🇺🇸 USA, We are coming soon ⏤ 🌱 Be the first to know

By RQS Editorial Team


Los cultivadores y fumadores de cannabis con cierta experiencia conocen bien el carbón activado, ya que esta sustancia se puede usar tanto en el cuarto de cultivo como en el extremo de un porro. Sigue leyendo para descubrir todo lo que debes saber sobre el carbón activado.

¿Qué es el carbón activado?

El carbón activado no es la misma sustancia que forma los trozos de carbón vegetal. La forma en que se fabrica hace que sea súper poroso y, por lo tanto, altamente adsorbente. Esto le permite unirse a moléculas, iones y átomos, eliminándolos de las sustancias disueltas. Es posible que también hayas oído hablar del carbón activado como carbón activo o carbono activado.

El carbón activado es un polvo negro, fino e inodoro, con propiedades absorbentes de toxinas, que se utiliza con fines domésticos, industriales y médicos. Estos usos incluyen el filtrado del agua para atrapar los contaminantes, y del aire para eliminar olores fuertes (de ahí su utilidad para quienes cultivan marihuana). El carbón activado también ofrece posibles ventajas terapéuticas y cosméticas, aunque no todas se han podido demostrar científicamente.

¿Cómo se produce el carbón activado?

Calentando materiales ricos en carbón, como madera, turba, cáscaras de coco o serrín, a temperaturas muy altas. Este calor intenso “activa” el carbón vegetal, despojándolo de cualquier molécula previamente absorbida, y liberando sitios de unión. Los materiales se colocan en un depósito sin oxígeno y se someten a temperaturas de unos 600-900°C. El carbón resultante se expone a diferentes sustancias químicas (como argón y nitrógeno), y se vuelve a calentar a una temperatura de entre 600 y 1200°C, a la vez que se expone al vapor de agua y oxígeno. Este proceso da lugar a una estructura muy porosa y aumenta enormemente el área de superficie.

Aunque parezca increíble, una sola cucharadita de carbón activado tiene aproximadamente la misma superficie que un campo de fútbol.

¿Cómo se utiliza el carbón activado?

Como ya hemos mencionado, el carbón activado se utiliza en muchos sectores y tiene diversos usos domésticos. A continuación destacamos algunos de los más frecuentes e importantes.

Tratamiento de envenenamientos y sobredosis

La Organización Mundial de la Salud ha aprobado el uso del carbón activado para el tratamiento de emergencia de envenenamientos y sobredosis. Esta sustancia ayuda a eliminar toxinas y medicamentos del cuerpo; entre los que se incluyen los AINE y otros antiinflamatorios, calmantes y estimulantes de venta libre, como las metilxantinas. Sin embargo, el carbón activado no se une a todos los tipos de toxinas o fármacos, especialmente si son corrosivos.

Supongamos que la sobredosis o envenenamiento se ha producido dentro de un marco de 1-4 horas previo al diagnóstico. En este caso, se podría administrar al paciente una bebida a base de agua y carbón activado en polvo. Las soluciones de carbón activado también se pueden administrar por medio de sondas por la nariz o la boca. Al unirse a las toxinas, el polvo activado impide que estas sean absorbidas por el cuerpo. Y dado que el estómago no puede absorber el carbón, las toxinas que se han unido al mismo abandonarán el cuerpo a través de las heces.

Otros problemas de salud

Debido a su gran eficacia para eliminar toxinas, los partidarios del carbón activado lo proponen como tratamiento para muchas dolencias. Muchos productos de venta libre que contienen carbón activado utilizan como evidencia los principios químicos básicos de este material. De hecho, existen pruebas que respaldan el uso del carbón activado para los siguientes fines o problemas:

Salud renal Gas intestinal
Diarrea Blanqueamiento de dientes
Cuidado de la piel< Desodorante
Infecciones cutáneas

Filtración de agua y aire

El carbón activado elimina las sustancias químicas orgánicas no deseadas del líquido y el vapor, atrayendo y uniéndose a ellas. Los COV (compuestos orgánicos volátiles), como el benceno, el tolueno, el xileno, los aceites, y algunos compuestos clorados, son los productos químicos que se eliminan con mayor frecuencia por medio de la filtración con carbón activado. Es una forma muy rentable de acabar con la contaminación de grandes volúmenes de aire o agua; sin embargo, su eficacia puede variar, ya que hay muchos aspectos que afectan a la capacidad del carbón para unirse a las toxinas, y que son:

Peso molecular Polaridad
Solubilidad en agua Temperatura de la corriente del líquido
Concentración en la corriente

¿Cómo funcionan los filtros de carbón activado?

Si lo sabes todo sobre el cultivo interior de marihuana, sin duda conocerás los filtros de carbón activado. Estos filtros son una herramienta básica en la mayoría de cuartos de cultivo. Impiden que los olores reveladores salgan fuera del espacio de cultivo y lleguen a la nariz de tus vecinos cotillas. Pero ¿cómo funcionan exactamente?

¿Qué es la adsorción?

Como ya hemos dicho, los filtros de carbón activado utilizan la adsorción (no la absorción) para eliminar los contaminantes del aire o del agua. Esta reacción química hace que los agentes contaminadores queden atrapados en la estructura porosa del carbón activado. La diferencia entre estas dos reacciones es que, con la adsorción, los contaminantes se adhieren al exterior del sustrato de carbono. En cambio, con la absorción, penetran dentro de la estructura.

Se puede saber si un material es absorbente o adsorbente observando si se produce un cambio en el volumen. Por ejemplo, una esponja se expande cuando ha “absorbido” agua, mientras que con la adsorción, no hay ningún cambio a nivel visual, ya que las moléculas simplemente se han adherido a la superficie.

¿Cómo funcionan los filtros de carbón activado?

¿Cómo ayuda el carbón activado a los cultivadores de marihuana?

Los filtros que contienen carbón activado son la mejor opción para eliminar olores y emisiones del cuarto de cultivo (como los terpenos del cannabis) que de otra forma podrían llamar la atención o atraer plagas de insectos. Estos filtros son también la mejor forma de garantizar que tus plantas reciban un suministro constante del aire más fresco posible durante su desarrollo.

También hay soluciones a corto plazo, como los purificadores de aire y los aerosoles, geles y polvos neutralizadores de olores. Sin embargo, estas medidas no eliminan completamente el olor del cuarto de cultivo, ni acaban con el polvo u otras partículas. Los aerosoles y geles además tienen un aroma tan fuerte que puede contaminar el sabor y los terpenos naturales de tus plantas.

En los armarios de cultivo, el filtro de carbono se suele conectar al tubo del extractor, y el aire que circula por el armario se elimina a través del filtro. Todas las moléculas de olor, las esporas, los alérgenos y otros contaminantes son adsorbidos por el carbón activado. El aire recién “purgado” se expulsa del armario a través del extractor, sin dejar ningún rastro de olores o emisiones.

Mantenimiento de los filtros de carbón activado

Los filtros de carbón están disponibles en varios tamaños para que puedas adaptarlos a las dimensiones de tu cuarto de cultivo y al volumen de filtración que buscas. Cuida de tu filtro de carbón limpiándolo una vez al mes. Es muy fácil; simplemente retira el filtro del cuarto de cultivo, y agítalo para deshacerte del polvo y los residuos atrapados. Cuando la estructura porosa del material esté llena, el filtro no podrá seguir atrapando moléculas. Los filtros de carbón se deben cambiar cada año o año y medio, dependiendo de la intensidad con la que los utilices.

Filtros de carbón activado para fumar

Las utilidades de los filtros de carbón activado no se limitan al cultivo de hierba. También son muy populares para usarlos con cigarrillos, porros y canutos, como una excelente forma de adsorber las toxinas en fase gaseosas que están presentes en el material vegetal (como cianuro de hidrógeno, amoníaco y crotonaldehído). No debes preocuparte de que el filtro elimine los preciosos cannabinoides del humo. El carbón activado solo adsorbe los compuestos perjudiciales del humo con un tamaño más grande que el THC y otros cannabinoides.

Los filtros de carbón para cigarrillos son como los filtros estándar, pero llevan integradas pequeñas partículas de carbón activado. La ciencia ha descubierto que, a pesar de que no hay pruebas de que estos filtros reduzcan el riesgo de desarrollar enfermedades respiratorias graves, podrían atenuar los efectos dañinos de fumar, al filtrar el alquitrán. También mejoran el sabor de los cigarrillos y los porros[1], aumentando el placer de la experiencia.

Filtros de carbón activado para fumar

Carbón activado: para cultivadores y fumadores de marihuana

Además de ser desagradables para los sentidos, los olores y las emisiones pueden afectar a la habitabilidad de tu hogar. En el mejor de los casos, resultan incómodos, y en el peor, pueden ser peligrosos para tu salud. Mantén tu cuarto de cultivo libre de sustancias contaminantes e impide que se escapen los olores sospechosos con ayuda de un filtro de carbón activado.

De la misma forma, si te preocupa cómo puede afectar el humo a tu salud respiratoria, o tienes dudas sobre lo que se ha utilizado para cultivar tu lote de hierba, es buena idea usar un filtro de carbono con tus canutos.

Fuentes Externas
  1. Effect of Charcoal in Cigarette Filters on Free Radicals in Mainstream Smoke https://pubs.acs.org
Descargo de responsabilidad:
Este contenido está destinado únicamente a fines educativos. La información ofrecida procede de investigaciones recopiladas por fuentes externas.

¿TIENES MÁS DE 18 AÑOS?

El contenido de RoyalQueenSeeds.com es únicamente apto para adultos y está reservado para personas mayores de edad.

Asegúrate de conocer las leyes de tu país.

Al hacer clic en ENTRAR, confirmas
que tienes
18 años o más.