El cannabis es conocido por su efecto característico que sumerge a los consumidores en un estado de relajación y calma. Cuando se trata de trastornos como el TDAH y el TDA, ese estado parece ideal para personas que tienen un patrón de pensamiento acelerado, falta de concentración y dificultad para prestar atención a las actividades diarias.

El cannabis ha demostrado ayudar con una amplia variedad de enfermedades, en parte debido a algunos compuestos de la planta que interactúan con receptores específicos que se encuentran en el cuerpo humano y que conforman el sistema endocannabinoide (SEC). Aunque es necesario que se realicen investigaciones más detalladas antes de sacar conclusiones, es posible que este sistema interno cumpla una función fundamental en relación con el TDAH y el TDA.

El funcionamiento correcto de los receptores de cannabinoides CB1 y CB2 y niveles adecuados de los endocannabinoides anandamida y 2-AG son necesarios para un desarrollo y una función cognitiva adecuada. Cuando este sistema no está equilibrado, es posible que empiecen a aparecer síntomas de TDAH y TDA.

¿QUÉ SON EL TDAH Y EL TDA?

El trastorno por déficit de atención e hiperactividad, o TDAH, es un trastorno habitual en la infancia que se estima que afecta a más de 6 millones de niños en los Estados Unidos. Existen muchas variaciones del trastorno, y puede manifestarse de maneras diferentes en cada persona. El trastorno se caracteriza por la falta de atención, pérdida de la concentración, dificultad para concentrarse y mal comportamiento. Los adultos también pueden presentar el trastorno, y es posible que no se haya diagnosticado durante su infancia.

Suele haber confusión sobre la diferencia entre el TDAH y el TDA. Se creía que el TDA era un trastorno diferente, definido por características similares al TDAH pero sin el elemento de hiperactividad. Recientemente, los síntomas que solían considerarse para el diagnóstico del TDA ahora se presentan como parte del diagnóstico del TDAH tras una reclasificación.

TIPOS DE TDAH

Existen tres tipos de TDAH, y todos tienen en común la falta de atención y la hiperactividad. El primer tipo es el TDAH predominantemente inatento, un grupo de síntomas que se habrían diagnosticado como TDA en el pasado. Esta forma de TDAH manifiesta falta de atención sin los síntomas de hiperactividad.

El elemento de inatención del TDAH puede ser muy problemático para niños y adultos, y puede afectar de manera negativa sus vidas sociales y académicas/profesionales. Una persona diagnosticada como predominantemente inatenta suele definirse como alguien que se distrae y pierde la concentración fácilmente, es desorganizada, tiene dificultad para seguir instrucciones y evita activamente tareas que requieran de un esfuerzo mental significativo. También es posible que esta persona ignore a otras personas mientras le hablan.

Tipos De TDAH

La segunda forma de TDAH es el TDAH predominantemente hiperactivo/impulsivo. Esta forma del trastorno incluye síntomas de hiperactividad e impulsividad, pero no incluye la inatención que caracteriza a la primera forma descrita. Los síntomas de esta forma de TDAH se pueden manifestar como verborragia, interrupción en las conversaciones, inquietud excesiva, aspecto de estar siempre apurados y dificultad para estar tranquilo.

La tercera forma de este trastorno es el TDAH combinado, que se caracteriza por la presencia de síntomas de inatención, hiperactividad e impulsividad combinados.

CAUSAS DEL TDAH

Ya analizamos algunos de los síntomas de este trastorno, pero ¿qué lo causa exactamente? En este momento, los investigadores que trabajan en la materia aún no están completamente seguros. Se cree que el TDAH tiene varios orígenes, uno de ellos neurológico. Algunas investigaciones sugieren que la disminución en los niveles del neurotransmisor dopamina podría ser la causa.

La dopamina es responsable de transmitir señales entre neuronas y participa en la función del movimiento, la memoria, el comportamiento y la cognición, el estado de ánimo, el aprendizaje, la atención y los sistemas de recompensa.

Otro posible factor causal se basa en la genética y en diferencias estructurales entre regiones del cerebro. La reducción del volumen de la materia gris se asoció al diagnóstico de TDAH.

TRATAMIENTO CONVENCIONAL

Antes de hablar de lo que el cannabis puede hacer para ayudar a un paciente con TDAH, primero analizaremos los tratamientos convencionales que se utilizan. Los tratamientos más frecuentes constan de una combinación de medicamentos y terapia conductual. Los medicamentos recetados pueden ser estimulantes o no estimulantes.

Los estimulantes se utilizan para aumentar los niveles de dopamina y noradrenalina en el cerebro. Para lograr esto, se utilizan estimulantes del sistema nervioso central, como Ritalin y Adderall. Los no estimulantes que logran efectos similares incluyen Strattera y antidepresivos como la nortriptilina.

También se recomienda hacer ejercicio, dormir lo suficiente y una alimentación equilibrada para controlar los síntomas del TDAH. Para obtener resultados similares, también se puede practicar meditación mindulness, pasar tiempo al aire libre y practicar yoga.

ADHD Hiperactividad

CANNABIS COMO TRATAMIENTO POTENCIAL

Es posible que los tratamientos convencionales no funcionen para algunas personas que sufren de TDAH. También es posible que busquen tratamientos alternativos si los efectos secundarios del tratamiento convencional son desagradables. Algunos encuentran alivio cuando se automedican con cannabis. La evidencia anecdótica sugiere que la hierba puede ayudar a reducir la hiperactividad y la impulsividad, lo que, a su vez, puede aumentar la concentración y disminuir la inquietud.

No obstante, la evidencia anecdótica no es lo único que sugiere que el cannabis es un posible tratamiento para el TDAH. Varias investigaciones y algunos médicos también sugieren que los compuestos del cannabis pueden ser beneficiosos para aliviar los síntomas del TDAH.

En un artículo publicado en 2017, en la revista European Neuropsychopharmacology, se detalla un estudio piloto experimental, aleatorizado y controlado con placebo, en el que se administró un medicamento con cannabinoides a 30 adultos con TDAH. Los autores del artículo indican que los efectos terapéuticos potenciales del cannabis se lograron mediante la mejora de la transmisión dopaminérgica, el mismo mecanismo logrado por los medicamentos convencionales.

Los participantes se dividieron en dos grupos: uno recibió un tratamiento activo, y el otro recibió un placebo. El grupo activo recibió dosis de un spray oral llamado Sativex. Cada pulverizador de 100 microlitros de producto contiene 2,7mg de THC y 2,5mg de CBD. La administración de cannabinoides en este estudio se asoció a una mejora significativa de los síntomas de hiperactividad e impulsividad, y una tendencia a mejorar la atención en adultos con TDAH.

Los resultados de este estudio respaldan los casos anecdóticos que demuestran la eficacia de la automedicación con cannabis para tratar algunos de los síntomas asociados al TDAH.

¿POSIBLE DEFICIENCIA DE CANNABINOIDES?

El estudio anterior demuestra que los compuestos activos que produce la planta de cannabis pueden ayudar a aliviar los síntomas del TDAH. Sin embargo, los cannabinoides pueden tener una función aún más importante con respecto al trastorno.

El Dr. David Bearman, de Santa Barbara, California, trata a algunos de sus pacientes que sufren de TDAH con cannabis. Bearman cree que la dificultad para concentrarse y mantener la atención puede deberse a que el paciente experimenta lo que se conoce como deficiencia clínica endocannabinoide, es decir, que carece de cantidades adecuadas de los endocannabinoides que produce el cuerpo.

Es interesante observar que el endocannabinoide anandamida interactúa con el mismo receptor que el fitocannabinoide THC, por lo que la ingesta de THC puede ayudar a activar este receptor, incluso con niveles bajos de cannabinoides endógenos.

El Dr. Bearman sostiene que es probable que una persona con una deficiencia de endocannabinoides que suplementa con fitocannabinoides experimente una reducción de la velocidad de liberación de neurotransmisores, lo que permite que el cerebro se concentre con mayor agudeza.

Tratamiento de Cannabis Tdah y TDA

POSIBLES RIESGOS DE LA AUTOMEDICACIÓN CON CANNABIS

Aunque consideramos que el cannabis puede ser un posible tratamiento para el TDAH, su consumo debe evaluarse para cada caso en particular. Quienes sufren de TDAH tienen una mayor tendencia a desarrollar trastornos de abuso de sustancias, y el consumo de cannabis aumenta la posibilidad de adicción e ingesta de otras sustancias. Esto se aplica especialmente a adolescentes, que tienen mayor probabilidad de comenzar a consumir cannabis en exceso después de experimentar con la automedicación.

El consumo excesivo de cannabis durante la adolescencia puede causar efectos adversos serios. El cerebro se encuentra en desarrollo hasta los 25 años de edad, y el consumo significativo de cannabis antes de esta edad se ha vinculado a un desempeño disminuido en tareas cognitivas y una corteza más delgada, que es una región del cerebro que controla la memoria y la inhibición.

UNAS PALABRAS SOBRE LA MICRODOSIFICACIÓN

Algunos investigadores sostienen que la microdosificación puede ser la mejor forma de administración en caso de automedicación, en especial para adolescentes que buscan experimentar. Una microdosis es una cantidad pequeña de cannabis; tan pequeña que los efectos psicoactivos son imperceptibles o muy sutiles. Estas pequeñas dosis pueden ayudar a los consumidores a mejorar su concentración sin ingerir una dosis grande que disminuya su productividad ni su funcionalidad.

ESCOGE BIEN LAS VARIEDADES

Quienes buscan automedicarse con cannabis deben saber que cada cepa puede producir efectos psicoactivos y terapéuticos muy diferentes. Las cepas con dominancia índica se vinculan a la relajación y a un efecto de colocón corporal. Por otro lado, las cepas sativa dominantes son conocidas por sus efectos cerebrales, energéticos e incluso motivadores.

Cada variedad también tiene contenidos de cannabinoides diferentes. Las cepas con un nivel de THC elevado producen un efecto mucho más psicoactivo que las cepas ricas en CBD. Se ha informado que el CBD ayuda con la concentración en casos de TDAH.

Es posible que diferentes personas sientan que determinadas cepas son más beneficiosas que otras. Las cepas sativa dominantes pueden servir para aumentar la concentración y la atención, mientras que las de predominancia índica pueden ayudar a aliviar la hiperactividad.

Carrito

Artículos GRATUITOS incluidos

Sin producto

Transporte € 0.00
Total € 0.00

Confirmar