Existen gran cantidad de productos que contienen CBD, desde suplementos para mascotas hasta cosméticos. Pero, a pesar de su creciente popularidad, la gente sigue teniendo muchas dudas sobre qué es el CBD, cómo funciona y qué ventajas ofrece o no ofrece. En este artículo, separamos los hechos de la ficción respecto al CBD.

MITOS FRECUENTES SOBRE EL CBD

  • MITO Nº1 SOBRE EL CBD: SIEMPRE PROCEDE DEL CÁÑAMO

El cáñamo es un tipo especial de cannabis que ha sido criado con fines industriales, como por ejemplo para obtener fibra, aceite o semillas. Estas plantas también se han seleccionado específicamente para contener solo cantidades mínimas de THC, y su aspecto es muy diferente al de las plantas de marihuana criadas por bancos de semillas como el nuestro. Para que una planta de cannabis sea calificada como cáñamo en los EE.UU. debe contener menos de un 0,3% de THC, mientras que en la mayoría de la UE el límite está en un 0,2%.

Mucha gente cree que el aceite de CBD se obtiene exclusivamente a partir del cáñamo industrial. Pero esto no es así. Mientras que algunos productores, entre los que nos incluimos, usan cáñamo industrial para producir aceite de CBD, otros crean sus productos usando cepas de cannabis ricas en CBD. Este es el caso especialmente en el mercado americano. Estas cepas suelen producir más flores con concentraciones más elevadas de CBD que el cáñamo industrial que, como hemos mencionado, se cultiva principalmente por su fibra.

  • MITO Nº2 SOBRE EL CBD: EL ACEITE DE CBD NO ES PSICOACTIVO

El cannabis contiene de forma natural más de 100 cannabinoides, todos ellos con sus propios efectos únicos sobre el cuerpo. De todos estos compuestos, los más estudiados son el THC y el CBD. Por desgracia, todavía hay bastante confusión entre el público general sobre los efectos de estos compuestos.

El THC suele ser considerado el principal ingrediente psicoactivo del cannabis. Sin embargo, muchos de los cannabinoides presentes en el cannabis, incluyendo el CBD, afectan a la mente y por tanto son psicoactivos. No obstante, el THC es el principal agente intoxicante del cannabis y es el responsable de causar el típico colocón o la euforia asociados a la planta de cannabis.

  • MITO: Nº3 SOBRE EL CBD: SE UNE A LOS RECEPTORES CANNABINOIDES

El sistema endocannabinoide es un sistema regulador esencial que media los efectos de los cannabinoides en el cuerpo. Uno de los principales componentes de este sistema son los receptores cannabinoides CB1 y CB2. Algunos cannabinoides pueden imitar a los endocannabinoides (producidos de forma natural por el propio cuerpo) y unirse directamente a estos receptores. Por ejemplo, el THC se une directamente a los receptores CB1.

Pero el CBD es diferente y tiene poca afinidad de unión con los receptores cannabinoides. Las investigaciones apuntan a que el CBD actúa a través de 60 vías moleculares diferentes en el cuerpo. Y es a través de estos sistemas por donde se cree que el CBD afecta indirectamente al sistema endocannabinoide.

  • MITO Nº4 SOBRE EL CBD: PROVOCA SOMNOLENCIA

El sistema endocannabinoide participa en la regulación de varios procesos corporales diferentes. Uno de estos procesos es el sueño. Pero existe el error común de pensar que el CBD provoca somnolencia o tiene un efecto sedante. De hecho, algunos estudios han demostrado que el CBD puede fomentar un estado de vigilia y retrasar la hora de ir a dormir.

Los estudios también sugieren que el CBD podría tener efectos opuestos en el sueño, que varían en función de la dosis y diversos factores. Una revisión de 2014 publicada en la revista Current Pharmacology (Farmacología Actual) destaca evidencias experimentales que sugieren que el CBD podría actuar como fármaco para promover la vigilia. Por otro lado, algunas fuentes muestran que el CBD ayuda a inducir al sueño al aliviar el estrés y la ansiedad en personas afectadas por trastornos de ansiedad.

  • MITO Nº5 SOBRE EL CBD: ES EL PRINCIPAL COMPUESTO MEDICINAL DEL CANNABIS

Mucha gente cree que el CBD es el responsable del potencial medicinal del cannabis, y desde luego esto es parcialmente cierto. Pero, en realidad, la planta de cannabis contiene más de 400 compuestos activos, incluyendo más de 100 cannabinoides, muchos terpenos, flavonoides y otros componentes. Y muchos de estos compuestos contribuyen a las ventajas potenciales para la salud del cannabis, no solo el CBD.

De hecho, una cantidad importante de estudios sugieren que la magia del cannabis podría derivar de la habilidad de estos compuestos para actuar sinérgicamente. Esto se conoce como el “efecto séquito”, una teoría respaldada por algunos de los principales investigadores especializados en cannabis del mundo.

DATOS ESENCIALES SOBRE EL CBD

  • DATO Nº1 SOBRE EL CBD: NO PROVOCA COLOCONES

Previamente hemos mencionado que el CBD actúa sobre la mente y por tanto es psicoactivo. Sin embargo, no es intoxicante. A diferencia del THC, el CBD no produce ningún tipo de colocón o euforia, incluso en dosis extremadamente elevadas.

Pero es importante tener en cuenta que algunos productos de CBD de espectro completo o de planta completa pueden contener cantidades residuales de THC. Esto se debe a que el THC es un componente natural que está presente incluso en las plantas de cáñamo industrial. Los aceites de espectro completo contienen todo el perfil de compuestos químicos naturalmente presentes en el cáñamo y, por tanto, podrían contener cantidades traza de THC. Pero estas concentraciones son tan bajas que no son suficientes para provocarte un colocón.

  • DATO Nº2 SOBRE EL CBD: TIENE VENTAJAS MEDICINALES REALES

Últimamente se han realizado muchos estudios sobre terapias con cannabinoides. Y es cierto: compuestos del cannabis como el CBD tienen ventajas medicinales reales. El motivo de esto es que el sistema endocannabinoide ayuda a regular muchos procesos corporales, incluyendo desde el dolor hasta la formación de memorias.

Hasta el momento, las investigaciones sugieren que el CBD puede aliviar los síntomas del estrés y la ansiedad, el dolor y la inflamación, mejorar el sueño, reducir los temblores y convulsiones, y mucho más. Es importante señalar que las investigaciones en este ámbito todavía están en marcha y desconocemos muchas cosas sobre los cannabinoides y su funcionamiento.

CBD RECEPTORS

  • DATO Nº3 SOBRE EL CBD: ACTÚA A TRAVÉS DE VARIAS VÍAS DIFERENTES DEL CUERPO

Como hemos mencionado, los estudios han identificado más de 60 mecanismos de acción diferentes a través de los cuales el CBD actúa sobre el cuerpo. Muchas de estas vías moleculares pertenecen a sistemas neurotransmisores como la serotonina y el GAMA, entre otros. Las investigaciones muestran que el CBD puede afectar a estos sistemas aumentando o disminuyendo su transmisión de señales. Algunos estudios también sugieren que el CBD podría actuar como inhibidor de recaptación de endocannabinoides como la anandamida. Esto podría llevar a un aumento temporal de las concentraciones de estos químicos en el cerebro, afectando a cosas como el estado de ánimo y la sensación de dolor.

  • DATO Nº4 SOBRE EL CBD: PUEDE PROVOCAR EFECTOS SECUNDARIOS

Sí, el CBD tiene efectos secundarios y es muy importante reconocerlo. Por suerte, la mayoría de efectos secundarios de este cannabinoide son leves y pueden evitarse con una dosificación adecuada. Por ejemplo, algunos posibles efectos secundarios del aceite de CBD incluyen reducción de apetito, diarrea y sequedad de boca.

Encontrar la dosis correcta de CBD para ti depende de una serie de factores, que incluyen: la potencia del suplemento de CBD que estás tomando, tu peso y tu propia química corporal, y la razón por la que consumes CBD. Por tanto, no hay ninguna fórmula mágica para dosificar el CBD. Se recomienda empezar con una dosis pequeña y aumentarla progresivamente hasta lograr los resultados deseados.

  • DATO Nº5 SOBRE EL CBD: ES LEGAL EN MUCHOS PAÍSES

Existe mucha confusión en torno a la legalidad de los suplementos de CBD. Y aunque obviamente la legislación sobre estos productos varía entre un país y otro, muchos lugares permiten la venta legal de suplementos de CBD siempre que contengan cantidades mínimas de THC.

Por ejemplo, el CBD es legal en muchos países europeos, Nueva Zelanda, Uruguay y Canadá, entre otros. En los EE.UU., el CBD es legal a nivel federal si procede del cáñamo, es decir, de plantas de cannabis que contengan menos de un 0,3% de THC.

¿TIENES MÁS DE 18 AÑOS?

El contenido de RoyalQueenSeeds.com es únicamente apto para adultos y está reservado para personas mayores de edad.

Asegúrate de conocer las leyes de tu país.

Al hacer clic en ENTRAR, confirmas
que tienes
18 años o más.