Cultivar marihuana es un arte, pero también es una ciencia. Tus plantas necesitan el entorno perfecto para florecer. Esto comienza con la composición química correcta tanto de la tierra como del agua que las rodean.

Debido a los contaminantes de la tierra y las sustancias químicas añadidas al agua por razones de seguridad pública, es posible que las condiciones básicas para cultivar marihuana no se cumplan. La planta del cannabis puede ser muy sensible a dichas alteraciones en la composición. Como consecuencia, es necesario utilizar medidores de pH para determinar si el entorno de cultivo es adecuado. Además, será necesario evaluar las condiciones de la planta durante todas las etapas de crecimiento.

El nivel de pH es lo que se debe evaluar. El pH afecta la capacidad de la planta para transportar nutrientes y carbohidratos. La planta de cannabis se desarolla mejor en un pH de alrededor de 6,5 (lo analizaremos mejor más adelante). Tu trabajo es mantener el medio de cultivo y el agua dentro de los márgenes aceptables.

Cultivo De Cannabis Control De PH En Tierra Y Agua

CÓMO AFECTA A TUS PLANTAS UN PH INCORRECTO EN LA TIERRA Y EL AGUA

Las variaciones de pH en la tierra y el agua pueden estresar a la planta. Así de sencillo.

Incluso si el pH de la tierra es el adecuado, pero el del agua  es incorrecto, el cultivo se verá afectado. Las plantas absorben el agua, la cual atraviesa el tallo hasta llegar a las hojas. Allí, se evapora. El agua se intercambia por dióxido de carbono, donde el CO₂ trabaja junto con la luz para crear azúcares vitales para el crecimiento de la planta.

Ese es el proceso de fotosíntesis.

Sin embargo, si la tierra o el agua tienen un pH incorrecto, la fotosíntesis es menos eficiente. Esto significa que el crecimiento y el rendimiento de la planta no serán óptimos. Para el cultivador, también significa cosechas más pequeñas.

La otra parte importante que debes tener en cuenta es que cultivar sin tierra requiere de un pH diferente. Por lo tanto, tu medidor de pH debe estar ajustado. El pH ideal para la tierra varía entre 6,0 y 7,0. Utilizar medios de cultivo alternativos (como fibra de coco) o cultivo hidropónico requiere de un rango de pH de 5,5-6,5.

Por eso aprender a utilizar y calibrar el medidor de pH es tan importante.

CÓMO UTILIZAR UN MEDIDOR DE PH

La manera más rápida de garantizar que la tierra y el agua tienen el pH correcto es con un medidor. La mayoría son fáciles de usar. Solo debes introducirlos en el agua o en la tierra que quieres analizar. El problema es que suelen estar descalibrados. Tendrás que recalibrar tu medidor con frecuencia.

A continuación, detallamos algunas reglas básicas para calibrar tu dispositivo. Las instrucciones de calibración pueden variar según el tipo de medidor que tengas: digital o manual. Básicamente, te asegurarás de que tu dispositivo detecte el pH de manera adecuada.

Medidor PH Cultivo De Cannabis

  1. Lee las instrucciones del dispositivo que vas a utilizar. Este primer paso, el más importante, es el motivo por el que los medidores de pH fallan.
  2. Calíbralo a menudo. 
  3. Utiliza guantes en todo momento cuando analices y calibres. Tu química corporal puede afectar los resultados.
  4. Coloca una pequeña cantidad de solución para calibración en recipientes separados. Esta solución puede conseguirse en un comercio o puedes utilizar una sustancia con un pH conocido. Las soluciones comerciales incluyen un rango de pH. Por ejemplo, un kit de calibración puede incluir soluciones con pH 4, pH 7 y pH 10.
  5. Limpia la sonda y utiliza siempre solución de calibración nueva.
  6. Sumerge la sonda en la primera solución para calibrar. 
  7. Limpia la sonda después de la primera solución y analízala dos veces más. 
  8. Con el medidor calibrado, inserta la sonda en el medio o el agua que deseas analizar. 
  9. Lee la medición.
  10. Ajusta el pH si está fuera del rango adecuado.

OTROS CONSEJOS

Existen algunas reglas para garantizar que la calibración sea precisa.

  1. Utiliza las soluciones amortiguadoras de pH adecuadas. Los medidores de pH funcionan mejor si se los calibra levemente por encima y por debajo del rango que quieres analizar.
  2. Descubre qué puede ajustar rápidamente la composición química. Por ejemplo, añadir caliza agrícola puede hacer que la tierra y el agua se vuelvan más alcalinas. El vinagre blanco puede hacerlas más ácidas.
  3. Purga tus plantas con agua corregida si se encuentran fuera del rango de pH. Esto también ayudará a corregir el pH de la tierra.
  4. Las condiciones sanitarias a la hora del análisis son fundamentales. Utiliza siempre soluciones amortiguadoras de prueba nuevas. El medidor también debe estar limpio. La contaminación puede afectar a los resultados del análisis.
  5. Es muy importante un almacenamiento adecuado. Los medidores de pH contienen un electrodo de pH que es muy sensible. Si se daña, no podrá tomar mediciones precisas. 
  6. No utilices agua destilada o desionizada en ningún momento del proceso. Esto puede dañar el sensor.

Carrito

Artículos GRATUITOS incluidos

Sin producto

Transporte € 0.00
Total € 0.00

Confirmar