A veces, la vida te regala una sonrisa grande y loca, y las cosas buenas se suceden mucho más a menudo de lo habitual. Así, pierdes un billete de cinco pero inmediatamente encuentras uno de veinte. O de repente, tu pareja insiste, allí y entonces, en que exteriorices tus fantasías más calientes (te entrega el billete de cinco que habías perdido anteriormente, y que ella ha encontrado). A veces, todo esto sucede, y cuando es así, es un agradable placer disponer de una buena genética en tu "zona de cultivo". Como muchos de los cultivadores ya saben, no existe nada más dulce que las sonrisas de oreja a oreja en nuestros rostros, especialmente gracias a nuestros esfuerzos "ocultos".

Recientemente, mientras disfrutaba de uno de estos ratos de vida y placer, empecé otro informe de cultivo; esta vez con la Critical (feminizada) de la siempre excelente Royal Queen Seeds.

Y así fue como seis de estas excelentes pequeñas semillas se metieron en unos bloques semilleros y de clonación "Root Riot" y se colocaron en un propagador de calor inferior debajo de una lámpara de haluro de metal de 400 vatios ajustada en un ciclo de 18/6 horas (a unos 60 cm de distancia de la lámpara). Dos ventiladores de unos 15 cm y un ventilador de torre ionizante de unos 45 cm de altura refrigeraron todo el receptáculo de 1m x 1m x 1m.

La mezcla base que utilicé para todo el cultivo (incluyendo los clones) fue B'Cuzz Kilomix, de Atami, con extra Perlite (aproximadamente un 10-15% más) para conseguir una mezcla "ultra aireada" para las raíces. La Critical es muy vigorosa desde la siembra, y muy vigorosa desde el clon, así que una mezcla "ultra aireada" es muy positiva.

Al cabo de tres días, todas las seis semillas empezaron a despuntar, así que abrí la ventilación de la caja propagadora y al día siguiente apagué el calefactor inferior. En el quinto día, trasplanté todas las semillas en macetas de unos 9 cm con la mezcla preparada y las acerqué un poquito a la lámpara (unos 46 cm). Durante los siguientes días, las acerqué progresivamente hasta el día ocho, cuando las coloqué directamente debajo de la lámpara (entre 23 y 26 cm aproximadamente).

Todo avanzaba a buen ritmo, y en el día 15 las planté en macetas de unos 15 cm (el cultivo en un espacio limitado con muchas plantas requiere el uso de macetas de tamaño limitado, cambiándolas sólo cuando sea necesario).

Anteriormente, ya había decidido que dejaría crecer las plantas según su patrón normal (sin doblarlas), así que no dificulté su crecimiento de ninguna manera y crecieron, en esta etapa, muy rápidamente. Pronto fue necesario cambiarlas de maceta de nuevo y, así fue, cuando en el día 25, las volví a trasplantar en sus macetas de floración. Seleccioné cuatro de las seis plantas y las planté en macetas de unos 25,5 cm, tres de las cuales eran más hondas (entre 5 y 7,5 cm) que las macetas normales.

Hasta el momento, había fertilizado las plantas dos veces con Terra Vega de Canna (día ocho media dosis, día 20 dosis completa, o 10 ml por litro). Su vigor fue tal que el hecho de replantarlas un par de veces (con cuidado) casi no supuso ninguna diferencia en su crecimiento. El día 28 fue el momento de trasladarlas a la "sala de floración". Aquí, las colocamos en una buena posición, debajo de 2 lámparas SON T Plus de 400 vatios en un receptáculo de 2m x 1m x 2m (altura) con otros esquejes incipientes y dos ventiladores de unos 45 cm.

Sólo seis días después del ciclo de 12/12, las cuatro empezaron a florecer, (dos de ellas empezaron a estirarse), y fue en ese momento cuando empecé a fertilizarlas con una dosis completa de Terra Flores de Canna cada vez que las regaba. También en esta etapa, cogí cuatro esquejes de dos de las mejores plantas (hablaremos de esto más adelante).

En el día 22 del ciclo 12/12 ya estaban floreciendo como locas y la resina ya estaba fluyendo. En esta etapa, doblé la dosis de fertilización cada vez que regaba (20 ml por litro) y cada 5ª irrigación regaba con agua pura. Puesto que las plantas florecían profusamente, fue en esta etapa cuando les di cuatro dosis (durante cuatro días) de un suplemento PK 13/14. Hacia el día 31, era evidente que dos de las cuatro serían buenas productoras y, afortunadamente, dos de los esquejes eran de una de estas dos.

Durante los 10 siguientes días aproximadamente, todas las plantas aumentaron de peso, dos de manera más notable que el resto. Hacia el día 38, regresé a las dosis normales, y en el día 42, deje de fertilizarlas y continué regándolas. En el día 47, observe que algunos de los "pistilos" de las flores se volvían de color marrón, y hacia el día 51 del ciclo 12/12, una observación con una lupa de 8 aumentos demostró que las glándulas de resina de dos de ellas (las dos más bajas), empezaban a volverse "lechosas". Sospeché que las dos más altas no se quedaban atrás.

Aquella noche realizamos la cosecha, las podamos y las colgamos para que se secaran. Había algunas diferencias en la estructura de crecimiento de las plantas y de los buds; las dos plantas más altas tenían buds más "macizos" y duros distribuidos por la planta, con una longitud internodal grande, mientras que las dos plantas más cortas, tenían una estructura de buds más "suave" pero también eran más "densos", y el espacio internodal en los buds era firme y resistente.

El aroma realmente no variaba de una planta a otra; era bastante especiado/"terroso" durante la formación de los buds (aunque desde el punto de vista del colocón, las plantas más altas quizás recordaban un poco más al hachís/skunk), e incluso un poquito fuerte, pero realmente no era un problema.

Colgamos los buds en un armario oscuro durante diez días para que se secaran y, luego, los pusimos en un tarro de cristal durante 20 o 30 días para que maduraran y alcanzaran todo su potencial. En cuanto al rendimiento y al fumazo, ya me ocuparé de ello después de un paréntesis en el arte de clonación de la Critical.

¿Cuánta gente conoces que sea buena en la clonación? Conozco a expertos cultivadores que pueden sacar todos y cada uno de los gramos de sus plantas con los ojos vendados. Pero pregúntales que corten esquejes y, la mitad de ellos, palidecen igual que los esquejes que han intentado cortar. Evidentemente, existe la otra mitad, que sí que lo consigue. Pero los que "palidecen" se clasifican en dos categorías: aquellos que creen que clonar es como una "cosa rara sólo apta para aprendices de mago del tipo Harry Potter", y aquellos que "se consideran" clonadores y que creen que hacen cosas tan importantes como si su vida dependiera de ello.

El hecho de que algunas personas tengan más éxito que otras en la clonación creo que depende del tipo de persona que eres, no de lo buen "hortelano" que seas. Alguien que sea un despreocupado, que siempre vea el vaso medio lleno, probablemente tenga más éxito que alguien cuya perspectiva de la vida sea más seria, más "rígida", el tipo de persona a quien realmente no le importa si el vaso está medio lleno o medio vacío; en sus ojos, no está lleno, y no hay nada más que decir. Sé que todos los clonadores con éxito son gente tranquila y feliz, mientras que la mayoría de clonadores que no tienen éxito son obstinados, ¡cuando no incluso, unos malditos gruñones!

De todas formas, aquí os dejo mi opinión sobre cómo clonar la Critical (o cualquier otra variedad) con éxito. Primero y más importante, asegúrate de que tu perspectiva sobre todo el proceso de clonación no es más que: si funciona, funciona, pero si no funciona, ¡al diablo! Si crees que este proceso es una especie de ciencia rara y misteriosa, entonces, seguramente fracasarás. Asegúrate de que tienes una cuchilla nueva y afilada, como por ejemplo, un cúter, un poco de solución para clonación, bloques semilleros y de clonación "Root Riot" (de Growth Technology), o algo parecido, un estimulador para el crecimiento orgánico de Nitrozyme (no es esencial) y un pequeño propagador de calor
(esencial).

Para obtener esquejes de la Critical que estaba probando, esperé hasta que las plantas empezaran a florecer antes de seleccionar las que iba a clonar. Pero te recomiendo que si eres nuevo en esto de la clonación (o no has tenido demasiado éxito), consigas tus esquejes durante la etapa vegetativa (18/6), ya que la planta está en un estadio de crecimiento "vigoroso", y arraiga más rápidamente.

Una vez seleccionadas las plantas para la clonación, adecenté un espacio en la superficie de trabajo de la cocina, con bloques de clonación preparados, los cuales habían estado sumergidos en agua tibia. Necesitarás un pincho o algo parecido para volver a hacer los agujeros en los bloques (nunca supongas que el agujero en el bloque es "correcto", ya que apretar un esqueje tierno en un agujero obstruido, ¡no es la mejor manera de trabajar!). También necesitarás un vaso de agua tibia en la que dejarás el esqueje recién cortado, un poco de solución para clonación y un cuchillo.

Asegúrate de que todo está limpio (y eso no significa enjuagar sólo con abundante agua, sino con agua caliente y detergente). También es importante que precalientes la unidad propagadora unas cuantas horas antes de cortar los esquejes.

Así que con las dos plantas Critical seleccionadas, listas y encima de la mesa de trabajo, busqué en el tercio superior de la planta, uno o dos sitios de corte viables. Idealmente, busca una rama saludable en el tercio superior de la panta (con una buena Critical en la etapa vegetativa, tendrás mucho dónde escoger). Toma el cuchillo afilado y desde la punta de crecimiento de la rama baja unos 10 cm (o como mínimo la punta de crecimiento y tres o cuatro nodos hacia abajo), retira todas las hojas de la zona, excepto las de la punta y el siguiente grupo de hojas hacia abajo. Corta las hojas justo en el tallo, procurando no dañarlo.

Seguidamente, a unos 10 cm (o como mínimo tres o cuatro nodos) hacia abajo, corta agudamente a 2 cm o, mejor, a unos cinco cm por debajo del nodo seleccionado, e inmediatamente pon el esqueje en el vaso con agua tibia. Ahora, con el cuchillo debajo del agua, realiza un corte de 45 grados debajo del nodo más bajo (en ningún momento retires el nuevo esqueje del agua). Ahora ya estarás tranquilo durante un tiempo, ya que los esquejes como éste se pueden dejar durante días y aún pueden enraizar. En cualquier caso, déjalo en el vaso durante como mínimo dos minutos. Esto permitirá que el esqueje absorba agua hasta su tallo, después del choque de ser cortado y no aireado, lo cual normalmente podría ser fatal para el esqueje.

Ahora, con la solución para clonación lista y un bloque para germinar con un agujero pequeño y perfecto a la espera, retira rápidamente el esqueje del vaso de agua y sumérgelo en la solución para clonación. Yo, normalmente, sumerjo dos terceras partes del esqueje durante unos 20 segundos. Aprieta suavemente el esqueje en el bloque de germinación, y presiona muy suavemente a su alrededor para asegurarlo. Debes tener en cuenta que siempre que manipules el esqueje (incluso cuando aún esté en la planta), deberías hacerlo con el mayor cuidado del mundo. Cualquier manipulación brusca o apretón, reducirá las posibilidades de que el esqueje enraíce.

Ahora que el bloque ya está en su bandeja, colócalo directamente en el propagador con las ventilaciones cerradas. Cuando ya tengas todos los esquejes en el propagador, rocíalos con un poco de estimulante para el crecimiento de Nitrozyme; es un auténtico abono, ya que la alimentación foliar adicional de los enzimas es una ventaja de salida para los esquejes. El propagador necesita buena luz pero, más importante, no necesita demasiado calor adicional. En el caso de la Critical, yo tenía el propagador a unos 45 cm de la lámpara de haluro de metal de 400 vatios, y tenía un ventilador en la parte superior de la unidad, funcionando en todo momento. Al cabo de cuatro días, volví a pulverizar los esquejes con Nitrozyme.

A los siete días, empecé a abrir las ventilaciones del propagador. A los nueve días, todos los cuatro esquejes tenían unas buenas raíces que ya empezaban a salir de los bloques, así que los trasplanté en macetas de unos 9 cm (con la misma mezcla que utilizaba para la semilla Critical) y los coloqué a unos 45 cm de la lámpara. Durante las 24 horas siguientes, no aparté los ojos de los esquejes, y en su primer ciclo nocturno de "exposición", los volví a rociar con Nitrozyme. Al día siguiente doblé todas las puntas que germinaban y los acerqué a la lámpara (30-35 cm).

En el día 14, después de haberlos trasplantado en macetas pequeñas (día 23 después de cortar), los cambié a macetas de unos 25 cm, e inmediatamente los fertilicé con media dosis de Terra Vega de Canna. Aquella misma noche, los rocié con el estimulante para crecimiento y con una dosis de 2 ml de estimulador por litro de agua fertilizada.

Durante los siguientes siete días, los esquejes se volvieron locos, creciendo muy rápidamente. Al cabo de 21 días de estar en la maceta, llevé a dos de las plantas a la sala de floración, las coloqué en la mejor posición y les administré una dosis completa de Terra Flores de Canna. Hacia el día siete del ciclo 12/12, ambas empezaron a florecer. En el día 15, la producción de resina y de flor ya estaba en marcha. Además de la doble dosis de Terra Flores en cada irrigación, decidí (debido a su vigorosidad) proporcionarles una mezcla completa de PK13/14 (5 ml por litro) desde el día 17 al 20 (12/12).

En el día 30, las dos plantas tenían un aspecto tremendo. Una era más pequeña que la otra y hacía exactamente lo que su mamá hacía: formaba buds con pequeños internodos en todos los cuatro tallos, con una estructura de floración densa y perfecta. Su hermana mayor también seguía los pasos de su mamá: producía buds resinosos, protuberantes, macizos y espaciados.

Día 31: durante tres días les di un estímulo de PK13/14, 3 ml por litro. Día 35 (12/12): gracias al hecho de doblarlas al principio y al uso de estimulantes para el crecimiento, ambas plantas ya habían superado a sus mamás en la producción de buds. La más alta de las dos tenía unos buds tan sólidos y pesados que ya necesitaba estacas de soporte. También reduje la fertilización a una sola dosis en cada irrigación.

Día 42: los buds ya han terminado su estallido floral, y ahora se están rellenando y mullendo. La producción de resina en ambas plantas está ahora en su pico. A partir de hoy, ambas plantas sólo cenarán agua pura hasta la cosecha. Día 46: ambas plantas son fuertes y con buds protuberantes y llenos de resina. Algunos pistilos de la pequeña ya se están volviendo marrones. En este momento, debo decir que cuando las plantas se trasplantaron a macetas de unos 25 cm, habría sido mejor hacerlo en macetas de 35-40 cm ya que la Critical, en buenas condiciones, es una bruja codiciosa, y produce un curioso sistema de raíces para adaptarse a sus ansias de alimentos.

Día 48: ambas plantas empiezan a volverse de color marrón, pero las glándulas de resina aún son claras. Dos días después, 1/8 parte de los pistilos de las flores de ambas plantas ya son de color marrón y, bajo una lupa de 8 aumentos, la pequeña ya empieza a mostrar una ligera turbidez en algunas de sus glándulas de resina. ¡Tiempo de cosecha!

Después de cortar, podar y colgar los buds para que se secaran, una cosa era muy aparente: estas dos señoritas habían producido más, en menos tiempo, (71 días desde que enraizaron) que sus cuatro predecesoras juntas. De hecho, las cuatro semillas Critical consiguieron un peso cortado en seco de 13 g, 18 g, 21 g y 24 g, con un total de 76 g en 79 días. Mientras, las dos plantas clones consiguieron un peso cortado en seco de 32 g (la planta alta) y de 49 g (la planta baja), con un total de 81 g en 71 días desde que enraizaron (80 días desde el esqueje) ¡Los dos clones consiguieron el doble de producción que las cuatro plantas sembradas!

Cabe destacar que esta variedad (especialmente el fenómeno pequeño) muestra una estructura de crecimiento de los buds que podría ser presa del moho. Así que te sugiero que riegues bien, moviendo el aire (no húmedo) por los buds en su última etapa de de formación. De todas formas, no apartes los ojos, ¡por si acaso!

Creo que con la Critical, si has hecho una buena selección, has doblado un par de veces en las etapas tempranas, ha vegetado un poco más, la has fertilizando en abundancia y le has dado estimulantes, la tienes en una maceta grande, con una base muy ligera, con dos lámparas SON de 600 vatios (en lugar de 2 x 400 vatios), esta cepa tiene un gran potencial.

Si la Critical está seca y no la tocas, no huele demasiado. Pero cuando la rompes y la abres, desprende un olor de "calidad" distintivo, muy terroso, casi de almendra tostada y especies, con un matiz extraño de "gasolina de encendedor". Este olor disminuye mientras madura, pero no desaparece completamente, y no afecta de ninguna manera al humo de sabor encantador. Parece que la dificultad que puedes tener con tu Critical no está en las etapas de crecimiento, floración o secado, sino en las etapas de liado. Está tan impregnada de resina que cuando la toques, terminarás con el papel del cigarrillo y el tabaco (si utilizas) pegados en tus dedos, ¡y con el resto en el suelo!

En cuanto al fumazo, ambas variedades de Critical son muy parecidas. La embocadura tiene unos sorprendentes toques de hachís y de carne, con unos buds protuberantes y macizos con un sabor más skunk. El colocón es muy agradable, un buen golpe para el cuerpo (pero no letal), acompañado de una agradable sensación de subidón. Después de unas cuantas caladas, tienes la sensación de que vas a "quedarte tirado en el sofá" pero no es así. Al contrario, notarás que puedes hacer muchas cosas, aunque con una especie de sonrisa inestable y prieta. El colocón te atrapa gradualmente; puedes hacer dos o tres caladas antes de que la primera te afecte de verdad. No es el colocón más duradero que existe, pero es bueno, porque puedes pasarte toda la noche totalmente colocado y ¡levantarte a la mañana siguiente con la cabeza bien clara!

Así, parece que podemos marcar todas las casillas correctas de la Critical; es pan comido cultivarla y clonarla, el rendimiento es excelente y muy rápido, y el fumazo es de primera clase. Parece que, de nuevo, Royal Queen Seeds puede ofrecer genéticas de excelente calidad (feminizadas) a un precio al que todos le podemos poner buena cara. Si eres del tipo de persona que (por cualquier razón) tiene problemas en clonar, entonces, te recomendamos fervientemente la variedad Critical como una buena variedad para perfeccionar tus habilidades.

¡Diviértete!

Steve & Dawn