Colombia va a cultivar su primera cosecha legal de marihuana medicinal. El proyecto de ley para legalizarla se aprobó sin problemas, con la promesa de mejorar la salud e incrementar los impuestos.

Otro país sudamericano que declara la guerra. No a las drogas, sino a las enfermedades. El gobierno colombiano ha promulgado una legislación que legaliza el cultivo y la venta de marihuana medicinal. Ha sido un largo y complicado proceso.

UN PASADO TURBULENTO

Las leyes colombianas sobre drogas han cambiado mucho durante el último siglo. En los años 20, el castigo por posesión y consumo de drogas era una multa. Pero debido al creciente tráfico internacional de drogas que se extendió por todo el mundo, el gobierno colombiano ha endurecido y relajado sus leyes a lo largo de los años. En el 2005 se asentó en una zona gris que permitía la posesión de cierta cantidad de casi todo tipo de drogas para consumo personal, bajo el lema del "libre desarrollo de la personalidad".

Ahora se ha firmado una nueva ley que convierte a la marihuana medicinal en una sustancia legal. El congreso votó a favor del cannabis medicinal con la esperanza de ofrecer medicamentos a quienes los necesitan y de crear empleo e ingresos fiscales al mismo tiempo. Por desgracia, la legalización con fines recreativos no obtuvo suficientes votos.

marihuana medicinal Colombia

La comercialización del cannabis medicinal promoverá un producto más seguro y de mejor calidad. El cultivo de las plantas será responsabilidad de profesionales dedicados a producir una hierba que esté al nivel de su reputación empresarial.

UN TERRENO SIN EXPLORAR

El mayor problema que existe en este momento es formar a los médicos sobre el consumo y los efectos del cannabis. Sólo el 2% de los profesionales colombianos de la salud han llevado a cabo sus propias investigaciones sobre las posibles aplicaciones de la marihuana, por lo que podría pasar bastante tiempo antes de que los médicos puedan cumplir con la guía farmacéutica para tratar enfermos con cannabis.

El gobierno tiene la intención de controlar con mano firme la regulación de esta nueva industria. Tres entidades gubernamentales expedirán y controlaran las licencias de cultivo. Los ministerios de Justicia, Sanidad y Agricultura serán los encargados de establecer unos estrictos estándares que toda nueva empresa deberá acatar. En total, habrá 11 licencias distintas que abarcarán desde el cultivo del cannabis hasta su almacenamiento.

¿Y LOS CULTIVADORES PRIVADOS?

Aunque hay un sentimiento general de entusiasmo y alegría, muchas personas están preocupadas por la naturaleza imprecisa de algunas de las leyes. Creen que serán injustas y que los políticos que las han promulgado serán sus principales beneficiarios. Bajo la antigua ley, los cultivadores privados podían tener hasta 20 plantas. Estas personas se preguntan qué supone para ellos la nueva ley - ya que es obligatorio tener una licencia.

PLANIFICADA LA PRODUCCIÓN A GRANDE ESCALA

La provincia de Boyacá está planificando el cultivo del primer lote de marihuana medicinal legal, y ya ha destinado 10 hectáreas a su producción. La Universidad Tecnológica de Colombia ha estado ejerciendo presión para poder cultivar en esta provincia, ya que seguramente se aprovechará de ello llevando a cabo estudios sobre la hierba.

Las leyes sobre el cannabis están cambiando en todo el mundo. Este es el último paso en la lucha para poner fin a la prohibición y que sea accesible para aquellos que lo necesitan. Muchos países vigilarán de cerca a Colombia, sobre todo por su reputación como productora de drogas ilícitas. Si demuestran al mundo que un mercado legal es viable y mejora el bienestar de la sociedad, otros países seguirán su ejemplo.

Carrito

Artículos GRATUITOS incluidos

Sin producto

Transporte € 0.00
Total € 0.00

Confirmar