La mayoría de las plantaciones de marihuana, al menos en los climas más fríos, se desarrollan en interior, en un armario o en un cuarto específicos para cultivo. Cultivar en interior en macetas implica el riesgo de que las raíces de las plantas se enreden. Cuando esto sucede, se pueden producir problemas de crecimiento de todo tipo. Analicemos más en profundidad lo que son las "raíces enredadas". Aprende a reconocer los signos para poder solucionar el problema y evitar que suceda en el futuro.

¿EN QUÉ CONSISTEN LAS RAÍCES ENREDADAS?

Cuando tus plantas tienen raíces enredadas, significa que las raíces son demasiado grandes para la maceta y ya no tienen lugar para crecer. Esto ocurre cuando las macetas son demasiado pequeñas. En exterior, en parterres, este problema es menos frecuente, aunque puede presentarse si las raíces encuentran obstáculos limitantes, como tuberías o rocas grandes debajo de la tierra.

Maceta Cannabis Demasiado Pequeña Raíces Insalubre

¿CUÁLES SON LOS SIGNOS DE LAS PLANTAS CON RAÍCES ENREDADAS?

Un sistema radicular sano es parte fundamental para el crecimiento de las plantas. Al fin y al cabo, las plantas absorben agua y nutrientes a través de las raíces.

Las raíces enredadas pueden producir problemas de todo tipo. A continuación, enumeramos algunos de los signos y síntomas más comunes que indican que es posible que tus plantas tengan sus raíces enredadas:

Deficiencias nutricionales

Tus plantas pueden manifestar síntomas de deficiencias nutricionales. Entre estos síntomas, pueden presentar una tonalidad amarilla, manchas u hojas que se desarman o se marchitan. Si tienes motivos para descartar la posibilidad de otros problemas, como un pH incorrecto, carencias nutricionales o exceso de riego, es posible que tus plantas tengan las raíces enredadas.

Las macetas se secan demasiado rápido

Si descubres que la tierra se seca en uno o dos días y necesitas regar muy a menudo, significa que tu planta necesita más agua de la que la maceta puede contener.

Las plantas se ponen muy grandes y débiles

Si las plantas se vuelven demasiado altas para el tamaño de la maceta, se pueden caer. Esto suele ser signo de que tus plantas tienen las raíces enredadas, y debes trasplantarlas a otras macetas más grandes.

Los siguientes son otros posibles síntomas:

  1. Plantas "quemadas" como si tuvieran un exceso de nutrientes: quizás identificas síntomas de exceso de nutrientes, a pesar de estar fertilizando tus plantas del modo adecuado.
  2. Cogollos más pequeños que crecen lento: tus cogollos son pequeños o el crecimiento general de la planta es más lento de lo normal.
  3. Plantas enfermas que se marchitan o están decaídas: tus plantas tienen aspecto de enfermas o empiezan a marchitarse o a decaer de forma inesperada.

QUÉ HACER SI SOSPECHAS QUE TUS PLANTAS TIENEN LAS RAÍCES ENREDADAS

Si tus plantas presentan uno o más de estos síntomas, necesitas revisar sus raíces para ver si están enredadas. Para hacerlo, necesitarás sacar la planta de la maceta. A veces, es obvio que las plantas son demasiado grandes para las macetas; por ejemplo, cuando las raíces salen por los agujeros del fondo de la maceta. ¡Es hora de darles un nuevo hogar a tus plantas!

CÓMO SACAR DE MANERA SEGURA LAS PLANTAS DE LAS MACETAS

Debes tener cuidado al sacar las plantas de las macetas para no dañar las raíces.

Agarra firmemente la planta por el tallo, justo por encima de la tierra. Coloca el resto de la mano sobre la tierra de modo que el tallo quede entre tus dedos. Voltea cuidadosamente la planta e intenta sacar la maceta hacia arriba. Por lo general, la maceta sale enseguida.

Si tienes problemas para sacar la maceta, aprieta cuidadosamente los lados de la maceta. Esto ayuda a aflojar la tierra.

Si la planta no sale, toma un cuchillo largo y utiliza la parte trasera del filo alrededor del borde interno de la maceta. Si la planta tiene las raíces demasiado enredadas y no puedes sacarla, podrías romper la maceta como última opción.

LIBERA LAS RAÍCES: CÓMO DESENREDAR LAS RAÍCES

Cuando hayas logrado sacar la planta con las raíces enredadas de la maceta, las raíces recorrerán la circunferencia de la maceta replicando su forma. Las raíces están atrapadas y no pueden seguir creciendo. Antes de volver a plantar la planta en una maceta más grande, debes intentar aflojar el conjunto de raíces para que puedan crecer. Debes hacerlo cuidadosamente con los dedos.

Raíces Cannabis Transplante Contenedor Maceta

CÓMO PODAR LAS RAÍCES

En casos graves de raíces enredadas, es posible que no puedas aflojar las raíces con los dedos. Deberás podar las raíces para poder liberarlas. Con un cuchillo afilado, haz algunas incisiones de arriba abajo en la capa externa de la pelota de raíces. Ten mucho cuidado y no cortes las raíces más finas. ¡No cortes las raíces principales más gruesas! Entre 2 y 3 incisiones bien separadas alrededor de la pelota de raíces serán suficientes para liberarlas.

TRASPLANTAR TU PLANTA DE MARIHUANA A UNA MACETA NUEVA

Usa una maceta nueva con espacio suficiente para que las raíces de la planta tengan lugar para expandirse. Llena la maceta con un poco de tierra, haz un hueco y coloca la planta en el centro. Asegúrate de que la planta esté a la misma profundidad que antes. Además, asegúrate de no aplastar demasiado la tierra; las raíces deben poder crecer libremente sin problemas. Tras colocar la planta en su nueva maceta, riégala. En este momento, también puedes añadir un estimulante de raíces.

Tu planta, que tenía las raíces enredadas, ahora está feliz en su nueva maceta más grande, pero durante algún tiempo estará un poco más sensible. Para ayudarla a recuperarse del trasplante, debes limitar los niveles de estrés durante algunos días. Añade pocos fertilizantes y, si puedes, baja las luces un poco. Sabrás que tu planta se ha recuperado cuando veas que sigue creciendo. Cuando esto suceda, que puede tardar entre unos días y un par de semanas, puedes regresar a tu programa normal de iluminación y fertilización.

CÓMO EVITAR QUE LAS RAÍCES DE TU PLANTA DE MARIHUANA SE ENREDEN

No es difícil prevenir que las raíces de tus plantas se enreden. Simplemente, elige macetas suficientemente grandes desde el principio para que no suceda. Si quieres trasplantarlas durante el cultivo, pásalas a macetas más grandes antes de que sea demasiado tarde. No esperes a que las macetas les queden demasiado justas.

Spannabis

Carrito

Artículos GRATUITOS incluidos

Sin producto

Transporte € 0.00
Total € 0.00

Confirmar