COCA-COLA DESARROLLA BEBIDAS CON INFUSIONES DE CANNABIS?

Con el continuo descenso en la venta de refrescos, y el creciente interés de los consumidores por los tés, infusiones y otras bebidas saludables, Coca-Cola podría estar subiéndose al carro de la marihuana. La intención de este gigante de las bebidas azucaradas no es dejar a la gente colocada, como hacía cuando se inventó la Coca-Cola por primera vez. En cambio, ha mostrado interés principalmente en las bebidas saludables que podrían contener CBD (cannabidiol), el familiar no-psicoactivo del THC (tetrahidrocannabinol).

Recientemente se desató una oleada de agitación y actividad bursátil en los principales medios financieros, cuando Coca-Cola se reunió con la empresa canadiense de cannabis Aurora para hablar sobre la producción de bebidas saludables con CBD. Las acciones de Aurora subieron un 23% el lunes, y otras empresas cannábicas también experimentaron un aumento en el precio de sus acciones. Otras grandes empresas de bebidas también han mostrado interés por el impulso que está tomando el sector de la marihuana. La marca de elaboración artesanal de Heineken NV, Lagunitas, ha lanzado una cerveza con THC y sin alcohol, mientras que Constellation Brands Inc, los productores de la cerveza Corona, están aumentando su participación financiera en el productor canadiense de marihuana Canopy Growth Corp.

EL IMPULSO IMPARABLE DEL CBD

Todo esto aún está en sus fases iniciales, mientras Coca-Cola sigue atenta al auge del interés del público por los productos con marihuana, especialmente los que contienen CBD, que destaca por sus propiedades beneficiosas para la salud. Entre ellas se incluyen efectos positivos para la ansiedad, la inflamación, el control del estado de ánimo, la eficiencia del sistema inmunológico y la homeostasis general. La Administración de Alimentos y Medicamentos de EE.UU. acaba de aprobar un fármaco basado en el cannabidiol, para tratar las convulsiones producidas por ciertos tipos de epilepsia.

El maldito fantasma de la prohibición sigue atormentando a gran parte del mundo. Pasará algún tiempo antes de que una gran marca de bebidas distribuya productos que contengan cannabinoides a escala global. Pero las cosas están mejorando. En Canadá, el comercio legal de marihuana empieza en octubre, y en EE.UU. cada vez más estados están derogando leyes cannábicas obsoletas e impopulares. Desde 2011, las ventas de marihuana han aumentado a rtimo de 1.000 millones de dólares cada año, hasta los 9.000 millones de dólares anuales, y muchos países europeos están siguiendo los modelos de Holanda y Portugal. Y a donde va el dinero, también van las grandes corporaciones, así que la comercialización internacional de alimentos, bebidas y medicamentos con marihuana es inevitable.

Carrito

Artículos GRATUITOS incluidos

Sin producto

Transporte € 0.00
Total € 0.00

Confirmar