Todo el mundo sabe que el consumo de THC puede afectar al metabolismo estimulando el apetito y haciendo que devores todo lo que veas. Este fenómeno también se conoce como "munchies". Pero el THC es solamente un cannabinoide. La planta de cannabis contiene más de 100 cannabinoides distintos. Como el CBD, otro apreciado cannabinoide no psicoactivo con un gran potencial terapéutico. ¿Tiene el CBD algún efecto sobre el metabolismo? Sí que lo tiene, pero de una forma que podría sorprenderte.

CBD Y METABOLISMO

La ciencia ha demostrado que el CBD tiene un efecto directo sobre nuestro metabolismo. Durante el 2016, investigadores coreanos publicaron un estudio sobre este tema en la revista científica Molecular and Cellular Biochemistry. Tras observar detenidamente el CBD y sus efectos sobre las células adiposas inmaduras, alias preadipocitos, descubrieron asombrados que este cannabinoide no tiene una, sino tres formas de activar la "grasa parda".

Los investigadores no solo descubrieron que el CBD estimula las proteínas y genes que participan en la descomposición de las grasas, sino que también potencia el número y la actividad de las mitocondrias, aumentando la energía del cuerpo para quemar calorías. Curiosamente, se averiguó que el CBD también reduce la expresión de proteínas implicadas en la creación de nuevas células adiposas.

Muchos creen que la grasa blanca aumenta el riesgo de padecer diabetes, enfermedades cardíacas, etc. mientras que la grasa parda tiene el potencial de promover la pérdida de peso mediante la quema de energía. Una vez completado el estudio, los investigadores llegaron a la conclusión de que el CBD tiene la capacidad de "activar la grasa parda", o en otras palabras, convertir la grasa blanca en grasa parda.

Metabolismo El Sistema Endocannabinoide

EL PAPEL DEL SISTEMA ENDOCANNABINOIDE EN EL METABOLISMO

El sistema endocannabinoide (SEC) es lo que ayuda al CBD a interactuar con nuestro cuerpo. Además de los receptores y sustancias químicas señalizadoras, el SEC se compone de enzimas metabólicas. La ciencia ha demostrado que el sistema endocannabinoide está directamente relacionado con varias funciones metabólicas, como el transporte de nutrientes y el almacenamiento de energía. También se dice que está involucrado en la gestión de la sensibilidad a la insulina.

Una vez más, todos sabemos que el cannabis, especialmente las variedades ricas en THC, afecta al metabolismo estimulando el apetito y permitiéndonos consumir más calorías de lo habitual. Pero el hambre no es lo único que puede estimular la marihuana. Según un estudio realizado en el 2008, el sistema endocannabinoide también estimula otras zonas del cuerpo implicadas en el metabolismo, como los músculos esqueléticos, el tracto gastrointestinal y el páncreas endocrino, por nombrar unas pocas.

Evidentemente, el SEC hace lo mismo a través de dos endocannabinoides endógenos: la anandamida y el 2-AG (2-araquidonilglicerol). Estos compuestos se interrelacionan con dos tipos de receptores, CB1 y CB2, que se encuentran en distintas partes del cuerpo humano, incluyendo el cerebro y el aparato digestivo.

El CBD tiene el potencial de contribuir a la metabolización de los compuestos absorbidos de alimentos durante el proceso de digestión. Por otro lado, nunca se debe sobreestimular al sistema endocannabinoide, ya que esto podría resultar en el efecto opuesto. Por ejemplo, la sobreestimulación no solo conduciría a la obesidad abdominal, también a la resistencia a la insulina, e incluso a un aumento de almacenamiento de energía en las células adiposas.

Según el Grupo de Investigación Endocannabinoide, cuando se estimula el receptor CB1, este incrementa la probabilidad de que se desarrolle el síndrome metabólico, un trastorno asociado con síntomas adversos como un alto nivel de azúcar en sangre, hipertensión, exceso de grasa corporal, etc. Sin embargo, los investigadores también han descubierto que el CBD, que es un antagonista del receptor CB1, podría tratar este trastorno y otros parecidos.

EL EFECTO DEL SISTEMA ENDOCANNABINOIDE SOBRE EL METABOLISMO ESTÁ RELACIONADO CON LOS CANNABINOIDES QUE LO ESTIMULAN

Aunque cannabinoides como el CBD pueden disminuir la ingesta de alimentos, reducir el aumento de peso y eliminar el apetito, otros compuestos como el CBN tienen el efecto contrario. En el 2012, un estudio realizado por la Facultad de Farmacia de la Universidad de Reading en el Reino Unido, descubrió que el CBD logró todo lo anterior en ratas. Pero el CBN tenía efectos negativos, como un aumento del apetito y del peso. El THC tiene los mismos resultados. Pero, curiosamente, los consumidores habituales de marihuana que utilizan variedades ricas en THC tienen un índice de masa corporal más bajo que los no fumadores.

Todo esto se reduce a que, aunque los estudios demuestran que el CBD afecta al metabolismo de cierta forma, se necesita más investigación antes de que podamos estar seguros del alcance del efecto de este cannabinoide, y de los otros cientos de ellos, sobre el metabolismo del cuerpo humano.

Carrito

Artículos GRATUITOS incluidos

Sin producto

Transporte € 0.00
Total € 0.00

Confirmar