El CBD es uno de los muchos cannabinoides que se encuentran en el cannabis. A diferencia del THC principal, el CBD no te coloca. Últimamente se está estudiando mucho sobre el CBD y sus múltiples posibilidades, como tratamiento del dolor y como una solución en potencia para tratar la epilepsia, la ansiedad, los trastornos neurológicos y muchas otras afecciones. Si tienes un gato, te interesará saber que, ¡el CBD también tiene muchos beneficios para tu amigo de cuatro patas!

¿CÓMO FUNCIONA EL CBD EN LOS GATOS?

Como en el caso de los humanos, los gatos tienen un sistema endocannabinoide que regula funciones fisiológicas importantes como la inmunidad, el estado de ánimo, el sueño y el dolor. Los receptores cannabinoides se encuentran en todo el cuerpo, incluidos cerebro, sistema nervioso y sistema inmunitario. Lo que hace que el cannabis sea tan especial es que sus compuestos activos pueden unir o influenciar estos receptores. Y, al igual que los humanos pueden beneficiarse de los resultados del CDB, ¡también lo harán tus amigos felinos!

Receptores Cannabinoides Gato

¿CÓMO PUEDE AYUDAR EL CBD A TU GATO?

A pesar de que cada vez hay más pruebas que demuestran los efectos positivos y los tratamientos en potencia con CBD, la investigación del cannabis medicinal lleva poco tiempo en marcha. Los principales partidos por fin están aceptando la amplia gama de posibilidades medicinales que tiene esta planta, hasta hace poco estigmatizada. En realidad hay muy pocos estudios de CBD testados en gatos, pero contamos con un amplio informe que recoge experiencias y anécdotas que apoyan su propiedad terapeútica.

El CBD en gatos puede ayudar en lo siguiente:

  • Agresión
  • Pérdida de apetito
  • Ansiedad
  • Estrés
  • Falta de energía
  • Inflamación
  • Infecciones

También hay enfermedades más graves en los gatos en las que, según informaron los dueños, los aceites de CBD fueron de gran ayuda. En enfermedades felinas comunes como la artritis, pancreatitis, enfermedad inflamatoria intestinal y asma, la causa principal suele ser la inflamación. El CBD es conocido por sus propiedades antiinflamatorias y analgésicas, que ayudan a combatir las causas y los síntomas de varias enfermedades.

En las personas, el CBD se usa para tratar convulsiones y formas raras de epilepsia, como por ejemplo la conocida como síndrome de Dravet. Hay pruebas que demuestran que el CBD también funciona para reducir las convulsiones en los gatos.

CÓMO ADMINISTRAR EL CBD EN GATOS

Obviamente, los gatos son mucho más pequeños que los humanos, lo que significa que necesitarán dosis mucho más bajas de CBD que nosotros.

Si compras un producto de aceite de CBD hecho específicamente para gatos, asegúrate de leer las recomendaciones del prospecto para una correcta administración. También puedes usar aceites de CBD destinados a las personas, siempre y cuando te asegures de reducir la dosis según corresponda.

Según algunos veterinarios, se recomienda entre 0,1 y 0,5mg de CBD por kg del gato. Las dosis individuales pueden variar según la afección específica que padezca tu gato, entre otros factores. Recuerda, menos puede ser más. Siempre es mejor comenzar con dosis bajas y ver cómo responde tu gato.

Gatos y CBD

ADMINISTRACIÓN RECOMENDADA DE CBD PARA UN GATO COMÚN

  • Artritis: 0,5mg/kg dos veces al día
  • Asma: 0,5mg/kg dos veces al día
  • Enfermedad inflamatoria intestinal: 0,2mg/kg dos veces al día
  • Pancreatitis: 0,1mg/kg dos veces al día, aumentando gradualmente hasta 0,5mg/kg dos veces al día
  • Infecciones crónicas del tracto respiratorio superior: 5mg/kg dos veces al día
  • Convulsiones: 0,5mg/kg dos veces al día y luego aumentar gradualmente. La dosis máxima para tratar las convulsiones puede ser de hasta 3mg de CBD por kg de peso de tu gato

Tienes que saber que el CBD normalmente no funciona de la noche a la mañana. A veces puede tardar varias semanas hasta que notes sus efectos en tu mascota. Por lo tanto, cuando administres CBD, tienes que ser paciente y constante, y observar atentamente a tu gato para encontrar la dosis adecuada a su debido tiempo.

Como regla general, es una buena idea esperar una semana o dos antes de subir la dosis. Repite este proceso según las recomendaciones hasta que notes sus efectos.

¿HAY EFECTOS SECUNDARIOS DEL ACEITE DE CBD EN GATOS?

Si administras el CBD a tu gato en la dosis adecuada, no deberían aparecer efectos secundarios negativos. Si te pasas de la dosis, lo que puede ocurrir es que tu gato se quede sedado, pero igualmente no es un riesgo para su salud.

Mientras que la administración de CDB es generalmente segura, ten siempre presente que no debes administrar a tu gato ni cannabis ni ningún otro derivado que contenga THC. Los gatos son incluso más sensibles al THC que los humanos. Aunque tú disfrutes del subidón del THC, para tu gato sería algo muy desagradable.

Muchos dueños de mascotas dicen que el CBD les ha ayudado mucho a mejorar la salud y el bienestar de sus gatos y perros. Esto sugiere que el aceite de CBD puede ser una forma efectiva y segura de tratar a tu gato en diversas circunstancias. Dale aceite de CBD a tu gato y deja que los resultados hablen por sí mismos.

Carrito

Artículos GRATUITOS incluidos

Sin producto

Transporte € 0.00
Total € 0.00

Confirmar