A estas alturas, todos estamos familiarizados con la promesa terapéutica del cannabidiol. A medida que la revolución de la marihuana medicinal sigue avanzando, el mundo entero empieza por fin a ver muchos de sus beneficios para la salud humana. Entre todos los órganos vitales del cuerpo, el que más interactúa con el cannabis es el cerebro.

El sistema endocannabinoide va más allá de esta región del sistema nervioso. Una vez que un cannabinoide como el CBD entra en el organismo, la función cerebral es uno de los primeros procesos que se ven afectados.

Numerosos estudios han analizado cómo afecta el cannabidiol a la función cerebral, y la mayoría han obtenido resultados prometedores y han conducido a más investigaciones. Pero, ¿cómo afecta exactamente el CBD al cerebro y a la salud en general? En este artículo encontrarás todo lo que hay que saber.

¿Cómo funciona el cerebro?

El papel principal del cerebro es procesar toda la información que se envía a través del cuerpo, y enviarla de vuelta. Es como un ordenador central que controla la memoria, la cognición y las experiencias.

  • El cerebro consta de tres partes principales: cerebro, cerebelo y tronco encefálico. El cerebro es la sección más grande, situada en la parte exterior. Es el responsable de nuestra capacidad para caminar, pensar, memorizar información nueva, hablar, sentir y leer.
  • El cerebro tiene dos hemisferios principales: izquierdo y derecho. El primero controla el lado derecho del cuerpo, y el segundo, el izquierdo.

Cada hemisferio se divide en cuatro lóbulos: temporal, frontal, occipital y parietal. Cada uno de ellos tiene unas funciones específicas que controlan el razonamiento, la toma de decisiones, la personalidad y el sentido del olfato, entre otras cosas.

En la parte posterior del cerebro se encuentra el cerebelo, y sus funciones están relacionadas principalmente con el movimiento. Es lo que controla nuestra capacidad de equilibrio, la habilidad motriz fina (cualquier cosa que implique coordinación entre ojos y manos), el equilibrio, y el mantenimiento de la postura.

El tronco encefálico está situado en la parte inferior del cerebro. Su principal función es conectar el cerebro a la médula espinal. También controla funciones básicas como la respiración, la presión arterial y el movimiento ocular.

El-CBD-y-su-increíble-efecto-sobre-el-cerebro

Receptores cannabinoides del cerebro

Antes de ahondar en los receptores cannabinoides del cerebro, es importante entender el sistema endocannabinoide. En pocas palabras, desempeña una función reguladora para conseguir la homeostasis (equilibrio) en el cerebro y el sistema nervioso central.

Y aquí es donde entran en juego los dos principales receptores cannabinoides: CB1 y CB2. Ambos tipos de receptores están distribuidos por todo el cuerpo, y cada uno de ellos está más concentrado en unas áreas que en otras.

Veamos primero los receptores CB1. El sistema nervioso cuenta con una gran abundancia de estos receptores, especialmente en el cerebro, el tronco cerebral y el cerebelo. También hay receptores CB1 en los ojos, el bazo y los testículos. Ciertos cannabinoides, como el THC, tienen una alta afinidad por los receptores CB1 del cerebro, lo que da lugar a los efectos psicotrópicos asociados con la marihuana.

En cuanto al CBD, no se une al CB1 de una forma tradicional. En su lugar, interactúa con receptores no cannabinoides[1] como el TRPV1. Los receptores TRPV1 regulan la respuesta del cuerpo ante la inflamación y el dolor. En este sentido, el CBD podría tener la capacidad de proporcionar alivio terapéutico para el dolor.

Los receptores CB2, por otro lado, se encuentran principalmente en las células inmunitarias, y regulan la función inmunológica. El cuerpo ayuda a combatir la inflamación a través de estos receptores.

¿Puede el CBD mejorar la función cerebral?

¿Cómo podría influir exactamente el CBD en la función cerebral? Y, ¿qué beneficio supondría? Función cerebral es un término muy amplio que cubre mucho terreno. Así que, para ayudarte a entenderlo mejor, vamos a dividirlo en las siguientes categorías.

  • CBD y neurogénesis

La neurogénesis es un proceso por el cual el cerebro genera nuevas neuronas. Las neuronas, también conocidas como células nerviosas, son las encargadas de recibir la información sensorial y de enviar órdenes a los músculos para que se muevan. También son las responsables de la transformación y retransmisión de todas las señales eléctricas entre cada proceso.

Pero, ¿cómo influye el CBD en la neurogénesis? Según varias teorías, el cannabidiol tiene el potencial de aumentar la neurogénesis regulando el sistema endocannabinoide. En un estudio de 2010[2] con ratones, se comprobó que una dieta enriquecida con CBD ayudó a la supervivencia de neuronas recién generadas. En otro estudio de 2018[3] con ratones con estrés crónico, el CBD aumentó la diferenciación neuronal, un proceso también conocido como desarrollo celular.

Aunque se necesitan más estudios, los expertos están de acuerdo en que el cannabidiol podría tener la capacidad de estimular la actividad neurogénica.

Aceite de CBD 15% (1500mg)
THC: 0.2%
CBD: 15%
CBD por gota: 7,5mg
El portador: Olive Oil

Comprar Aceite de CBD 15% (1500mg)

  • CBD y estrés oxidativo

Cuando tu cuerpo produce más radicales libres que antioxidantes, está experimentando estrés oxidativo. Los radicales libres son moléculas que captan electrones de otras células, lo que en última instancia ocasiona daños en el cuerpo.

Un exceso de estrés oxidativo acelera el proceso de envejecimiento, y también puede conducir a la aparición de problemas de salud a largo plazo, como diabetes, enfermedades cardíacas y cáncer, entre otros.

La investigación ha observado que el CBD parece tener un papel en la reducción de los niveles de estrés oxidativo. Según las conclusiones de un estudio de 2008[4], el cannabidiol tiene el potencial de bloquear las endotoxinas que causan estrés oxidativo.

Las enfermedades degenerativas, como el Alzheimer y el Parkinson, también están causadas, en parte, por el estrés oxidativo. Pero como indican los hallazgos más recientes, el CBD tiene el potencial de proporcionar alivio para estos trastornos.

En un estudio de 2011[5], el cannabidiol protegió del daño oxidativo causado por la anfetamina. Y, dado su potencial antiinflamatorio, un estudio de 2007[6] descubrió que el CBD redujo la neuroinflamación causada por el Alzheimer.

  • CBD y flujo sanguíneo cerebral

El flujo sanguíneo es un factor integral para una función cerebral y un envejecimiento óptimos.

En el ser humano, el flujo sanguíneo cerebral promedio[7] es de 50ml de sangre por 100 gramos de tejido cerebral por minuto. Estos valores son un poco más bajos en la materia blanca (20ml por 100g por minuto), y más altos en la materia gris (80ml por 100g por minuto).

Investigaciones recientes han descubierto una conexión entre el cannabidiol y el flujo sanguíneo cerebral. Un estudio de 2020[8] publicado en el Journal of Psychopharmacology, demostró la posible capacidad del CBD para aumentar el flujo sanguíneo al hipocampo. El hipocampo es la región del cerebro, dentro del lóbulo temporal, responsable del aprendizaje y la memoria.

Los mecanismos exactos del proceso no se especifican en el estudio mencionado. También se descubrió que el CBD podría mejorar la forma en que el cerebro procesa los recuerdos emotivos.

El estudio también observó que otras zonas del cerebro no experimentaron el mismo aumento de flujo sanguíneo cerebral. Sin embargo, se demostró que existe en el hipocampo, lo que plantea la posibilidad de una mejora de la función de memoria mediante el consumo de cannabidiol.

  • CBD y efectos psicotrópicos

Los aficionados a la marihuana conocen muy bien los efectos psicotrópicos que produce el THC. Algunos disfrutan de la experiencia, pero para otros resulta abrumadora.

La ansiedad y la paranoia son dos conocidos efectos de los subidones desagradables del cannabis. Pero, en este sentido, el CBD también se considera una posible herramienta para equilibrar las cosas.

Según un estudio de 2015[9], entre otros, el CBD puede reducir potencialmente la ansiedad inducida por el THC a través de su función como modulador alostérico negativo de los receptores CB1. Esto significa que el CBD reduce la capacidad del THC para producir efectos psicotrópicos mediante su unión con el CB1.

Además, dado su buen perfil de seguridad y carácter no tóxico, el CBD ha sido utilizado como posible tratamiento complementario[10] para el trastorno de estrés postraumático y la ansiedad social[11], entre otros trastornos de ansiedad.

Si tienes problemas para gestionar los efectos psicotrópicos de la marihuana, puedes probar con variedades con una proporción equilibrada de CBD respecto a THC.

Receptores cannabinoides, opioides, de serotonina y de dopamina

  • CBD y otros neuroquímicos

El cerebro presenta varios compuestos químicos. Estas diminutas moléculas orgánicas son principalmente responsables de regular diversas funciones cerebrales. Necesitaríamos un artículo entero para analizarlos todos, así que vamos a concentrarnos en dos de los más importantes: la dopamina y la anandamida.

La dopamina es una hormona que se libera durante experiencias gratificantes, como tomar alimentos deliciosos o tener relaciones sexuales. El aumento de dopamina también se produce con el consumo de drogas[12] como la nicotina, la cocaína y las anfetaminas, lo que hace que sean muy adictivas.

Según una investigación[13] publicada en 2017, la capacidad innata del CBD para favorecer la homeostasis podría conferirle un potencial antiadictivo. En este mismo estudio se comprobó cómo el cannabidiol redujo el consumo de nicotina, así como los síntomas de la dependencia y la abstinencia del cannabis.

La anandamida es otro neuroquímico fascinante. Descubierta por el Dr. Raphael Mechoulam, fue bautizada con el término sánscrito para "felicidad", ya que observó su efecto sobre la alegría y el bienestar humanos. Se cree que este endocannabinoide desempeña un papel[14] relacionado con el placer, el aprendizaje y la memoria, entre otras cosas. Curiosamente, el CBD parece inhibir la recaptación y descomposición de la anandamida[15], lo que aumenta el nivel de este endocannabinoide en el cuerpo (con un efecto potencialmente beneficioso).

CBD para la salud del cerebro: ¿hay suficientes pruebas?

El propio cerebro es un órgano complejo que tiene diversas funciones dentro del cuerpo. Cada una de sus regiones está relacionada con las funciones físicas, mentales y emocionales que nos permiten movernos y ser funcionales.

Con el paso de los años, cada vez hay más estudios sobre el CBD en este ámbito. Sin embargo, todavía no hay suficientes ensayos clínicos integrales que permitan llegar a conclusiones definitivas.

La mayoría de los hallazgos se inclinan por los efectos positivos del cannabidiol sobre la salud cerebral. Algunos aspectos siguen sin ser concluyentes, pero, en general, los resultados son prometedores. Cuando menos, el CBD no parece causar ningún daño a la salud o la función cerebral, y es bien tolerado[16] por el ser humano.

En general, hay muchos motivos para ser optimistas en cuanto a la relación del CBD con el cerebro.

Fuentes Externas
  1. Cannabinoid Ligands Targeting TRP Channels https://www.ncbi.nlm.nih.gov
  2. Cannabinoid receptor CB1 mediates baseline and activity-induced survival of new neurons in adult hippocampal neurogenesis https://www.ncbi.nlm.nih.gov
  3. The anxiolytic effects of cannabidiol in chronically stressed mice are mediated by the endocannabinoid system: Role of neurogenesis and dendritic remodeling https://www.researchgate.net
  4. Neuroprotective effects of cannabidiol in endotoxin-induced uveitis: critical role of p38 MAPK activation - PubMed https://pubmed.ncbi.nlm.nih.gov
  5. Effects of cannabidiol on amphetamine-induced oxidative stress generation in an animal model of mania - PubMed https://pubmed.ncbi.nlm.nih.gov
  6. Cannabidiol in vivo blunts β-amyloid induced neuroinflammation by suppressing IL-1β and iNOS expression https://www.ncbi.nlm.nih.gov
  7. Normal average value of cerebral blood flow in younger adults is 50 ml/100 g/min - PubMed https://pubmed.ncbi.nlm.nih.gov
  8. SAGE Journals: Your gateway to world-class journal research https://journals.sagepub.com
  9. Cannabidiol is a negative allosteric modulator of the cannabinoid CB1 receptor - PubMed https://pubmed.ncbi.nlm.nih.gov
  10. Cannabidiol in the Treatment of Post-Traumatic Stress Disorder: A Case Series https://www.ncbi.nlm.nih.gov
  11. Frontiers | Anxiolytic Effects of Repeated Cannabidiol Treatment in Teenagers With Social Anxiety Disorders | Psychology https://www.frontiersin.org
  12. Dopamine | Psychology Wiki | Fandom https://psychology.wikia.org
  13. Cannabidiol for the Treatment of Drug Use Disorders - ScienceDirect https://www.sciencedirect.com
  14. General Chemistry Online: The Bliss Molecule https://antoine.frostburg.edu
  15. Cannabidiol enhances anandamide signaling and alleviates psychotic symptoms of schizophrenia https://www.ncbi.nlm.nih.gov
  16. WHO Expert Committee on Drug Dependence Critical Review: Cannabidiol (CBD) https://www.who.int
Descargo de responsabilidad:
Este contenido está destinado únicamente a fines educativos. La información ofrecida procede de investigaciones recopiladas por fuentes externas.

¿TIENES MÁS DE 18 AÑOS?

El contenido de RoyalQueenSeeds.com es únicamente apto para adultos y está reservado para personas mayores de edad.

Asegúrate de conocer las leyes de tu país.

Al hacer clic en ENTRAR, confirmas
que tienes
18 años o más.