¿Quieres semillas de Royal Gorilla GRATIS? ¡Entra aquí!

By Marguerite Arnold


El hachís dry sift es uno de los concentrados de marihuana más fáciles y seguros de hacer en casa. Este sencillo proceso de preparación consiste en separar los tricomas de los cogollos con ayuda de varios tamices de distintos tamaños. Una vez que hayas separado y recogido los tricomas, podrás fumar tu hachís dry sift tal cual, espolvorearlo por dentro o por fuera de tus canutos, dabbearlo para disfrutar de un sabor y efecto extra, o usarlo para crear prácticamente cualquier comestible que te puedas imaginar.

¿Qué es el hachís dry sift?

Hachís es un término que hace referencia a cualquier extracto homogéneo elaborado principalmente con tricomas, que son esas estructuras glandulares pequeñas que producen cannabinoides y terpenos. El hachís tradicional se produce recogiendo la resina de los cogollos de marihuana secos y comprimiéndola en bolas o bloques. El resultado de fumar esta sustancia es un colocón intenso y eufórico, gracias a las altas concentraciones de cannabinoides y terpenos.

El hachís dry sift, o tamizado en seco, es simplemente otra variación de este producto, aunque presenta ciertas diferencias en comparación con los demás tipos. El hachís dry sift es, básicamente, un kief nivel sibarita. El kief (también conocido como kifi o kif) es el polvo sumamente fino que se va acumulando en la parte inferior de un grinder de varios pisos con el paso del tiempo. Se puede usar para darle un toque de potencia extra a las cazoletas de los bongs y los porros, o prensarlo para hacer un pequeño disco de hachís.

Este es el fundamento en el que se basa la elaboración del hachís dry sift, aunque hay otros métodos más avanzados y escalables para conseguir una gran cantidad de tricomas que un simple grinder. En su lugar, vamos a utilizar "cajas de polen" con filtros de malla.

Afortunadamente, el tamizado en seco es, posiblemente, la forma más fácil y barata de hacer hachís, y cuenta con una historia muy rica dentro de la cultura del cannabis moderna. El dry sift es tan potente como las formas más tradicionales de hachís, pero el proceso que se sigue para elaborarlo es una innovación más reciente.

¿Qué es el hachís dry sift?
  • Distintos tipos de tricomas

Para reconocer la calidad del hachís dry sift, es necesario familiarizarse con los tricomas.

Los tricomas son unas estructuras en forma de setas que se encuentran principalmente en los cogollos y las hojas de las plantas de marihuana, y que funcionan como fábricas de productos químicos en miniatura. Si se observan a simple vista, parecen una capa de azúcar en polvo o escarcha sobre los cogollos maduros.

Los tricomas producen una resina gruesa a partir de la cual se desarrollan los cannabinoides, los terpenos y otros metabolitos. Desde el punto de vista biológico, se cree que esta resina se genera para ayudar a las plantas a protegerse de los insectos depredadores y del estrés térmico.

Las imágenes microscópicas avanzadas nos ofrecen una nueva perspectiva de estos tricomas. Hasta ahora, los científicos han identificado tres tipos distintos de tricomas. En estos momentos no se sabe si cada uno de ellos produce distintos metabolitos. Dicho esto, sabemos que algunos producen mayores concentraciones de metabolitos que otros. Aquí tienes un resumen de los tipos de tricomas conocidos:

  • Bulbosos: son los más pequeños de todos, y producen una cantidad limitada de metabolitos.
  • Sésiles: se reconocen por sus cabezas esféricas situadas encima de un tallo corto. La cabeza presenta un anillo de células secretoras y cavidades que contienen metabolitos. Los tricomas sésiles tienden a desarrollar más metabolitos que los bulbosos, pero menos que los entallados.
  • Entallados: tienen una cabeza circular sobre un tallo más largo que el de los tricomas sésiles. También sobresalen más por encima de la superficie del tejido de la planta, y se desarrollan en los cogollos a partir de precursores parecidos a los sésiles cuando comienza la floración. Estos tricomas son los que producen las concentraciones más altas de cannabinoides y terpenos.

  • Hachís dry sift y kief

Aunque algunas personas utilizan estos términos de forma intercambiable, existe una gran diferencia entre el hachís tamizado en seco y el kief: la forma de hacerlos. El kief es más fácil de conseguir (solo tienes que usar un grinder), menos refinado, y se obtiene en cantidades más pequeñas.

El hachís dry sift también es fácil de hacer, pero hay que seguir un proceso distinto de varios pasos para el que se necesitan ciertos utensilios. Aparte de eso, el kief es un montón de tricomas sueltos y sin refinar, mientras que el hachís dry sift hace referencia al producto final, es decir, al kief recogido, refinado y seguramente prensado en un bloque, o más refinado aún para convertirlo en rosin.

Diferentes fundiciones del hachís dry sift

En este apartado vamos a ver las distintas "fundiciones", el sistema de graduación que se utiliza para determinar la calidad del hachís. La fundición es un indicador de calidad, ya que desvela cuánto material vegetal, ceras, etc. quedan en el producto final. Según este sistema, el hachís se clasifica en tres categorías: de fundición completa, de fundición media y kief.

El hachís de fundición completa, o full-melt, es el que ofrece la máxima calidad, y se puede dabbear y vapear por completo sin que deje ningún residuo.

El hachís de fundición media, o half-melt, no se vaporiza tan bien, pero es excelente para añadirlo a una cazoleta o a un porro y darles un toque cannábico adicional.

El kief es el grado más bajo de dry sift, ya que no está refinado (aparte de la trituración del grinder). A diferencia de los tipos anteriores, el kief no se funde, sino que chisporrotea y arde cuando se fuma.

Hachís dry sift y kief

Ventajas del hachís tamizado en seco

El hachís dry sift es un concentrado de marihuana muy flexible y con muchos usos. Estas son algunas de las ventajas de su preparación y consumo.

✔️ Es fácil, seguro, y barato de preparar
✔️ Es una buena forma de utilizar los recortes
✔️ Se puede añadir a porros y blunts para darles más potencia
✔️ Se puede dabbear si está lo suficientemente refinado (algo que veremos más adelante)
✔️ Se puede descarboxilar y usar para preparar comestibles

Cómo hacer hachís dry sift

Hacer hachís dry sift es muy parecido a conseguir kief, pero en lugar de un grinder, tendrás que comprar o construir una caja de polen, unas bolsas de extracción filtrantes a medida, o cualquier otro tipo de recipiente con un tamiz.

Una caja de polen es básicamente una rejilla de malla y una cámara de recolección todo en uno. Parece una caja (por lo general, hecha de plástico o de madera), y se utiliza un movimiento de agitación mecánico para filtrar los tricomas. Afortunadamente, las cajas de polen suelen ser baratas, por lo que si tienes pensado preparar dry sift con frecuencia, merece la pena comprar una.

Algunos fabricantes de hachís con experiencia utilizan varias cajas de polen o bolsas de mallas cada vez más pequeñas para separar las cabezas de los tricomas del exceso de material vegetal y conseguir un producto lo más refinado posible.

  • ¿Cuántos micrones deben tener los filtros para hacer hachís dry sift?

Las bolsas o filtros se clasifican según el tamaño de las aberturas en los filamentos del tejido del que están compuestos. Un micrón, micra o micrómetro (µ) equivale a aproximadamente a una milésima parte de un milímetro.

Estas bolsas especiales se pueden encontrar en internet con relativa facilidad, pero es importante que compres las que tengan el tamaño adecuado.

La mayoría de las personas que preparan hachís tamizado en seco usan bolsas de 25-50 micras. Cuanto más pequeño sea el filtro, mejor será la calidad del hachís (es decir, hachís full-melt); siempre que no te importe sacrificar la cantidad.

Hachís dry sift: Instrucciones

Vamos a explicar el proceso para hacer hachís dry sift en casa. Solo necesitas unos cuantos cogollos, tu caja de polen o bolsa filtrante, y algo para recoger el kief (como una tarjeta o un cuchillo).

  • Paso 1: prepara la marihuana

Para conseguir la mayor cantidad de hachís de calidad, lo mejor es empezar con un montón de material vegetal. Tanto si se trata de cogollos secos y curados como de recortes sobrantes de tu última cosecha, deberás tener lo suficiente como para que el proceso merezca la pena. Te recomendamos que uses 28-50 gramos como mínimo. Lo bueno de hacer hachís dry sift es que es muy fácil incrementar los utensilios en caso necesario.

Si vas a usar cogollos, ten en cuenta que deberás desmenuzarlos un poco para exponer una mayor superficie a la malla del filtro. Pero no tritures la hierba con el grinder antes de tamizarla, simplemente divídela en trozos más pequeños.

Hachís dry sift: Instrucciones
  • Paso 2: congela el material vegetal

¿Quieres simplificar el proceso y lograr mejores resultados? Congela tus cogollos. Pon el material vegetal en el congelador durante 24 horas antes de empezar con el tamizado en seco. Esto hará que los tricomas se vuelvan más quebradizos y se desprendan mucho mejor.

Del mismo modo, muchos fabricantes de hachís opinan que es mejor elaborar este tipo de producto en un ambiente frío, como una habitación con aire acondicionado. De esta forma, los cogollos y los tricomas estarán más firmes y secos y no se pegarán tanto.

  • Paso 3: prepara la caja de polen/bolsas de extracción

Prepara tu caja de polen o bolsas filtrantes. Asegúrate de que lo que vayas a usar para tamizar el material sea resistente y tenga una cámara de recolección en la parte inferior, para evitar perder tricomas durante el proceso.

Para conseguir un hachís dry sift más fino, utiliza varias cajas de polen o bolsas de extracción con filtros de malla cada vez más pequeños. De esta forma, obtendrás un producto de la máxima calidad y tendrás distintos grados de dry sift con los que trabajar.

Hachís dry sift: Instrucciones
  • Paso 4: empieza a tamizar

Coloca un puñado de cogollos/recortes congelados sobre la malla de la caja de polen o dentro de la primera bolsa filtrante.

Sacude la caja/bolsa de lado a lado y hacia adelante y hacia atrás. En la parte inferior del recipiente de recogida comenzará a formarse una fina capa de tricomas. Es posible que tengas que aplicar presión con una tarjeta de crédito para continuar rompiendo los cogollos y frotar más tricomas contra la malla.

Repite tantas veces como sea necesario hasta que consigas la cantidad deseada de tricomas.

Dependiendo de cuánto material tengas y del tamaño de tu caja de polen/sistema de bolsas filtrantes, este proceso puede durar media hora o más para lograr un resultado que merezca la pena.

  • Paso 5: recoge el polvo con cuidado

Ha llegado el momento de recoger tu pila de tricomas del fondo de la caja de polen, con ayuda de un instrumento con un borde afilado, y trasladar el polvo a otro recipiente de recogida.

A partir de aquí, podrás prensar tu dry sift, espolvorearlo sobre una cazoleta o refinarlo aún más con técnicas de extracción de alta tecnología.

Hachís dry sift: Instrucciones

¿Qué puedes hacer con el hachís dry sift?

Un hachís dry sift de calidad tendrá la consistencia de la arena. Debe oler como el cogollo, pero un poco más fuerte. Se trata de un extracto de cannabis muy versátil con el que puedes hacer todo tipo de cosas interesantes. Como ya hemos dicho, lo puedes añadir a tus canutos e incluso cocinar con él. Aquí tienes otras aplicaciones frecuentes del hachís tamizado en seco.

  • ¿Se puede prensar el hachís dry sift?

Sí. Puedes darle forma de discos con una prensa de polen, o transformar en rosin con una prensa térmica especial o unas planchas para el pelo. Si vas a almacenar tu producto durante bastante tiempo, lo mejor es hacer discos, ya que así solo queda expuesta al oxígeno la capa exterior, y el interior queda protegido de una degradación prematura.

  • ¿Se puede dabbear el hachís dry sift?

Sí, pero antes tendrás que prensarlo. Solo se puede dabbear el hachís de la máxima calidad, así que asegúrate de que tenga la menor cantidad de material vegetal posible.

Cómo almacenar el hachís dry sift

Tu hachís tamizado en seco y prensado está listo para almacenarlo. Deberás guardarlo en un recipiente hermético dentro de la nevera. De esta forma, se conservará todo con la misma consistencia y retrasarás su deterioro. Si solo vas a guardar tu hachís durante unos días, puedes almacenarlo en un lugar fresco y oscuro fuera del frigo.

Si sigues estos consejos, tu hachís tamizado en seco durará mucho tiempo; salvo que lo consumas todo.

Es posible que algunos aficionados al hachís defiendan que el bubble hash es superior al hachís dry sift, pero la mayoría de la gente que lo ha preparado opina que con este proceso se puede crear un producto final mucho mejor. En cualquier caso, el tamizado en seco es una forma segura, divertida y relativamente barata de hacer hachís en casa. ¡Pruébalo!

¿TIENES MÁS DE 18 AÑOS?

El contenido de RoyalQueenSeeds.com es únicamente apto para adultos y está reservado para personas mayores de edad.

Asegúrate de conocer las leyes de tu país.

Al hacer clic en ENTRAR, confirmas
que tienes
18 años o más.