Existen muchos síntomas desagradables que pueden presentarse durante el embarazo y los primeros meses tras el parto. Náuseas, dolor crónico y migrañas son solo algunos de los síntomas físicos. A nivel psicológico, algunas mujeres sufren de depresión y ansiedad graves, en especial después del parto. Estos son síntomas que se pueden aliviar, al menos parcialmente, con cannabis.

Lamentablemente, dado que las embarazadas llevan a un frágil ser humano en su interior, no deben consumir sustancias psicoactivas. Como ya debes saber, el cannabis contiene más de 100 cannabinoides. Los cannabinoides tienen diversas funciones y actúan de manera diferente según algunas variables. Aunque el THC no sea la opción más sana en este caso, el CBD puede ser una buena opción. Este cannabinoide no produce efectos psicoactivos y es mucho más seguro que el THC. Si te interesa conocer más sobre el consumo de cannabis con todos sus compuestos durante el embarazo, puedes leer otro de nuestros artículos. Sin embargo, en este, analizaremos concretamente el cannabidiol o CBD.

EFECTO DEL CBD SOBRE EL EMBARAZO

El THC ha sido estudiado con mayor profundidad que el CBD. Como el cannabis es ilegal en la mayoría de los países del mundo, no se ha investigado demasiado. Hasta hace poco, el CBD era relativamente desconocido. En la actualidad, existen algunos estudios que pueden aclarar la situación sobre el CBD y el embarazo.

El CBD, considerado un relajante muscular, puede ayudar a las embarazadas a aliviar sus contracciones. Esto se basa en un artículo en el que se utilizó CBD sintético en células in vitro. Aunque no sea un caso de estudio, es lo que tenemos por el momento. La investigación (desde 2010) concluyó que el CBD ayuda a aliviar las contracciones uterinas inducidas con oxitocina. Es necesario que se realicen más estudios en seres humanos para determinar si se aplica de manera consistente. No obstante, es un estudio convincente.

Aunque el THC se puede vincular a alteraciones en la ovulación y al daño de las células embrionarias, el CBD no produce los mismos trastornos. Tras experimentos realizados en ratas preñadas, los investigadores concluyeron que, tras la administración de CBD, los embriones se desarrollaron normalmente. Nuevamente, es necesario realizar estudios en seres humanos para obtener conclusiones firmes.

Contracciones Uterinas Y Cbd

EL MEJOR MÉTODO DE CONSUMO

Obviamente, fumar hierba no es la mejor opción para tratar los síntomas desagradables que puede producir el embarazo. Incluso si se trata de una cepa con predominancia de CBD, como la Euphoria o la Medical Mass, se consumen niveles mínimos de THC. Vaporizar flores también extraerá las sustancias químicas dañinas que las mujeres embarazadas no deben ingerir.

Los comestibles ricos en CBD son una buena opción para evitar las complicaciones que trae fumar hierba. No obstante, si no los preparas tú, puede ser arriesgado consumirlos. Solo debes consumir comestibles que hayas preparado con una dosis controlada y productos orgánicos.

El único método de consumo viable es el aceite. De hecho, es el más seguro.

El aceite de CBD al 100% se puede consumir de diferentes formas. Se puede tomar en cápsulas, tinturas (que puedes utilizar para preparar comestibles) e incluso lociones. Para aliviar el dolor corporal, se puede aplicar un ungüento o una loción sobre el área afectada. Puedes preparar tu propia loción o comprar uno de los diversos productos legales disponibles online y en tiendas. Asegúrate de que sea un productor fiable y de conocer todos los ingredientes que contenga el producto. Los productos hechos a base de cáñamo orgánico ayudan a garantizar la ausencia de THC. Esta puede ser la mejor alternativa.

Pero falta responder a una pregunta.

ENTONCES, ¿ES SEGURO EL CONSUMO DE CBD EN MUJERES EMBARAZADAS?

Lamentablemente, esta es una pregunta que todavía no podemos responder, ya que la ciencia no lo ha confirmado. Es posible que tengamos que esperar a que el cannabis medicinal se vuelva más popular a nivel mundial antes de obtener una respuesta. Hasta el momento, no se ha invertido lo suficiente en investigación.

Aunque se haya declarado que el THC no es sano para las mujeres embarazadas, la American Academy of Pediatrics realizó un estudio en 1994 que demuestra lo contrario. Se evaluaron los bebés de 44 mujeres jamaicanas a los 3 días y a los 3 meses de edad. De las 44 mujeres, 24 habían consumido cannabis regularmente durante el embarazo. En el momento de la comparación, los hijos de las madres expuestas al cannabis obtuvieron mejores resultados en las pruebas realizadas. El estudio no analiza problemas de salud, lo cual es un defecto, pero indica lo siguiente: "Los neonatos de madres que consumían marihuana habitualmente obtuvieron mejores puntuaciones en estabilidad autonómica, nivel de lucidez, irritabilidad y autorregulación, y se concluyó que eran más gratificantes para los cuidadores".

Esto solo prueba que los estudios existentes se contradicen. Tendremos ser pacientes y confiar en que la investigación médica siga el camino correcto. Si estás embarazada y te preguntas si es seguro consumir CBD, no podemos darte una respuesta certera. No obstante, creemos que es mucho más seguro que algunos de los medicamentos farmacéuticos que pueden llegar a recetarte. Asegúrate de comentar tus dudas con tu médico. Lo más importante es que no consumas nada con lo que no te sientas 100% cómoda.

Carrito

Artículos GRATUITOS incluidos

Sin producto

Transporte € 0.00
Total € 0.00

Confirmar