Variedades como Blueberry, Bubba Kush o Strawberry Cough prometen unos sabores dulces y naturales a frutas, pero el gusto principal sigue siendo a hierba. Si te apetece un poco de variedad, prueba uno de estos métodos para darle un toque de sabor extra a tus reservas de maría.

ANTES DE LA COSECHA

Deja de regar las plantas 3 o 4 días antes de empezar a cosechar, para que el suelo se seque. Pero ten cuidado de que tus plantas no se sequen tanto que acaben muriendo. Si ves que empiezan a marchitarse, riégalas un poco. El día de la cosecha, prepara una solución con 15ml de aceites esenciales o extractos de grado alimentario por cada 20 litros de agua, y riega lentamente tus plantas para minimizar el drenaje. Deja que sacien su sed durante 3-5 horas antes de cosecharlas.

Al estar recién regadas, las flores contendrán más humedad de la que suelen tener en el momento de la cosecha. Mantenlas separadas y asegúrate de que tengan una abundante circulación de aire durante el secado inicial, para prevenir la formación de moho.

DURANTE LA COSECHA

Si ya has empezado a cosechar, aún no es demasiado tarde para dar sabor a tu hierba. Llena un vaso con la solución de "agua aromatizada" anterior y mete en él una rama recién cortada. Siempre que las hojas sigan vivas, absorberán el agua a través del tallo hasta llegar a los cálices de las flores. Después de aproximadamente una semana, extrae el recorte para secarlo y curarlo como de costumbre.

La misma advertencia en relación al moho se puede aplicar a esta técnica.

DESPUÉS DE LA COSECHA

Aunque las flores ya estén en los tarros, todavía se puede cambiar su sabor añadiendo ciertos elementos al frasco.

Empapa un trozo de algodón con un extracto o aceite esencial, y pégalo de la tapa del frasco para que cuelgue desde su interior sin tocar los cogollos. Vigila el frasco para que no se produzca condensación ni cualquier otro síntoma de exceso de humedad que podría causar moho y podredumbre.

También se pueden añadir productos para minimizar el riesgo de que se forme moho. Siempre que estén completamente secos, puedes añadir cáscaras de cítricos, trozos de manzana, pétalos de flores, y especias o hierbas como el romero, la canela o el clavo. Vacía una bolsita de té y llénala con el material suelto para mantener separados el agente saborizante y la marihuana.

Cómo añadir sabor a la marihuana antes, durante y después de la cosecha

ASPECTOS QUE HAY QUE RECORDAR

Las distintas variedades, e incluso distintas plantas de una misma variedad, absorberán los sabores a diferentes ritmos. Además, cada sabor modificará el gusto natural del cannabis de forma única. Hasta que sepas lo que va a ocurrir y lo que te gusta, experimenta con una sola planta, rama o frasco de hierba. Lo último que te interesa hacer es dejarte llevar por la gran variedad de posibilidades y arruinar la cosecha entera.

Los extractos de grado alimentario se pueden adquirir en cualquier tienda de comestibles. Ve al pasillo de productos de repostería, busca los condimentos, y allí encontrarás extractos de fresa, almendra, ron, etc., además del típico extracto de vainilla. Estos productos son los mejores, ya que están pensados para utilizarse con alimentos. Si optas por un aceite esencial, echa un vistazo a los ingredientes para asegurarte de que son aptos para el consumo humano. Pon una gota en el dedo y pruébala. Si quema, tiene un regusto químico o un olor muy fuerte, descarta la idea.

Evita cualquier saborizante que contenga mucho azúcar. El azúcar se quema fácilmente y huele mal, por lo que no hará que tu marihuana sepa mejor.

Los sabores y aromas intensos pueden desvanecerse rápidamente si se dejan al aire libre. Cuando estén dentro del frasco, cierra bien la tapa para mantener a salvo su esencia. Aun así, tendrás que vigilar de cerca el nivel de humedad del interior para prevenir la formación de moho. Un hidrómetro pequeño que se pueda ver desde el exterior del frasco es una herramienta muy útil.

Por último, controla tus expectativas. La marihuana de sabores sigue sabiendo a hierba, solo que tiene mejor gusto si se hace bien. Utiliza técnicas adecuadas de cultivo, secado y curado para garantizar que tu cannabis tenga un sabor delicado y agradable, con o sin ayuda adicional.

¿TIENES MÁS DE 18 AÑOS?

El contenido de RoyalQueenSeeds.com es únicamente apto para adultos y está reservado para personas mayores de edad.

Asegúrate de conocer las leyes de tu país.

Al hacer clic en ENTRAR, confirmas
que tienes
18 años o más.