y se consumen.

“Libre de solventes” es cuando un producto está elaborado con solventes cuyos restos se purgan o eliminan del producto final. En general, algo libre de solventes significa que se ha elaborado con solventes para empezar, pero después se han eliminado.

Una pregunta que nos hacen mucho, y que también es objeto de cierto debate, es si el agua es un solvente o no, por ejemplo, en el caso del bubble hash. El agua es un solvente en la naturaleza. Ya sabes, excava cañones, erosiona, las cosas se disuelven en el agua, puede ser un solvente; pero, en la elaboración de hachís de agua y hielo, no es un solvente, sino un portador. El agua se utiliza para transportar los tricomas durante el proceso, porque, en definitiva, se está tratando de preservarlos y aislarlos, no de disolverlos. Si utilizas butano o CO₂, estarás usando un solvente químico que disolverá los tricomas y las resinas. Se trata de un proceso de disolución. Mientras que, con el hachís de agua y hielo o el rosin, no hay ningún solvente para empezar. Y ahí es cuando se utiliza el término “sin solventes”.

¿Nos puedes explicar qué son exactamente los extractos sin solventes o libres de solventes? Porque se escuchan ambos términos.

En tu opinión, ¿por qué crees que tanta gente se está pasando a los extractos?

La gente siempre está buscando experiencias nuevas. Y la mejor analogía que se me ocurre es esta: digamos que te encantan los arándanos; el equivalente de la marihuana cuando fumas cogollos es que estás comiendo el arbusto entero. Consumes los arándanos, pero también las hojas y todo lo demás. Y no lo digo como una crítica. Es que con esta experiencia se obtiene otro material vegetal orgánico, te guste o no, dependiendo de tu opinión.

A la gente le encantan los extractos porque, cuando están bien hechos, son la expresión pura de la planta sin el resto del material vegetal. Y además son mucho más potentes; algo así como la diferencia entre beber cerveza y tomar licores o destilados de alta graduación. Existe un aspecto relacionado con la potencia del que disfruta mucha gente. Los extractos también son muy populares porque se pueden convertir en muchos otros productos, como tinturas, comestibles y cremas de uso tópico. Tanto los extractos como los concentrados se pueden usar para muchas cosas distintas. Ya sea refinando los cogollos, extrayéndolos o concentrándolos para hacer esos productos. Los concentrados nos dejan un margen más amplio para experimentar.

Y lo último que diré es que aquí, en Estados Unidos, y seguro que en Europa pasará lo mismo, cuando aparece un mercado nuevo en internet, legal o médico o lo que sea, a la gente le hace mucha ilusión fumar cogollos porque pueden ir a comprarlos legalmente. Y están muy contentos. Pero luego, a medida que pasa el tiempo, dicen que quieren tener una nueva experiencia. Como, por ejemplo, probar un cartucho de vaporizador o un dab o, ya sabes, comestibles y esas cosas. Así que, en realidad, todo se debe a las experiencias que quiere tener la gente con los productos de marihuana. Y los extractos generan un montón de experiencias más allá de lo que puede ofrecer un porro, una cazoleta o un blunt.

Está claro que los extractos ofrecen muchas ventajas, pero, ¿podrías hablarnos también de los inconvenientes?

Desde la perspectiva del consumidor, si solo tienes costumbre de fumar cogollos, la potencia de los extractos te puede pillar por sorpresa. Y, a veces, la gente que los prueba por primera vez, si tienen un amigo que les enseñe pero que no está siendo muy amable al respecto, se pueden colocar demasiado. Así que creo que la potencia es algo que hay que tener en cuenta. Muchos extractos no se pueden preparar de forma segura en casa. Hay que saber. Si quieres usar solventes, deberás hacerlo en un laboratorio con material profesional por razones de seguridad.

Y esta es una de las razones por las que los métodos sin solventes son tan populares entre los cultivadores domésticos; no tienen el factor del peligro. Otro aspecto importante es que se necesita mucho material; necesitas muchos cogollos para crear cualquier tipo de concentrado o extracto. Ya sabes, empiezas con una gran cantidad de material, y luego se reduce a lo que la gente consideraría una pequeña cantidad de extracto o concentrado, independientemente del método que utilices. En YouTube recibimos constantemente comentarios de personas que dicen cosas como: "¿Por qué no fumar simplemente el cogollo?, ¿A quién le importa el rosin?". Pero, una vez más, todo depende de tus preferencias y experiencia.

Supongo que lo último que diría sobre este tema es que también pueden ser un poco caros, especialmente los concentrados de alta gama como el bubble hash o el rosin sin solventes, el tipo de productos que fabrica nuestra empresa. El precio puede suponer un obstáculo para algunos consumidores. Así que, sí, hay algunos inconvenientes. La mayoría de la gente suele disfrutar de los concentrados cuando están bien hechos. Pero si eres nuevo/a, no dejes que un amigo te dé un dab demasiado grande. Es posible que no lo pases muy bien.

Está claro que los extractos ofrecen muchas ventajas, pero, ¿podrías hablarnos también de los inconvenientes?

¿Qué hace que un extracto sea de buena calidad?

Creo que todo depende del tipo de material con el que se empieza. Y pienso que en Europa parecen dar mucha importancia a la calidad de, por ejemplo, los alimentos que se producen y se consumen, mientras que en Estados Unidos no tenemos esa cultura gastronómica en muchos aspectos. El ejemplo perfecto para mí es que para hacer un buen concentrado se necesita marihuana de calidad. Parece lógico, pero, a menudo, una gran cantidad de material de grado medio/bajo no se puede vender. Así que simplemente se trata con butano o CO₂ y luego se convierte en un concentrado.

Si quieres elaborar un extracto de la mejor calidad posible, o al menos decente, tendrás que empezar con un material de excelente calidad, porque esa planta tendrá más cannabinoides, mejor sabor, y más terpenos y flavonoides. Hay una explicación mucho más larga para esto, pero, en general, es una cuestión de conservar la misma calidad. Muchos de los mejores cogollos de cannabis de Estados Unidos y Canadá no se están cultivando para venderse, se están cultivando para ser procesados. Por lo general, en forma de concentrados libres de solventes; nunca llegan a la tienda en forma de cogollo.

"La planta crece en la maceta, la cortas, le quitas las flores, y luego las congelas. Y de esta forma se preserva una gran cantidad de los terpenos volátiles que de otro modo se perderían durante el proceso de secado. "

¿Qué influye en el color de un extracto?

El color de un extracto, en lo que respecta a la producción sin solventes, es muy distinto a los de la extracción con solventes. Empiezo con lo que se puede esperar de los extractos con solventes, y después hablaré de cómo cambia el color cuando se hacen extracciones o concentrados sin solventes.

Dependiendo de la mezcla de propano o butano, y de la forma en que funcione tu sistema si lo haces con CO₂, para los concentrados a base de disolventes puedes usar un material de baja calidad y hacer que el producto final tenga un color realmente bonito. Así que, si fumas aceite de hachís al butano, o cualquiera de los otros concentrados o extractos a base de solventes, el color no será un buen indicador de la calidad del producto, debido a lo que se conoce como CRC (Columna de remediación de color). Esto es un tipo de remediación con la que se puede cambiar el color de un producto, incluso si inicialmente tenía un aspecto bastante desagradable.

Y, por supuesto, como todos sabemos, el color es uno de los principales indicadores de calidad. Especialmente cuando compras cogollos o concentrados, el color es una de las señales visuales de calidad más importantes. Pero, con los concentrados a base de solventes, esto no significa nada, porque se pueden manipular fácilmente. En los concentrados sin solventes, como el hachís o el rosin, se eliminan todas estas cosas. El color del extracto se ve afectado en gran medida por lo fresco que esté el material inicial. Si está recién curado y secado y después se procesa, la diferencia será enorme. Incluso en una o dos semanas, el color puede cambiar de forma drástica.

La temperatura a la que se prensa el rosin también influye mucho. Si lo prensas a una temperatura muy alta, el color se degradará con bastante rapidez. Por lo tanto, hay que encontrar un término medio entre el color y la producción porque, si lo prensas a una temperatura muy baja, a veces afectará al producto final. Así que, en resumen, la propia marihuana, el grado de frescura y la rapidez con que se procesa, son lo que influye en el color. Si tienes cogollos por ahí desde hace seis meses y los comprimes en una prensa de rosin, lo más probable es que adquieran un tono muy oscuro. Mientras que, si un amigo acaba de cosechar unas plantas, y las seca y las cura para hacer rosin, es muy probable que tenga un color mucho más claro.

Hay marihuana recreativa y marihuana terapéutica, ¿se pueden hacer extractos con ambas? ¿O solo se consumen con fines recreativos?

Sí, se pueden hacer con ambas. No hay muchas pruebas científicas o revisadas por pares que indiquen que ciertos concentrados son mejores para los consumidores con fines médicos. ¿Sabes?, nuestros clientes suelen decirnos que solo consumen productos sin solventes porque creen que son mejores para ellos, pero todo depende de las preferencias del consumidor.

Sin duda, se pueden consumir con ambos fines. Los dispensarios de Estados Unidos venden productos tanto recreativos como medicinales, especialmente concentrados. Y muchos consumidores con fines medicinales tienden a sentirse atraídos por los concentrados porque suelen consumir más marihuana que el consumidor medio. Y fumar muchos cogollos puede ser perjudicial para los pulmones, ya sabes, no siempre es la mejor experiencia. Si solo fumas cogollos durante todo el día, todos los días, a la larga querrás probar algo un poco más fuerte, y no tendrás que consumir tanto para conseguir el efecto que buscas.

Así que, no hay ninguna diferencia entre hacer un concentrado para un consumidor con fines recreativos o para un consumidor con fines médicos, pero es posible que este último, o alguien que busque un efecto terapéutico, consuma distintos concentrados. El aceite Rick Simpson oil (RSO) es muy terapéutico, por lo que podrían consumir mucho más CBD que alguien que lo hace con fines recreativos. Así que hay algunos concentrados que se consumen más por parte de consumidores con fines terapéuticos o médicos. Pero, en lo que respecta a su fabricación, no hay ninguna diferencia, aparte de a nivel legal o legislativo.

Hay marihuana recreativa y marihuana terapéutica, ¿se pueden hacer extractos con ambas? ¿O solo se consumen con fines recreativos?

¿Puedes decirnos si es mejor hacer extractos con cogollos secos, curados o frescos?

Buena pregunta. Nosotros creemos que para elaborar el mejor concentrado posible, hay que usar material fresco congelado. Requiere más esfuerzo si lo haces en casa. Pero, para las empresas, a menudo supone menos trabajo porque no tienen que recortar, secar ni curar el material, lo que a veces puede llevar semanas. Pero, lo que en realidad haces cuando utilizas marihuana fresca congelada es: la planta crece en la maceta, la cortas, le quitas las flores, y luego las congelas. Y de esta forma se preserva una gran cantidad de los terpenos volátiles que de otro modo se perderían durante el proceso de secado.

La gente se inclina más hacia lo que se conoce como concentrados "vivos". Es posible que conozcas los términos "resina viva" y "rosin vivo" ("live resin" y "live rosin"). Estos productos se hacen con una planta viva que se congela mientras aún está fresca. Existe cierto debate sobre esto; hay fabricantes de hachís que creen firmemente que pueden hacer un producto mejor o distinto con cogollos secos y curados. Si vas a hacer rosin, tendrás que usar cogollos secos y curados. Si solo va a pulsar un botón, también tendrán que estar secos y curados. Si están congelados, tendrán demasiada humedad. Por eso, la gente primero convierte los cogollos congelados en bubble hash, que es un proceso mejor para esto, y luego lo prensan y hacen rosin.

Pero el material cambia; los cannabinoides cambian cuando los cogollos se secan y curan. Por lo que con un concentrado seco y curado puedes obtener un producto con un sabor y olor diferentes. Con algunos métodos para hacer concentrados, como el del CO₂, deberás tener un material inicial seco y descarboxilado, mientras que con los hidrocarburos o los concentrados sin solventes, no es necesario secar ni curar primero el material. Yo soy un gran partidario de empezar con un material fresco congelado, y los mejores concentrados que he probado estaban hechos con plantas vivas.

Si queremos crear algo de calidad en casa, ¿cuál es el extracto a base de solvente más fácil de preparar?

Sin duda, el rosin. Si vas a preparar un concentrado casero con cualquier variedad, lo mejor es hacer rosin, porque se puede elaborar literalmente con unas planchas de pelo. No se necesita ningún equipo especializado, como los que vendemos para hacer rosin en casa. Lo único que necesitas es, ya sabes, calor y presión. Pero si quieres hacer una cantidad grande, o estás un poco dolorido/a, o intentas elaborar un producto de muy alta calidad en casa, deberías invertir en equipamiento.

Lo único que hay que hacer es comprimir unos cogollos de cannabis entre dos trozos de papel pergamino dentro de una plancha de pelo encendida. Esto no ofrece mucho control sobre la temperatura, ni te permite intervenir en el proceso, pero así es cómo se inventó el rosin. Un tío que se hace llamar "@soilgrownsolventless_” en Instagram, cuyo nombre real es Phil y es alguien que conozco, cogió la plancha de pelo de su compañera y prensó un cogollo con ella, tras lo cual empezó a salir aceite y se le encendió la bombilla. Pensó, ¡guau!, esto podría ser algo grande.

Así que, sí, se puede hacer rosin en casa. Es muy fácil. Y creo que para mucha gente es una buena experiencia. Pero si la temperatura de las placas es demasiado alta, acabará oliendo a palomitas de maíz quemadas. Por lo tanto, deberás ajustar la temperatura para conseguir los mejores resultados.

Si queremos crear algo de calidad en casa, ¿cuál es el extracto a base de solvente más fácil de preparar?

¿Por qué crees que hay tantos extractos distintos en comparación con el pasado?

Para empezar, el sector está creciendo rápidamente. Y hay muchos más consumidores que desean comprar productos de marihuana. Por lo que hay una mayor demanda. Y luego están las empresas que ofrecen diferentes tipos de productos procesados y distintas clases de herramientas. Se trata de oferta y demanda a un nivel muy alto. Pero creo que la mejor forma de explicarlo es decir que la gente tiene distintas preferencias.

Quiero decir, a algunas personas les gustan mucho las naranjas, y otras no soportan los cítricos. Y lo mismo ocurre con los productos de marihuana. Ya sabes, la gente tiene gustos diferentes. A mí me gustan mucho las cepas y los concentrados afrutados, y otras personas prefieren las variedades con un sabor más herbal y fuerte. Y al haber tanta competencia en el mercado, las empresas se han tenido que especializar y crear distintos productos para atraer a diferentes consumidores. Por ejemplo, muchos consumidores estadounidenses mayores no quieren fumar ni dabbear; prefieren los comestibles, o algo un poco más suave.

Así que, dependiendo de la edad…, ya sabes, ¿tienes asma? Si es tu caso, es probable que no quieras vapear ni dabbear; los consumidores jóvenes suelen buscar una experiencia muy fuerte con concentrados de alta potencia. Creo que la potencia es otro tema del que podemos hablar si tenemos tiempo. Pero, respecto a por qué hay tanta variedad, es porque hay mucha más demanda. Y ahora la gente tiene donde elegir en cuanto a los productos que compran. Al igual que en un supermercado, la gran cantidad de opciones puede resultar abrumadora; creo que muchas personas tienen la misma experiencia cuando entran a un dispensario en Estados Unidos.

¿TIENES MÁS DE 18 AÑOS?

El contenido de RoyalQueenSeeds.com es únicamente apto para adultos y está reservado para personas mayores de edad.

Asegúrate de conocer las leyes de tu país.

Al hacer clic en ENTRAR, confirmas
que tienes
18 años o más.