Las semillas de cáñamo están arrasando en el mundo de la dietética y la alimentación saludable, con su amplia variedad de beneficios para la salud, como un perfil nutricional completo, una gran concentración de vitaminas y minerales y mucho más.

Sin embargo, incorporar súper alimentos exóticos como el aceite de coco o semillas de cáñamo no siempre es sencillo, especialmente para aquellos que no son gurús del fitness o la salud.

En este artículo analizamos las semillas de cáñamo al detalle, qué son y qué beneficios pueden proporcionar a nuestra salud. Además, te mostraremos formas sencillas de incorporarlos a tu dieta y aprovechar sus ventajas.

¿QUÉ SON LAS SEMILLAS DE CÁÑAMO?

Las semillas de cáñamo proceden de la planta del cáñamo, que es una variedad especial de cannabis sativa cultivada con fines industriales.

El cáñamo es una planta resistente y con un crecimiento excepcionalmente rápido, que se puede usar, procesar o refinar para fabricar una serie de productos comerciales, como papel, textiles, plásticos biodegradables, pintura, aislantes, biocombustible y alimentos.

Las plantas de cáñamo pertenecen a la misma especie que las plantas de cannabis utilizadas para producir marihuana. Sin embargo, las plantas de cáñamo generalmente contienen concentraciones muy inferiores de THC, el compuesto psicoactivo del cannabis que te "coloca".

Las semillas de cáñamo sólo contienen cantidades insignificantes de THC y por lo tanto no producen ningún efecto psicoactivo ni en humanos ni en animales cuando se consumen.

Semillas de cáñamo planta resiliente

¿CÓMO SE USAN?

Las semillas de cáñamo son comestibles y son objeto de muchos artículos y estudios por sus ventajas nutricionales. Se pueden comer crudas como semillas normales (como las de girasol o las de chía), machacadas o picadas en harina, o se pueden prensar para obtener aceite.

¿CUÁLES SON LAS VENTAJAS DE CONSUMIR SEMILLAS DE CÁÑAMO?

Comer semillas de cáñamo tiene numerosas ventajas. Aquí exponemos algunas de las razones fundamentales por las que deberías valorar incluirlas en tu dieta:

SON EXTREMADAMENTE NUTRITIVAS

Como probablemente hayas visto en el análisis nutricional que hemos incluido, las semillas de cáñamo son extremadamente nutritivas.

Son especialmente ricas en grasas y ácidos grasos saludables, sobre todo ácido linoleico (omega-6) y alfa-linoleico (omega-3).

Las semillas de cáñamo también son una gran fuente de proteínas vegetales (más del 25% de sus contenido de calorías procede de proteínas de alta calidad) y aminoácidos como la arginina (que ha demostrado tener propiedades antiinflamatorias), el ácido glutámico (que es capaz de mejorar la función cerebral y potenciar el metabolismo) y muchos más.

Las semillas de cáñamo también son ricas en vitamina E (un antioxidante natural) y B (importante para el metabolismo celular), calcio, magnesio, hierro y zinc.

PODRÍAN EVITAR ENFERMEDADES DEL CORAZÓN

Según la Organización Mundial de la Salud, las enfermedades del corazón son la primera causa de mortandad en el mundo.

Las semillas de cáñamo contienen elevadas concentraciones de arginina, un aminoácido que ha demostrado ayudar a dilatar los vasos sanguíneos y reducir la hipertensión, dos factores importantes en la prevención de enfermedades cardiovasculares.

Las semillas de cáñamo también presentan grandes concentraciones de fibra, que se supone que mejora los niveles de colesterol en sangre y consecuentemente reduce el riesgo de enfermedades de corazón, derrames cerebrales, obesidad y diabetes tipo 2, según la Asociación Americana del Corazón.

Además, estudios con animales indican que las semillas de cáñamo o el aceite de semillas de cáñamo pueden disminuir el riesgo de formación de coágulos de sangre y ayudan al corazón a reponerse de un ataque.

PODRÍAN MITIGAR LOS SÍNTOMAS DEL SÍNDROME PREMENSTRUAL Y/O LA MENOPAUSIA

Aproximadamente el 80% de las mujeres sufren síntomas, tanto físicos como psicológicos, causados por el síndrome premenstrual. La investigación sugiere que estos síntomas son probablemente causados por una sensibilidad superior a la hormona prolactina.

Las semillas de cáñamo son ricas en ácido gamma-linoleico (GLA) que, pertenece a un grupo de ácidos grasos que han demostrado reducir los efectos de la prolactina y los síntomas del síndrome premenstrual.

Los estudios también indican que otros suplementos dietéticos ricos en GLA, como el aceite de onagra pueden aliviar los síntomas de este síndrome, entre ellos, el dolor y la sensibilidad en los senos, la depresión, la irritabilidad y la retención de líquidos.

Los GLA también se consideran útiles en el tratamiento de la menopausia, y algunos estudios sugieren que pueden regular los desequilibrios hormonales y la inflamación.

Presión arterial de las células del corazón

PODRÍAN MEJORAR LA DIGESTIÓN

La fibra es muy importante para la salud digestiva, y las semillas de cáñamo son una gran fuente de fibra alimentaria soluble e insoluble.

La fibra soluble juega un papel fundamental en la digestión, proporcionando nutrientes a las bacterias del sistema digestivo, mientras la fibra insoluble ayuda a añadir masa a la materia fecal y arrastrarla a lo largo de los intestinos.

Sin embargo, es importante mencionar que la mayor parte de la fibra de las semillas de cáñamo está en la cáscara exterior de la semilla. Por lo tanto, las semillas peladas o sin cáscara contienen muy poca fibra.

PODRÍA AYUDAR A TRATAR TRASTORNOS DE LA PIEL

El aceite de semilla de cáñamo es una fuente rica y equilibrada de ácidos grasos poliinsaturados omega-6 y omega-3, que juegan un papel fundamental en la gestión de las respuestas inmunes del cuerpo y las enfermedades de la piel.

Un estudio de 2005 publicado en la Revista de Tratamiento Dermatológico descubrió que el aceite de semilla de cáñamo reducía significativamente los síntomas de dermatitis atópica al causar cambios importantes en los perfiles de ácidos grasos del plasma.

También podría aliviar la sequedad de piel, mejorar las irritaciones y reducir la necesidad de medicación para determinadas enfermedades.

PODRÍAN AYUDAR A REDUCIR LOS SÍNTOMAS DE LA ARTRITIS

La artritis afecta a aproximadamente 50 millones de adultos en todo el mundo. Según la Organización Mundial de la Salud, alrededor del 50% de los pacientes de artritis son incapaces de conservar un puesto de trabajo a tiempo completo tras 10 años desde el comienzo de la enfermedad.

El ácido gamma linoleico, el mismo compuesto que puede tratar el síndrome premenstrual, también ha demostrado poseer propiedades antiinflamatorias.

Un estudio desarrollado durante 6 meses y publicado en la revista de Artritis y Reumatismo descubrió que consumir los GLA de las semillas de cáñamo por separado reducía los síntomas de la artritis en un 25%, en comparación con el 4% del placebo.

CÓMO COMER SEMILLAS DE CÁÑAMO:

Incorporar semillas de cáñamo en tu dieta es tan simple como añadirlo en mueslis y ensaladas, o simplemente comerlas crudas. Desprenden un sabor rico, a fruto seco, de alguna forma similar a las pipas de girasol o los piñones.

Además, también podrías probar a hacer barritas de cereales caseras, muffins y otros productos de repostería.

El consumo diario mínimo recomendado de semillas de cáñamo peladas es de 42 gramos, o unas 4 cucharillas. Sin embargo, si pretendes usar las semillas de cáñamo para tratar alguno de los problemas de salud mencionados o suplementar otras comidas de tu dieta, tu ingesta mínima personal podría cambiar.

Recuerda, consulta siempre a tu médico, profesional de la salud o nutricionista antes de consumir semillas de cáñamo para ayudar a tratar una enfermedad o complementar tu dieta.

Para descubrir sencillas recetas con semillas de cáñamo, échale un vistazo a este artículo que publicamos hace tiempo en nuestro blog.

Receta de comida de cáñamo

PERFIL NUTRICIONAL DE LAS SEMILLAS DE CÁÑAMO

Aquí tenemos el perfil nutricional completo de las semillas de cáñamo:

Nota: los valores a continuación están extraídos de draxe.com y se refieren a 100 gramos.

  • Energía: 2.451 kJ (586 kcal)
  • Carbohidratos: 4,67 gramos
  • Azúcares: 1,50 gramos
  • Fibra: 4,0 gramos
Icono de grasa semilla de cáñamo
ANÁLISIS DE GRASAS:
  • Grasa (total): 48,75 gramos.
  • Grasa (saturatada): 4,600 gramos
  • Grasa (trans): 0 gramos
  • Grasa (monoinsaturatada) : 5,400 gramos
  • Grasa (poliinsaturatada): 38,1 gramos
  • Omega 3: 9,301 gramos
  • Omega 6: 28,698 gramos
Semillas de cáñamo
ANÁLISIS DE PROTEÍNAS:
  • Proteína (total): 31,56 gramos
  • Triptófano: 0,369 gramos
  • Treonina: 1,269 gramos
  • Isoleucina: 1,286 gramos
  • Leucina: 2,163 gramos
  • Lisina: 1,276 gramos
  • Metionina: 0,933 gramos
  • Cistina: 0,672 gramos
  • Fenilalanina: 1,447 gramos
  • Tirosina: 1,263 gramos
  • Valina: 1,777 gramos
  • Arginina: 4,550 gramos
  • Histidina: 0,969 gramos
  • Alanina: 1,528 gramos
  • Ácido aspártico: 3,662 gramos
  • Ácido glutámico: 6,269 gramos
  • Glicina: 1,611 gramos
  • Prolina: 1,597 gramos
  • Serina: 1,713 gramos
Semillas de cáñamo
CONTENIDO DE MINERALES
  • Calcio: 145 mg
  • Hierro: 14 mg
  • Magnesio: 483 mg
  • Manganeso: 7 mg
  • Fósforo: 1160 mg
  • Potasio: 859 mg
  • Zinc: 7 mg
Semillas de cáñamo
CONTENIDO DE VITAMINAS
  • Vitamina A: 3800 UI mg
  • Vitamina B1: 0,4mg
  • Vitamina B2: 0,11 mg
  • Vitamina B3: 2,8 mg
  • Vitamina B6: 0,12 mg
  • Vitamina D: 22.77.5 UI mg
  • Vitamina E: 90 mg UI mg

 

Carrito

Artículos GRATUITOS incluidos

Sin producto

Transporte € 0.00
Total € 0.00

Confirmar