Todo cultivador debería disponer de una lupa o un microscopio en su caja de herramientas. Estos dispositivos simples y útiles pueden ser una gran ayuda en todas las etapas de la vida de una planta, e incluso después. Las lupas y los microscopios también pueden ayudar a quienes no son cultivadores, pero les gustaría comprobar la calidad de una muestra antes de comprar la remesa completa.

Decidir cuándo empezar a cosechar es una de las cuestiones más importantes para el cultivador de cannabis. Independientemente de que seas experto o novato, un microscopio te permitirá determinar el intervalo de cosecha ideal para conseguir la máxima productividad y la mejor concentración de cannabinoides. ¿Cómo se hace esto? Observando los diminutos tricomas de las flores de tu planta de cannabis. Al evaluar la estructura del tricoma, la transparencia y el tono, sabrás exactamente cuándo empezar a cortar.

Un microscopio, o al menos una buena lente de aumento, también es útil para inspeccionar flores de cannabis recién cosechadas, secas o curadas en busca de residuos de moho o parásitos. Un microscopio electrónico podría incluso detectar cristales de productos químicos como pesticidas, pero eso no es una herramienta para el cultivador o consumidor corriente. Vamos a quedarnos con los ópticos y aprender a analizar tricomas y detectar plagas.

UN ANÁLISIS MÁS CERCANO DE LAS FLORES DE CANNABIS ASEGURA UNA MEJOR COSECHA

Cualquier cultivador sabe que cuantos más tricomas, mejor. Esto se debe a que estos pequeños "pelos" no solo contienen los terpenos que defienden a la planta de animales, patógenos o condiciones ambientales adversas, sino también los cannabinoides que tanto nos gustan. Los tricomas más grandes serán visibles a simple vista, mientras que la mayoría parecerá como una pelusa blanca o gris en las flores de las plantas de cannabis en proceso de maduración. Todos ellos están involucrados en la síntesis de cannabinoides y terpenos.

La planta de cannabis presenta tricomas bulbosos, que parecen pequeñas estructuras puntiagudas; tricomas sésiles capitados, más grandes y aplanados; y tricomas de pecíolo capitado, el tipo de tricomas más grandes, que se desarrollan durante la etapa de la floración. Un microscopio permite observar claramente los colores y la transparencia de las cabezas resinosas de los tricomas glandulares, dependiendo principalmente de la madurez de la planta. En la mayoría de los casos, las flores se cosechan cuando las cabezas comienzan a volverse de color ámbar y opacas.

DETECCIÓN TEMPRANA DE PLAGAS Y PARÁSITOS

Un cultivador inteligente sabe que es mejor echar un vistazo más de cerca a las plantas mucho antes de que los tricomas comiencen a desarrollarse. Esto se debe a que la eliminación de una infestación, ya sea moho, ácaros araña o cualquier otro tipo de microinvasor, es mucho más fácil cuando la población no ha tenido suficiente tiempo para reproducirse y extender su infestación por tus plantas. Las plagas suelen pasar desapercibidas hasta que es demasiado tarde porque, en las primeras etapas de una infestación, hay pocos signos visibles en la planta. Sin embargo, con un dispositivo de aumento adecuado, es posible, por ejemplo, eliminar grupos de huevos de araña roja antes de que se conviertan en adultos y comiencen a comerse las hojas. En otras palabras, una herramienta de aumento puede salvar tu cultivo.

Tricomas De Cannabis

ELEGIR LA CORRECTA

El proceso de usar un microscopio o una lente de aumento para analizar tus plantas es una tarea bastante sencilla: apunta el dispositivo hacia una hoja o a un cogollo y enfoca para ver tricomas, o para detectar cualquier forma de vida que no sea tu planta. Cuanto mayor sea el aumento de la lente, más cerca podrás ver la muestra. Las luces incorporadas son útiles para iluminar mejor la zona, incluso durante el día, y también para ver las plantas durante las horas oscuras en un cultivo de interior sin que las luces alteren la percepción del color del tricoma (un destello rápido no provocará un cambio en el sexo de tus plantas, no te preocupes).

Con un dispositivo de aumento, la resolución es tan importante como el aumento. Si los tricomas no se pueden ver claramente porque el objetivo mezcla todos los pequeños detalles, la calidad de la imagen será deficiente, independientemente del aumento. La resolución viene determinada por la frecuencia de la luz y la calidad de la lente. Cuanto más corta sea la longitud de onda que ilumina la muestra, mayor será la resolución. La luz también afecta al contraste; cuanto más intensa es la luz, más contraste se obtiene, hasta el punto de que todo se "solariza".

Aprender a utilizar un dispositivo de aumento no lleva mucho tiempo, pero escoger el adecuado puede ser complicado, ya que el mercado está plagado de lentes de mala calidad de todo tipo. A continuación te presentamos un resumen de los diferentes tipos de lupas que te ayudarán a acotar la búsqueda de tu herramienta ideal.

LUPAS DE MANO Y LUPAS DE JOYERO

El microscopio más simple es una lente única, preferiblemente con un factor de aumento decente. Las lentes individuales tienen un factor de aumento bajo y una aberración óptica alta, lo que puede producir vistas distorsionadas y borrosas, especialmente alrededor de sus bordes. Como aspecto positivo, las lupas de mano tienen un ángulo de visión amplio y práctico, y son útiles para un vistazo rápido sobre tus plantas en busca de parásitos "grandes", sus residuos o pequeñas manchas de moho. Una lupa no puede ayudar a ver los insectos microscópicos, pero permite una visión general del color y la transparencia de los tricomas, que es mucho mejor que simplemente confiar en el plazo de floración indicado en el paquete de semillas.

Las antiguas lupas de joyero son los microscopios de bolsillo más pequeños. Su lente (o lentes) se encuentra en un cilindro o cono, o se pliega en una carcasa protectora. Las lupas de joyero se utilizan en varios sectores, con algunas diferencias: lentes simples, lentes compuestas o lentes prismáticas múltiples con mayor aumento y menos aberración óptica. Estos pequeños dispositivos son muy cómodos para el cultivador, y algunos modelos vienen con una luz LED integrada que es especialmente útil en las plantaciones de interior. Las lupas de joyero también se pueden colocar en la lente de la cámara de un smartphone para sacar fotos.

Lupa de mano

LUPAS CON CINTA PARA LA CABEZA

Se trata de prácticos dispositivos de aumento manos libres, que añaden precisión y velocidad a diferentes tareas en muchos sectores. Proporcionan una visión binocular en 3D con un aumento limitado normalmente a 3,5X. Pueden aumentar la eficiencia en ciertos trabajos en la sala de cultivo, pero no pueden ser el único dispositivo de aumento a mano.

Lupa de venda

MICROSCOPIOS DIGITALES DE MANO

Los microscopios de bolsillo son relativamente baratos y muy populares entre los "inspectores de tricomas". Son capaces de producir imágenes preciosas y proporcionan un aumento de hasta 100X. La mayoría de ellos tienen una luz LED incorporada para una visión más clara, y algunos modelos se pueden utilizar con un smartphone. El problema con estos dispositivos de alto aumento es que tanto el microscopio como la muestra deben estar perfectamente inmóviles. Esto se vuelve frustrante cuando se trata de inspeccionar una flor o una hoja de una rama. Muchos microscopios de bolsillo vienen con una base y un brazo móvil que se supone que sostiene el dispositivo, pero rara vez funciona bien en modelos más baratos.

Los microscopios de bolsillo USB son baratos y cómodos, pero deben estar conectados a un ordenador portátil o de sobremesa. Para los profesionales o los aficionados al porno cannábico, también existen microscopios de alta calidad, portátiles, digitales, estéreo e inalámbricos, que se pueden conectar a un ordenador y a una pantalla grande. Por otro lado, muchas personas ya tienen un smartphone y lo utilizan como una herramienta de aumento portátil. Algunos de los teléfonos más recientes pueden producir imágenes de alta calidad por sí solos, mientras que otros necesitan lentes adicionales para obtener una mejor calidad de visualización.

Microscopio digital

MICROSCOPIO ESTEREOSCÓPICO COMPUESTO

Los microscopios clásicos y modernos tienen una serie de lentes con aumentos que normalmente van de 10X a 100X. Este dispositivo es ideal para ver detalles de tricomas y otras partes de la planta, junto con algún que otro parásito microscópico. Por supuesto, la muestra debe desprenderse de la rama y prepararse para poder observarla bajo el objetivo. El microscopio estereoscópico de sobremesa no es algo para cualquier cultivador, pero es una necesidad tanto para profesionales como para los aficionados a la biología que quieren asegurarse de que su cultivo está libre de plagas, y de que los tricomas están en el punto ideal para la cosecha. Cuando se investiga el cannabis, un microscopio decente también resultará útil para analizar las estructuras de las plantas y la densidad de los tricomas en diferentes partes de la anatomía. Un "microscopio de fluorescencia" es una versión del microscopio óptico que permite mejorar los detalles y el contraste.

Microscopio compuesto

MICROSCOPIOS ELECTRÓNICOS

Los microscopios ópticos están limitados en resolución por la frecuencia de las ondas de luz. Los microscopios electrónicos utilizan haces electromagnéticos con una longitud de onda más corta que la luz visible, lo que permite una mayor resolución y factor de aumento. Ni que decir tiene que este tipo de microscopios son bastante complejos y caros, y probablemente no son algo con lo que el cultivador medio quiera lidiar o en lo que quiera invertir. Sin embargo, son un gran instrumento para estudiar la naturaleza y los secretos escondidos en tu hierba.

Sea cual sea el dispositivo que decidas utilizar, cualquier cultivo de cannabis se puede mejorar gracias al uso de herramientas de aumento. Te espera un nuevo mundo bajo la lente de tu microscopio.

Microscopio electrónico

¿TIENES MÁS DE 18 AÑOS?

El contenido de RoyalQueenSeeds.com es únicamente apto para adultos y está reservado para personas mayores de edad.

Asegúrate de conocer las leyes de tu país.

Al hacer clic en ENTRAR, confirmas
que tienes
18 años o más.