Probablemente ya hayas oído el viejo mito sobre cómo se supone que debes fumar marihuana de forma "correcta". Pero, ¿cómo se hace eso exactamente? Hay quienes dicen que, para lograr los máximos efectos, hay que dar caladas extragrandes y retenerlas en los pulmones el mayor tiempo posible. Si eres partidario de esto, sentimos decírtelo, pero esta técnica no produce el efecto que estás pensando. Te explicamos por qué no necesitas dar caladas enormes para disfrutar de la hierba.

POR QUÉ NO ES NECESARIO DAR CALADAS GRANDES

Para obtener una mejor perspectiva de la situación, veamos cómo funcionan nuestros pulmones. Cuando respiramos, realmente no somos muy eficientes al absorber oxígeno y expulsar dióxido de carbono. Aunque nuestros pulmones pueden contener unos 6 litros de aire con una gran inhalación, al exhalar expulsamos buena parte de este oxígeno. Si nuestros pulmones absorbieran oxígeno de forma súper-eficiente, realmente podríamos absorber esos 6 litros de una sola vez y no necesitaríamos inhalar durante un rato. En cambio, respiramos más a menudo y con respiraciones más cortas.

El hecho es que los pulmones solo pueden absorber 5-6ml de oxígeno por minuto, y esto también se aplica al fumar marihuana. O, dicho de otra forma, no es posible absorber más THC en el cuerpo al retener el humo en los pulmones.

"¡DAR CALADAS GRANDES ME COLOCA MÁS!"

Es cierto, al dar caladas grandes y retenerlas puedes "sentirte más colocado", pero esto se debe a que estás privando de oxígeno a tu cerebro. El mareo o aturdimiento experimentado se agrava aún más por el monóxido de carbono presente en el humo. Inhalar una gran cantidad de humo puede engañarte, haciéndote sentir que la cantidad de THC recibida también es mayor. Pero, en definitiva, este no es el caso.

NUESTRO CUERPO ABSORBE EL THC INSTANTÁNEAMENTE

Nuestros pulmones transfieren el oxígeno del aire (o el THC del humo) casi al instante. En cuanto das una calada, prácticamente todo el THC de tu hierba (95%) ya ha llegado a tu cuerpo. Esto significa que no tiene sentido aguantar el humo durante un período prolongado, ni retenerlo en absoluto.

Sosteniendo Humo Mientras Fuma Marihuana

AGUANTAR EL HUMO NO ES SANO

Los compuestos activos del cannabis (THC, CBD, terpenos, flavonoides) solo son una pequeña parte del contenido del humo de la marihuana. El resto está compuesto por diferentes sustancias, muchas de las cuales son dañinas. Cuánto más tiempo retienes el humo, más subproductos tóxicos absorbe tu cuerpo. Si piensas que esto no es sano, estás en lo cierto.

¿CUÁL ES LA MEJOR FORMA DE OBTENER EL MAYOR COLOCÓN POSIBLE?

Respuesta simple: fuma más. O, si crees que la variedad que estás fumando actualmente quizás no genera el efecto deseado, puedes probar con cepas más fuertes. También puedes optar por dabbear concentrados o ingerir comestibles, ya que ambos producen experiencias mucho más potentes.

Ahora que entiendes por qué es más sano dar caladas pequeñas, tendría sentido probar las vaporizaciones. Los vaporizadores no producen la combustión de los concentrados ni del material vegetal, sino que simplemente los calientan al nivel de temperatura necesario para que se activen los cannabinoides. Esto resulta en una experiencia de consumo más saludable, que según algunas personas es más intensa. Una vez te hayas familiarizado con tu vaporizador, las caladas suaves también deberían hacer que tus pulmones se sientan mejor.

Dabeando Cannabisb

OTRAS VENTAJAS DE LAS DOSIS DE CANNABIS MÁS PEQUEÑAS

No todos los que fuman marihuana tienen como objetivo obtener el mayor colocón posible. Cada persona tiene motivos diferentes, y eso es aceptable. Recientemente, las microdosis se han vuelto muy populares entre los fumadores por fines medicinales, e incluso están ganando adeptos entre los consumidores por motivos recreativos.

¿QUÉ ES LA MICRODOSIFICACIÓN?

La microdosificación implica tomar una dosis pequeña y "subperceptual" de una sustancia (en este caso THC), para que puedas aprovechar sus ventajas sin sentirte colocado. Una microdosis normal de THC es de unos 2-3mg. Así que, en lugar de fumarte todo un porro o bong, simplemente darías una o dos caladitas. Algunos consumidores se microdosifican de esta forma a lo largo del día, para disfrutar del cannabis sin los efectos secundarios negativos asociados a las dosis elevadas de THC.

Microdosificación De Cannabis

MANTENLO SIMPLE Y SALUDABLE

Por suerte, fumar marihuana no es ningún campeonato en que haya que llevar el cuerpo al límite para sacar el máximo provecho. Sea cual sea el método de consumo elegido, mantén las cosas simples con caladas pequeñas. Si fumas mucho, plantéate usar un vaporizador. Un buen vaporizador puede durar bastante tiempo y reduciría el daño a tus pulmones. ¡Saldrás ganando!

Carrito

Artículos GRATUITOS incluidos

Sin producto

Transporte € 0.00
Total € 0.00

Confirmar