Hay muchos postres de chocolate que son una verdadera exquisitez. Y, como método para colocarse con marihuana, son todavía más deliciosos. Pero asegúrate de incluir una dosis que puedas tolerar, y experimenta con media porción antes de seguir comiendo. Los comestibles tardan un par de horas en hacer efecto, pero el colocón dura más. De entre los muchos postres diferentes que existen, uno de los más ricos es el pudin o budín de chocolate.

¿POR QUÉ PUDIN DE CHOCOLATE?

A algunos, el pudin les podría recordar a aquellos postres pringosos del colegio, pero no estamos hablando de eso. Nos referimos a un pudin preparado desde cero, con los mejores ingredientes y mucho cariño. La textura aterciopelada de un pudin casero ofrece un sabor inconfundible, digno de los postres de un restaurante fino. La única diferencia es que tienen un nombre más sofisticado. El pudin de chocolate combina muy bien con helado o frutos secos, o algún tipo de frutos del bosque o... Una vez que lo hayas preparado, podrás incorporar un montón de cosas.

CÓMO INCORPORAR EL CANNABIS

El proceso para preparar un pudin con marihuana es muy sencillo, pero la calidad del producto final dependerá en gran medida de la de los ingredientes que utilices. Marihuana incluida. Las tabletas de chocolate con leche baratas están muy bien, pero para desarrollar el verdadero potencial de esta receta, hace falta chocolate negro de calidad.

Para darle este toque especial, se puede sustituir la mantequilla por cannabutter. Para ello, tritura la hierba lo más fina que puedas y cuécela a fuego lento con mantequilla y agua durante varias horas. Filtra la mezcla con un colador de malla para deshacerte de las partículas vegetales. La siguiente receta está hecha con medidas exactas, así que calcula bien los ingredientes.
Vamos a seguir las instrucciones del ganador de la edición estadounidense de "Top Chef", Hoseas Rosenberg.

Ingredientes De Pudín De Cannabis De Chocolate

INGREDIENTES:

  • 1,4l de leche entera
  • 300g de azúcar
  • 6 cucharadas de maicena
  • 4,5 cucharadas de cacao en polvo sin azúcar
  • 1 cucharada de extracto de vainilla
  • 1 pizca de sal
  • 6 yemas de huevo
  • 250g de chocolate negro de calidad
  • 1,5 cucharadas de mantequilla de marihuana

INSTRUCCIONES:

  1. Combina 1,25l de leche y 200g de azúcar y llévalos a ebullición con fuego medio.
  2. Prepara una mezcla con el cacao en polvo, la maicena, el azúcar restante y una pizca de sal. Añade las 6 yemas de huevo a la vez que viertes el resto de la leche de forma gradual. Sigue batiendo hasta que tenga una textura suave.
  3. Cuando la leche con azúcar hierva, retírala del fuego. Vierte gradualmente 2-3 tazas de la leche en la mezcla con el huevo. Sigue removiendo para ligar bien los huevos y el cacao en polvo.
  4. Vierte toda la mezcla en la cazuela de la leche. Hierve a fuego medio removiendo con frecuencia. Una vez que hierva, retírala del fuego. Bate durante aproximadamente 1 minuto hasta que la mezcla espese.
  5. Filtra la mezcla con un colador para deshacerte de los grumos. Añade la mantequilla de cannabis y una cucharada de extracto de vainilla. Bate bien.
  6. Vierte la mezcla en un recipiente encima del chocolate, que deberá estar bien troceado para que se derrita con el calor de la mezcla. Deja que la mezcla funda el chocolate por completo.
  7. Cuando el chocolate se haya incorporado a la mezcla, envuelve el recipiente en hielo o agua fría para acelerar el proceso de enfriamiento. Cuando la mezcla esté fría, métela en el frigorífico hasta la hora del postre.
  8. Sirve con otras delicias de tu elección, ¡y que aproveche! Eso sí, asegúrate de tener un sitio cómodo donde tumbarte después.

Carrito

Artículos GRATUITOS incluidos

Sin producto

Transporte € 0.00
Total € 0.00

Confirmar