La Blue Cheese bien podría ser la cima de la exquisitez del mundo cannábico. Para crear esta variedad se usaron algunas de las cepas más ricas en terpenos del planeta, y desde entonces ha estado deleitando los paladares de fumetas por todo el mundo. La Blue Cheese es una cepa que nadie debería perderse, especialmente los sibaritas y coleccionistas de semillas.

CUANDO SE CRUZAN DOS LEYENDAS: PERFIL GENÉTICO DE LA BLUE CHEESE

Los criadores de marihuana se esfuerzan continuamente para traer algo nuevo al mundo cannábico, y así es como surgió la Blue Cheese. Muchos criadores se centran en buscar unos niveles máximos de THC y diferentes perfiles de cannabinoides, mientras que otros se centran en el sabor. La búsqueda de sabor es lo que dio lugar a la Blue Cheese.

Sus creadores querían desarrollar una variedad con un perfil de terpenos exótico y un sabor sin igual, y decidieron que solo había dos cepas que pudieran ofrecer estos resultados: la Blueberry y la Cheese.

La Blueberry es una de las cepas más conocidas. Este titán de dominancia índica produce niveles enormes de THC, del 25%. Sus efectos terapéuticos, y su fumada creativa y sedante, le han asegurado un hueco en el panteón de las cepas icónicas. La Blueberry fue creada en la década de los 70 por el famoso criador DJ Short, conocido como el “Willy Wonka de la marihuana”. Esta variedad aromática conquistó el mundo cannábico e incluso obtuvo el premio a la “Mejor Índica” en la High Times Cannabis Cup del año 2000.

La Cheese es una cepa de la vieja escuela originada en el Reino Unido. También es una cepa de dominancia índica y es la pareja perfecta para la Blueberry. La Cheese es conocida por su fuerte olor a queso y su sabor rico y cremoso. Provoca un colocón eufórico, que eleva el estado de ánimo, y también es conocida por causar fuertes ataques de hambre. Esta leyenda se creó al cruzar cepas puras afganas, mexicanas y colombianas.

La combinación de estas dos formidables cepas dio lugar a una de las variedades más sabrosas jamás producidas: la Blue Cheese.

UNA MANTITA DE CONFORT HERBAL: EFECTOS DE LA BLUE CHEESE

Los efectos de la Blue Cheese podrían compararse a alguien envolviendo tu cuerpo con una mantita cálida y confortable. Poco después de inhalar unas caladas de humo o vapor de esta hierba de dominancia índica, una sensación de alivio inunda tu cuerpo. Las tensiones desaparecen, las preocupaciones se vuelven irrelevantes, y la mente adopta una perspectiva más amplia. Te olvidas del trabajo y la rutina, para formar parte de una danza cósmica infinita.

Un contenido de THC del 19% permite que estos efectos duren horas y horas. Este estado eufórico es ideal para las tardes o noches relajadas en compañía de buenos amigos. O, mejor aún, la Blue Cheese es perfecta para charlar junto a una hoguera y contemplar las estrellas.

La Blue Cheese también está asociada con varios efectos terapéuticos. Se dice que alivia temporalmente el dolor, combate la depresión y ayuda en los casos de pérdida de apetito.

UN TORNADO DE TERPENOS: SABOR DE LA BLUE CHEESE

El perfil de terpenos de la Blue Cheese es tan diverso que puede confundir los sentidos. Su sabor es como un “tira y afloja”, y tu lengua es la cuerda. Al inhalar esta hierba, percibes unos toques a queso y tierra. Poco después, estas sensaciones dan paso a un regusto dulce, con sabor a arándanos y otras frutas del bosque.

UNA FLORACIÓN VELOZ: CULTIVAR LA BLUE CHEESE

La Blue Cheese es una variedad fácil de cultivar, que podría considerarse una buena cepa para principiantes. Las plantas son resistentes, perdonan los pequeños errores y prefieren los climas suaves. Los cultivadores pueden obtener resultados gratificantes, tanto en interior como en exterior.

Las plantas de interior no superan los 160cm de altura y producen hasta 550g/m², tras una rápida fase de floración de 7-8 semanas.

En exterior, las plantas alcanzan una altura máxima de 2m y producen unos 500-550g por planta. Sus cogollos podrán cosecharse y secarse a finales de septiembre.

BLUE CHEESE: UNA CEPA EXÓTICA APTA PARA PRINCIPIANTES

La Blue Cheese está destinada a la grandeza. El gran linaje genético de esta variedad le ha asegurado el éxito desde el primer momento. Realmente lo tiene todo: un sabor increíble, un colocón agradable y una fase de floración breve. La Blue Cheese es una opción excelente tanto para cultivadores novatos como veteranos, así que esta delicia cannábica no te decepcionará.

¿TIENES MÁS DE 18 AÑOS?

El contenido de RoyalQueenSeeds.com es únicamente apto para adultos y está reservado para personas mayores de edad.

Asegúrate de conocer las leyes de tu país.

Al hacer clic en ENTRAR, confirmas
que tienes
18 años o más.